Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

"Ojalá que sean mis últimos Juegos", dijo el nadador Juan Martín Pereyra

Luego de una magra actuación en las eliminatorias de los 400 metros libres, exclamó: "Tengo que saber hasta dónde llega mi cuerpo, tengo 31 años y ya no soy un nene de 20"

Si para muchos llegar a unos Juegos Olímpicos es un sueño, para otros, cuando los años pesan y los resultados no se dan, el deseo es que sean los últimos, como le ocurre al nadador argentino Juan Martín Pereyra, eliminado el sábado en los 400 metros libres en Londres-2012.

"Ojalá que sean mis últimos Juegos, porque ya tengo 31 años", dijo Pereyra luego de su magra actuación en las eliminatorias de los 400m libres, donde se situó 23º sobre un total de 27 nadadores, a once segundos de los primeros clasificados para las finales.

"Tengo que saber hasta dónde llega mi cuerpo. Tengo 31, ya no soy un nene de 20", insistió el nadador argentino, quien dijo no sentirse "frustrado, arrepentido o triste" por su desempeño.

Pereyra participa en Londres 2012 en sus terceros Juegos Olímpicos, luego de Atenas 2004 y Pekín 2008. Tras los 400m libres, le queda otra oportunidad en los 1.500m de la misma especialidad el próximo viernes.

Sin embargo, las estadísticas muestran que el nadador argentino nunca ha logrado superar una eliminatoria olímpica en, ahora, seis intentos.

"Creo que lo disfruté, estuve 10 años nadando bien. Me puedo ir hoy en día con la conciencia tranquila", continuó el argentino, el más veterano en la prueba del sábado, precisando de todos modos que aún le "gusta mucho entrenar" y "sufrir para conseguir algo".

"No estoy frustrado para nada. Lamentarse, esas cosas, no es mucho conmigo. Ahora me enojo un poquito por ahí, pero ya está. La experiencia te da eso. Uno da un paso en falso y tiene que levantarse", sostuvo Pereyra, que corre actualmente para el club brasileño Minas.

En ese sentido, y de cara a su segunda presentación en Londres-2012, Pereyra dijo que es importante "cambiar la cabeza y estar positivo".

"Creo que con eso fluye una energía y uno empieza a nadar mejor, más largo, con más ganas", explicó, asegurando además que necesitaba "más descanso para tener más energía en las piernas".

A pesar de su ópaca presentación el sábado en el Centro Acuático de Londres, Pereyra ha tenido un buen nivel recientemente y fue medalla de bronce en los 1.500m libres en los últimos Panamericanos de Guadalajara 2011, además de situarse cuarto en los 400m de la misma especialidad.

En el Mundial de Shanghai 2011 había sido 16° en los 800m libres, 17° en los 1.500 y 20° en los 400.

El sueco Lars Frolander (38 años), el estadounidense Jason Lezak (36), la brasileña Fabiola Molina (37) y la tayika Katerina Izmaylova (35) son algunos de los mas veteranos de la natación mundial presentes en los Juegos de Londres.

Estos nadadores, que en la mayoría de los casos ya han pasado su mejor momento y están cerca del retiro, se enfrentan habitualmente a rivales que bien podrían ser sus hijos.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...