Estimado lector queremos agradecer el interés que usted muestra por nuestros artículos.

Cualquier sugerencia que tenga para mejorar la calidad de la información que brindamos todos los días del año será bienvenida.

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 18 °C
Parcialmente nublado
Humedad: 54 %
23.10.2017
ACTUARON TRES DELINCUENTES

En una vivienda de Villa Elisa pasaron de los nervios por la Selección al miedo por un robo

Fue en una elegante casa de 421 bis entre 8 y 9. Se llevaron una fuerte suma en pesos y en dólares

Recomendar artículo Imprimir artículo
En una vivienda de Villa Elisa pasaron de los nervios por la Selección al miedo por un robo

Karina Guerrero, ayer con EL DIA en su vivienda de 421 bis entre 8 y 9, donde junto a sus dos hijos y la novia de uno de ellos quedó casi 10 minutos a merced de una banda de delincuentes - cesar santoro

Eran las nueve y cuarto de la noche del martes cuando, tal como lo habían previsto, la dueña de una elegante vivienda de Villa Elisa, sus dos hijos y, la novia de uno de ellos, se habían reunido a cenar para ver el partido que jugaba la Selección Argentina frente a Ecuador, por la Eliminatorias al Mundial de Rusia.

De repente, estas cuatro personas quedaron atónitas por un estruendo similar al de una explosión, que provenía del frente del domicilio, situado en la calle 421 bis entre 8 y 9.

El ruido, supieron segundos después, había sido provocado por dos jóvenes delincuentes, que acababan de ingresar al inmueble tras aplicar una furibunda patada a la puerta de entrada.

Comenzaba así una odisea para el grupo familiar que, según estimaron ante la consulta de este diario, tuvo una duración cercana a los 10 minutos.

“QUERIAN BASTANTE PLATA”

Apenas los dos ladrones amedrentaron a las víctimas con un arma de fuego, dejaron en claro que estaban dispuestos a ir a todo con tal de conseguir ese propósito.

Al respecto, la dueña de casa, Karina Guerrero (43), le contó ayer a EL DIA que “el más bajito de los dos, que era el más violento, enseguida le pegó una trompada a mi hijo mayor, de 26 años, que estaba sentado en el sillón mirando el partido de Argentina”.

La situación no hizo más que desatar el miedo de todos.

“Lo primero que pidieron es que les entreguemos plata, así que revisaron distintos ambientes de la casa. Así fueron apoderándose de una considerable cantidad de dinero en pesos, mayormente, y también algo de dólares”, señaló Karina.

Al ser consultada sobre el monto sustraído por los asaltantes, reveló que “nos llevaron los ahorros de muchísimos años de esfuerzo. Serán 60.000 pesos y unos 1.500 dólares”.

“Primero se estaban yendo con una cantidad inferior, pero llamativamente un cómplice que los esperaba afuera en un Citroën Air Cross de color blanco, los interceptó en la puerta y los hizo volver a entrar porque aseguraba que teníamos más dinero del que sus cómplices ya habían robado”, agregó extrañada.

Las palabras del que hasta ese momento había permanecido en actitud pasiva en la calle, asombraron a Karina y a quienes la acompañaban: el chico de 26 años, la novia y el otro hijo, de 15.

“Nos resultó extraño que dijera que había más plata con tanta seguridad. Es como si hubiese tenido el dato de alguien. Pero lo más curioso es que con mi esposo no hicimos recientemente alguna operación de dinero que permitiera filtrar ese dato”, reflejó la mujer.

“UNO DE ELLOS ME INSULTO”

Karina hizo saber además que uno de los dos ladrones que entraron en primer lugar a su finca, al constatar que era real que quedaba aún un resto de dinero, “me insultó porque se dio cuenta que se lo había ocultado”.

“Fue el único de los tres asaltantes que tenía buen aspecto físico y que estaba correctamente vestido”, aportó después la damnificada.

Pero además de esa suma de dinero, los delincuentes, según detalló Karina, “también robaron cuatro teléfonos celulares, una play station 4 y una campera”.

La banda se dio a la fuga en el mismo vehículo con el que llegaron a esa vivienda.

PARADOJA

Mientras que un grupo de operarios -que tuvieron que contratar de urgencia- ultimaba la tarea de cambiar la puerta dañada por otra que compraron, “tras gastar ocho mil pesos que pagamos con una tarjeta de crédito”, Karina indicó que “pensar que nos vinimos para Villa Elisa hace 10 años, luego de sufrir un asalto también importante en nuestra casa de Bosques”.

Al final, ni la clasificación de Argentina sirvió para calmar el miedo que sintieron ante la ruleta de la inseguridad, que otra vez, como contó la mujer, los eligió como protagonistas.

 

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...