Estimado lector queremos agradecer el interés que usted muestra por nuestros artículos.

Cualquier sugerencia que tenga para mejorar la calidad de la información que brindamos todos los días del año será bienvenida.

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 18 °C
Parcialmente nublado
Humedad: 54 %
23.10.2017

“Hasta el velorio que viene”, y el muerto se fue de rumba

Recomendar artículo Imprimir artículo
“Hasta el velorio que viene”, y el muerto se fue de rumba

“Hasta el velorio que viene”, en Las Tablas - facebook

Por Irene Bianchi

“Hasta el velorio que viene”, de Hugo Daniel Marcos. Elenco: Soledad Molina, Dolores Maiztegui, Lucas Herrera, Walter Rodriguez Busilachi, Guillermina Mónico, Vilma Filippi, Carolina Mónico, Julián Peralta, Mirta Azzano, Marina Moiso, Fabián Martín. Maquillaje y peinados: Fabián Martín, Gabriel Ade. Fotografía: Lucas Herrera. Diseño de arte y retoque fotográfico: Walter Rodriguez Busilachi. Producción: Diagonales. Asistente de dirección: Gabriel Ade. Dirección: Gastón Beltramini. Teatro Las Tablas, calle 40 entre 18 y 19. Sábados. 2 funciones, 19 y 21.

En junio de 2015 reseñamos en este espacio “Lotería”, el grotesco de Hugo Daniel Marcos que presentó la Compañía Diagonales en Las Tablas. “Hasta el velorio que viene”, del mismo autor, es la saga de aquella primera comedia, con los mismos personajes y la misma problemática.

Ahora, el motivo del encuentro familiar en casa de “Doña Juana” (Mirta Azzano) es su presunto fallecimiento. Sus “deudos” creen que la pobre anciana fue arrollada por un tren. Nuevamente, la única apenada es “Clara” (Soledad Molina), puesto que las demás hijas y yernos tienen la cabeza (y el corazón) en otro lado.

Hugo Marcos aborda con humor y sarcasmo los rasgos más oscuros de las conductas humanas. El autor caricaturiza a los personajes, convirtiéndolos en estereotipos: el marido dominado, pollerudo (Julián Peralta); la esposa mandona, agria y autoritaria (Carolina Mónico); la resentida, abandonada, cholula crónica (Dolores Maiztegui); la “habitué” a los velorios (Vilma Filippi); la mujercita ingenua, sometida, cabeza hueca (Guillermina Mónico); el machista recalcitrante, cínico e inescrupuloso (Walter Rodriguez Busilacchi); la vecina chusma (Marina Moiso); el “tarta” ventajita (Lucas Herrera) : una galería de seres fácilmente reconocibles, a pesar del trazo grueso con el que se los dibuja.

El nuevo en esta saga es el Inspector de Policía (Fabián Martín), mezcla de Sherlock Holmes y Hércules Poirot, cuyos tics causan malentendidos en las hambrientas féminas circundantes.

Gastón Beltramini, capitán de esta nave de locos, le imprime ritmo a su puesta, sacándole jugo a los recursos de sus actores y actrices. Una vez más, como en “Lotería”, destacamos la labor de Mirta Azzano y Marina Moiso, las veteranas amigas, una dupla desopilante.

El público agradece la comicidad, género no muy frecuentado en las propuestas locales, y colma una y otra vez la capacidad de Las Tablas, lo cual es un milagrito en los tiempos que corren.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...