Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 24 °C
Parcialmente nublado
Humedad: 38 %
19.11.2017
EL HURACAN YA SALIO DE LA FLORIDA Y PASO A SER UNA TORMENTA TROPICAL

La furia de Irma no perdonó ni a las mansiones de los famosos

Desde la de Donald Trump hasta la del multimillonario Richard Branson, fueron afectadas

Recomendar artículo Imprimir artículo
La furia de Irma no perdonó ni a las mansiones de los famosos

El multimillonario Richard Branson decidió quedarse en su mansión mientras Irma desataba su furia. Luego tuiteó fotos de los daños que dejó el paso del devastador huracán - Twitter

El huracán Irma fue devastador y en su paso no perdonó nada ni a nadie. Dejó muertos y destrozos valuados en miles de millones de dólares, y en ese recorrido furioso por el Océano Atlántico las mansiones de muchas celebridades se vieron afectadas por las ráfagas que alcanzaron los 250 km/h.

Los inmuebles dañados de los famosos fueron los del presidente de EE UU Donald Trump y del multimillonario británico Richard Branson, hasta los de actores como Johnny Depp, Robert De Niro y John Travolta, o cantantes de la talla de Rihanna y Mick Jagger.

Cabe resaltar que ayer, el ojo de Irma finalmente salió de la Florida, abandonando el estado como una débil tormenta tropical con vientos de 85 Km/h. Por eso afirman que lo peor ya pasó.

uno por uno

El lujoso complejo hotelero Paradise Found Nobu Resort que Robert de Niro tiene en Barbuda, junto al australiano James Packer -ex pareja de la cantante Mariah Carey-, fue uno de los más afectados.

Incluso en un comunicado el propio actor manifestó: “Nos encontramos muy tristes por la devastación ocasionada por el huracán Irma en Barbuda, esperamos poder trabajar junto al equipo del Paradise Nobu Resort, el Consejo de Barbuda, GOAB y con toda la comunidad para reconstruir lo que la naturaleza nos ha quitado”.

También la mansión Chateau des Palmiers que pertenece al presidente Trump, en la isla caribeña de Saint Martin, fue destrozada por el temporal. La misma tiene 11 habitaciones de lujo, piscina, cancha de tenis y otras instalaciones. Pero también se vieron afectadas otras propiedades del magnate como el National Doral Golf Resort en Miami, la residencia Mar-a-lago y otras en el estado de la Florida.

Por su parte, el magnate Richard Branson se encargó de mostrar en las redes sociales, con fotos y videos, el arrasador paso del fenómeno climático que destrozó todo alrededor de su mansión apostada en Necker, en las Islas Vírgenes británicas. Cabe resaltar que Branson, de 67 años, decidió no abandonar su propiedad y se refugió en la bodega de vinos de su hogar junto a su familia y a un grupo de amigos, mientras Irma destruía todo a su paso en su pequeña isla.

“Después de compartir información y de hablar con varios Gobiernos, agencias de ayuda y medios, nos dirigiremos de vuelta a las Islas Vírgenes para seguir a ayudando en todos los esfuerzos de reconstrucción”, sostuvo el hombre de negocios, quien junto a su equipo entregó ayuda a los damnificados de varias islas.

Otro actor damnificado por el huracán fue Johnny Depp. Los fuertes vientos causaron daños en su lujosa residencia, valuada en 3,6 millones de dólares, de Little Hall Pond’s Cay, en las Bahamas. Mientras que la de la cantante Rihanna -que cuesta unos 22 millones de dólares- en Barbados, de donde es oriunda, también fue arrasada.

La propiedad que la presentadora Oprah Winfrey tiene en la Isla de Antigua, situada al lado de Barbuda, fue otra que padeció la furia de Irma, mientras que la mansión de Mick Jagger, vocalista de los Rolling Stones, que posee en la isla de Mustique, en Saint Vincent y las islas Granadinas, también sufrió el embate del ciclón.

Además, la enorme casa que tiene John Travolta en una zona privada de Bahamas -que incluso posee una pista para que aterrice su avión Boeing 747- terminó con serios daños. Y tampoco se salvó la mansión de Eddie Murphy ubicada en la isla privada Rooster Cay Island, de las Bahamas.

Casi 7 millones

Son los usuarios de las principales proveedoras de energía en la península de la Florida que quedaron sin suministro eléctrico a causa de la ola destructiva del huracán Irma, que antes de llegar a EE UU alcanzó a tener categoría 5 (la máxima de la escala Saffir Simpson).

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...