Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 12 °C
Nublado
Humedad: 75 %
24.11.2017
Javier Calamaro

Pedazos de alma hechos canción

El cantante vuelve a La Plata con su trabajo más personal, “Próxima vida”

Recomendar artículo Imprimir artículo
Pedazos de alma hechos canción

“Próxima vida”, un puñado de canciones que salieron de su mirada observadora sobre la realidad, es el nombre del disco que Javier Calamaro presentará en La Plata, además de sus clásicos - archivo

Javier Calamaro vuelve a la Ciudad tras un par de años, y llegará con su último trabajo bajo el brazo: “Próxima vida”, publicado en 2015, es a la vez el sucesor de “La vida es afano”, su disco de tangos que lo trajo en 2014 a La Plata, y también un disco que lleva cinco años produciéndose.

En estos dos años Javier mostró el disco en diversos teatros, pero llegará a El Bombín el viernes habiendo mostrado el trabajo completo, en vivo, en solo una ocasión en la porteña sala Siranush: por segunda vez, entonces, Calamaro repasará los doce personalísimos temas que componen su disco, un trabajo que “cuanto más lo escucho más me gusta”, afirma.

“En estos dos años pensé en hacer otro disco”, le cuenta a EL DIA, pero revela que rápidamente desistió de la idea: “Voy a hacer un video porque quiero seguir estirándolo. Esa idea de que las cosas son perecederas me parece horrible y no pienso sumarme a eso”.

El show tendrá “lugar de sobra” para los clásicos, promete Calamaro, tras el repaso de “Próxima vida”, un disco que reúne “cinco años de hechos destacables en mi vida”. Pero no es que el cantante porteño haya compuesto este trabajo durante un lustro, sino que, en el camino, fue recolectando canciones especiales que, en 2015, decidió publicar.

“No me había propuesto hacer un disco, fui convirtiendo en canciones cosas que vi, que viví, que me impactaron lo suficiente para volcar en canciones, y a lo largo de estos cinco años pasaron cosas muy significativas para mí, para el rock, para los argentinos y para el mundo. En un determinado momento decidí que tenía suficientes temas y que lo iba a publicar: simplemente eso”, explica.

En medio, Calamaro se probó en el tango con “La vida es afano”, una veta del músico que venía asomando ya en sus trabajos rockeros, afirma y que dejó como legado para “Próxima vida” tres tangos que componen el disco, “que no habían entrado en ese disco con la orquesta de tango quedaron en este, con la banda de rock”.

Ese es el tono de todo el trabajo que presentará Calamaro el viernes: canciones de diversos géneros e influencias, pero pasadas por el tamiz del rock. Hay temas románticos, retrato del crecimiento de su relación sentimental con su actual pareja, desde una relación a distancia hasta el presente; un tema para el Papa argentino (“Yo confieso”) “poniendo rock and roll y blues” a la cuestión católica “con humor”; un bolero cantado con su hermano Andrés (“Bésame mucho”); un homenaje a Spinetta, “Post crucifixión”, grabado “prácticamente a dos horas de su muerte” junto a su guitarrista (“era un homenaje nuestro a Luis, pero quedó tan bueno que lo metimos en el disco”) y hasta una zamba, “Piedra y camino”, que “aprendí viendo cómo la tocaba mi hermana antes del exilio: ella terminó en París exiliada con Atahualpa Yupanqui, por eso es tan especial esa zamba”.

Así quedó conformado “el disco que más me define, es indudable. Es una especie de compendio de todo lo que aprendí a hacer. Y al estar toda esa gama de músicas en parte autobiográficas, un testimonio musical y poético de cosas de mi vida, esto cierra un círculo de las cosas que vengo haciendo desde mi primer disco, o cosas que se remiten hasta mi infancia”.

El tango y la batalla cultural

El rock nacional y el tango tienen muchísimos puntos de conexión debajo de sus superficies disímiles. Y, cuenta Calamaro, ambos componen la banda sonora de su infancia, y, por ende, han marcado las composiciones de Javier incluso desde mucho antes de “La vida es afano”.

“No me había propuesto hacer un disco, fui convirtiendo en canciones cosas que vi, que viví, que me impactaron”

“El tango es un rubro más complejo, académico que el rock, y largarse a componer eso me llevó mucho más tiempo y lo hago con más discreción. Pero yo venía escribiendo letras que eran de tango, pero con música rockera”, explica quien dice que “el tango y el rock no se pueden morir porque está en el ADN de muchos de nosotros”.

“Y sobre todo no queremos que se muera, lo estamos defendiendo: estoy convencido de que creando, reversionando, trayendo otras cosas al género, se preserva”, agrega.

Pero a pesar del optimismo que muestra en esta “batalla cultural”, y del orgullo que siente cuando ve a “los pibitos cantando ‘Yira yira’”, Calamaro acepta que “lo nuestro es una gesta”.

Y más épica es la resistencia, admite, porque “no estoy en una multinacional: eso hace que la lucha sea más emocionante, y de hecho eso hace que sea una lucha: hacerlo desde Sony sería para mi contradictorio”.

Calamaro dice que parte de su cruzada consiste en “abrirle la cabeza” a un público joven que muchas veces piensa el tango como algo del pasado y “cortavenas”. Pero el tango es mucho más, dice el artista: “El nivel poético al que llegó el tango, para mi principalmente con Cátulo Castillo, es tan alto que ya en cierto sentido no importa la temática: el tipo llegó a la profundidad del alma. La poesía es tan terrible, tan hermosa, tan bien hecha, que es como un gran libro: lo voy a disfrutar aunque sea trágico, cortavenas”.

PARA AGENDAR

QUE: Javier Calamaro presenta “Próxima vida”

Cuando:Viernes a las 21

DONDE:El Bombín Teatro, 59 entre 12 y 13

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...