Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
PROYECTOS

Lujo en el desierto

La casa Joshua Tree Residence estará alimentada con energía solar y conformada por contenedores metálicos. Se construye para disfrutar de las mejores vistas del paisaje, asegurando la intimidad, y acondicionada para vivir con estilo en el extremo clima desértico californiano

Imagen digital de cómo quedará la casa que se comienza a construir el próximo año en el desierto de California - Foto: Whitaker Studio, UK

Así se verá por dentro la zona central de la casa con contenedores que se construirá en California - Foto: Whitaker Studio, UK

Así se verán la confluencia de contenedores desde fuera de la casa que se construirá en el desierto californiano - Foto: Whitaker Studio, UK

Esta será la visión desde dentro de la casa en la confluencia de varios contenedores - Foto: Whitaker Studio, UK

Con el garaje de la izquierda, vestido con paneles solares, se conseguirá la mayor parte de la electricidad para la casa, que tendrá este aspecto - Foto: Whitaker Studio, UK

Una montaña pedregosa será lo que tenga en una de las zonas la casa californiana que comenzará a construirse el próximo año - Foto: Whitaker Studio, UK

Una mesa y un banco, vistos desde fuera de la construcción en el desierto americano

Hace unos años, el arquitecto británico James Whitaker diseñó una oficina hecha de contenedores metálicos para el transporte, unidos por uno de sus extremos en un punto central y con el otro extremo apuntando en distintas direcciones.

Esta edificación, inspirada en un cristal y con el sorprendente aspecto de una estrella blanca, nunca llegó a ser construida… Hasta ahora. Porque este proyecto, originalmente pensado para una ciudad de Alemania, va a hacerse realidad en una zona desértica de Estados Unidos.

A comienzos de este año un productor de cine de Los Ángeles (LA), California, descubrió la oficina diseñada Whitaker (www.whitakerstudio.co.uk), y encargó al arquitecto el proyecto para una casa, dentro de una extensa parcela de la población californiana de Joshua Tree.

Obra del arquitecto británico James Whitaker, la casa de lujo se conforma con unos contenedores unidos en el punto central, como si fuera un ramillete, y comenzará a construirse en 2018 en una zona desértica de California (EE.UU.)

COMENZARÁ SU CONSTRUCCIÓN EL PRÓXIMO AÑO

“El proyecto californiano está programado para comenzar a construirse en 2018, en tanto que el proyecto de edificio de oficinas alemán sin construir se exhibe en el Museo Marítimo Nacional de Australia en la exposición ‘Contenedor, la caja que cambió el mundo’ (www.anmm.gov.au/container)”, confirma el arquitecto James Whitaker.

“A comienzos de este año mi cliente en LA recibió la visita de algunos amigos, como tenían un poco de tiempo libre, se fueron todos juntos en un viaje por carretera para visitar el terreno de este productor de cine en Joshua Tree”, señala Whitaker.

“Entre el paisaje árido y rocas sobresalientes, uno de los visitantes dijo ‘¿sabes lo qué que quedaría genial en este lugar?’ y a continuación abrió su computadora portátil para mostrarle a cada uno de los amigos, una imagen que había visto en Internet”, recuerda Whitaker.

Aquella foto era de la oficina proyectada por el arquitecto para Alemania. Pocas semanas después el productor americano se reunió en Londres con el autor del proyecto, para poner en marcha la denominada The Joshua Tree Residence (casa de Joshua Tree).

“La persona que me ha encargado la construcción ha impulsado numerosos proyectos creativos, por lo que en muchos aspectos podría considerarlo un compañero de sueños”, señala Whitaker.

El artista explica que toma fotografías de personas y edificios, y luego utiliza una computadora para crear imágenes de cosas que no existen, y que su proyecto The Joshua Tree Residence, refleja ese concepto.

Con un diseño ligeramente diferente del proyecto original, la casa se construirá en la superficie levemente inclinada de la ladera de una montaña, en una zona donde las aguas pluviales han creado un pequeño barranco en el paisaje, según el autor del proyecto.

La casa tendrá una superficie de 200 metros cuadrados, repartido en tres habitaciones con baño propio, una cocina, una sala de estar y un exoesqueleto (estructura exterior) formada de contenedores para el transporte de mercancías.

La Joshua Tree Residence se mantendrá fresca y no acumulará calor, porque su pintura exterior reflejará la radiación solar, y dispondrá de un aislamiento de alto rendimiento, ventilación natural y aire acondicionado alimentado por energía fotovoltaica, según Whitaker

ESTRELLA BLANCA EN MEDIO DE LA ARIDEZ

“Cada uno de los contenedores estará orientado para maximizar las vistas del entorno natural y, al mismo tiempo, aprovechar la topografía del terreno para proporcionar a los ocupantes de la vivienda distintos grados de privacidad, dependiendo del uso individual de cada habitación”, según Whitaker.

“Los paneles solares que cubren un garaje para coches proporcionan la energía eléctrica para la casa, cuyo soporte estructural ha sido desarrollado con el aporte de Albert Taylor, director de la firma británica de ingeniería civil AKT II (www.akt-uk.com)”, añade.

Los escépticos podrían preguntarse cómo se comportará un racimo de contenedores metálicos en el clima del desierto y sobre los efectos del calor, pero Whitaker despeja las dudas sobre este punto al explicar las medidas que se tomarán para refrescar la vivienda.

Aunque ha sido comparada con un gigantesco cactus blanco, “la idea original para diseñar esta vivienda surgió al observar el crecimiento de unos cristales en un laboratorio y, a partir de allí, cada uno puede hacer sus propias comparaciones”, señala Whitaker con un toque de humor

“En esta vivienda se reducirá la ganancia o acumulación de calor pintando su exterior con una pintura de color claro, que reflejará la luz solar, y utilizando un aislamiento de alto rendimiento”, ha señalado el arquitecto a la revista tecnológica New Atlas.

“Las ventanas en la parte superior del edificio se abrirán, para permitir que el aire caliente salga de forma natural y, además, funcionará un poco de aire acondicionado que será alimentado por la electricidad generada por los paneles fotovoltaicos”, añade el artista.

Para New Atlas esta impresionante casa de lujo se asemeja a un cactus espinoso de grandes dimensiones que se levanta del desierto, aunque su autor matiza: “La idea original surgió al observar el crecimiento de unos cristales en un laboratorio de ciencias. Más allá de eso, voy a dejar que cada uno realice sus propias comparaciones” concluye Whitaker con un toque de humor.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...