Estimado lector queremos agradecer el interés que usted muestra por nuestros artículos.

Cualquier sugerencia que tenga para mejorar la calidad de la información que brindamos todos los días del año será bienvenida.

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 16 °C
Nublado
Humedad: 90 %
26.7.2017
LA CIENCIA EN JAQUE

Importantes misiones de la NASA que podrían suspenderse en 2018

Recomendar artículo Imprimir artículo
Importantes misiones de la NASA que podrían suspenderse en 2018

Recortes presupuestarios jaquean programas de la NASA - nasa.gov

Especial para EL DIA
de National Geographic

Durante más de medio siglo, la NASA ha revelado nuevas maravillas sobre uno de los planetas más complejos del sistema solar: la Tierra.

Con su formidable capacidad para construir cohetes y lanzar satélites al espacio exterior, la agencia espacial de estados Unidos ha estudiado nuestro planeta y profundizado conocimientos sobre los océanos, las condiciones meteorológicas y los sistemas climáticos.

Pero ese servicio clave recibió un golpe sumamenteserio hace unas semanas, cuando el presidente Donald Trump anunció su propuesta para el presupuesto federal para el año próximo.

Dicho presupuesto propone profundos recortes a la misión de la NASA relacionada con las ciencias de la Tierra que implican el desmantelamiento de tres satélites y la suspensión de la financiación de los instrumentos de observación de la Tierra de un satélite que se lanzó en 2015.

LAS MISIONES

Entre las misiones con más riesgo de desaparecer, figura la del Deep Space Climate Observatory, o DSCOVR, que es el único que se encuentra ya en el espacio estacionado entre la Tierra y el Sol, ventajoso punto de observación que le permite tomar sorprendentes imágenes del planeta y registrar los cambios con numerosos detalles sin precedentes.

El satélite controla el ozono, la vegetación, los aerosoles atmosféricos y la altura de las nubes.

Además de tomar fotos bellas - y por demás útiles- de nuestro planeta, el DSCOVR controla los vientos solares, partículas cargadas que se desprenden de la actividad del sol.

Cuando estas partículas chocan con los campos magnéticos de la Tierra pueden desatar hermosas auroras y- si son suficientemente fuertes pueden provocar tormentas geomagnéticas capaces de alterar las redes eléctricas.

Presumiblemente, esta parte de la misión del satélite seguirá funcionando, aunque deje de mirar a la Tierra.

ESTUDIO DEL MAR

Con un lanzamiento planificado para los próximos cinco o seis años, la misión denominada “Plancton, aerosol, nube y ambiente oceánico”, tiene como propósito estudiar las profundidades marinas que tapizan más del setenta por ciento de nuestro planeta.

Esta misión resulta verdadertamente crucial para poder estudiar el estado de los océanos de nuestro planeta con el objetivo de comprender la forma en que la Tierra responde al cambio climático.

El carbono liberado a la atmósfera por, por ejemplo, la quema de combustibles fósiles, vuelve al mar, donde organismos tales como el plancton lo convierten en energía y oxígeno.

OBSERVATORIO ORBITAL

Aunque el Observatorio Orbital de Carbono original se perdió en un accidente durante su lanzamiento, su sucesor, el OCO-2, está monitoreando desde las alturas los niveles globales de dióxido de carbono desde 2014.

El satélite rastrea el brillo de la luz solar reflejada por la superficie de la Tierra, buscando específicamente las longitudes de ondas infrarrojas que absorben el oxígeno y el dióxido de carbono.

Calculando cuánta luz se absorbe, se puede determinar cuántas moléculas de gas debe haber habido en una superficie dada.

Esto permite reconstruir la concentración atmosférica desde el espacio, además de comprender mejor cómo intercambian dióxido de carbono la atmósfera, la tierra y el océano.

INSTALACION

Construido con piezas de repuesto que quedaron del instrumento OCO-2, el Observatorio Orbital de Carbono 3 está diseñado para ser instalado en el módulo japonés de la Estación Espacial Internacional tras un lanzamiento en 2018.

Desde la NASA explican que una vez en la Estación, investigará la distribución del dióxido de carbono en la Tierra en relación al creciente número de poblaciones urbanas y el cambio en el uso de combustibles fósiles.

ANALISIS DEL CLIMA

Complementando estas misiones, se lanzaría el CLARREO Pathfinder, un instrumento diseñado para tomar mediciones detalladas de algunas de las delicadas variables esenciales para efectuar predicciones precisas del cambio climático, como la cantidad de radiación infrarroja emitida desde la Tierra hacia el espacio.

Su lanzamiento se planificó para después de 2020 y también se instalará en la Estación.

Permitirá realizar proyecciones para responder al aumento de los niveles del mar, el incremento de las temperaturas globales y la disminución de la calidad del aire.

El presidente Donald Trump justifica los recortes diciendo que el gobierno “debe fijarse como prioridad la seguridad de su pueblo, porque sin seguridad no puede haber prosperidad”.

Y sus detractores le responden que los peligros derivados del cambio climático ponen en riesgo muchas vidas.

Además de estos recortes en la NASA, el presupuesto 2018 propone recortes aun mayores a la Agencia de Protección Ambiental, eliminando el trabajo internacional de la agencia en torno al clima, los programas y la financiación para investigación del clima al Plan de Energía Limpia, que Obama proyectó para regular las emisiones de carbono de las centrales eléctricas estadounidenses. También se recortan 250 millones de dólares en becas destinadas al manejo marino costero que ayudaría a las comunidades costeras a prepararse para el aumento del nivel del mar.

Los programas actuales de investigación sobre el clima “aportan a los legisladores datos que realmente necesitarán”, opina Peter Pilewskie, profesor de la Universidad de Colorado.

“Si contamos con información que nos permita mitigar o evitar desastres, o elaborar pronósticos para planificar mejor, entonces esa información vale mucho”.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...