Estimado lector queremos agradecer el interés que usted muestra por nuestros artículos.

Cualquier sugerencia que tenga para mejorar la calidad de la información que brindamos todos los días del año será bienvenida.

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 6 °C
Nublado
Humedad: 97 %
17.8.2017
LIDERAZGOS Y PROYECTOS BAJO LA LUPA CIUDADANA

Las preguntas que las Primarias responderán

Por JOSE PICON (*)

Recomendar artículo Imprimir artículo
Las preguntas que las Primarias responderán

Esteban Bullrich, candidato a senador nacional por el oficialismo, se dedicó a la cocina en la previa electoral. Interrogantes por la elección bonaerense - prensa cambiemos

Mail: jpicon@eldia.com

El resultado de las Primarias que se celebrarán hoy en territorio bonaerense no podrá ser leído en términos estrictamente acotados a esta cita electoral. Su implicancia será mucho más amplia y empezará a garabatear el paisaje político que le espera a la Provincia y al país para cuando, dentro de dos años, se pongan en juego los cargos ejecutivos.

Las PASO puede que se lleven consigo -se supone que serán definitivamente eliminadas por la inutilidad que los propios partidos políticos le asignaron al sofocar las disputas internas- las esperanzas de algunos de los principales competidores.

Nada podría tomarse como definitivo, pero se presume que un resbalón feo en las elecciones de hoy acaso se transforme en un golpe difícil de asimilar por varios de los candidatos que tienen aspiraciones presidenciales para el turno de 2019 y que participan hoy de la contienda bonaerense.

La voluntad que expresarán los poco más de 12 millones de ciudadanos habilitados para ir a las urnas pondrá a prueba además las alquimias políticas que las distintas fuerzas montaron para seducir a ese electorado.

La expresión ciudadana, por caso, pondrá en blanco sobre negro el nivel de malestar con el gobierno nacional que lidera Mauricio Macri producto de algunas medidas de naturaleza económica que impactaron duro sobre distintos sectores sociales. ¿Le alcanzará al oficialismo con la buena imagen de María Eugenia Vidal para imponer condiciones o al menos salir de las PASO en situación de paridad con Cristina Kirchner?

Otra pregunta que se hacen no pocos dirigentes de Cambiemos tiene que ver con que si resultó acertada la estrategia de mudar a Elisa Carrió a territorio porteño para optar por candidatos poco conocidos y menos taquilleros como Esteban Bullrich y Gladys González.

El riesgo que terminó asumiendo la propia Vidal es por demás elevado. La mandataria fue una de las espadas de Cambiemos que impulsó aquella salida de Lilita de la Provincia. Ahora se expone a que Buenos Aires sea, de los distritos más poblados del país, el único que podría no pintarse de amarillo PRO si se producen los triunfos que la Casa Rosada aguarda en Córdoba y Santa Fe.

El oficialismo también comprobará si la estrategia de polarizar con la ex presidenta resultó de utilidad o si, por el contrario, terminó levantando involuntariamente las acciones de Cristina.

La candidata de Unidad Ciudadana parece haber logrado aprovechar aquella plataforma ajena. Encabezó una campaña edulcorada, en modo zen, desprovista de voces altisonantes y exabruptos. Se abrazó a las “víctimas del modelo”, como definió, y apenas se salió de ese cuidado libreto cuando en el último acto proselitista deslizó críticas a Bullrich.

Cristina obligó a Cambiemos a correr casi toda la elección de atrás. Y esa situación terminó empujando a Vidal a asumir un rol tan decisivo como protagónico en las últimas semanas de campaña.

La Gobernadora, de hecho, fue quien cerró el acto del oficialismo y terminó protagonizando el último hecho relevante de una campaña que no pasará a la historia por su originalidad.

Vidal se cruzó fuerte con el periodista K Diego Brancatelli y el video del programa de televisión se viralizó. Ahora en el oficialismo se abrazan a la esperanza de que el “efecto Brancatelli” ayude a convencer a indecisos y desencantados de apostar por Cambiemos en la pulseada con la ex presidenta.

LA CARRERA DEL FUTURO

El resultado electoral bien puede ir delineando el futuro del peronismo. Resta la cita de octubre que marcará la tendencia definitiva, pero las PASO de hoy puede dejar a las primeras “víctimas políticas” en el camino.

La performance de Cristina está en la mira, básicamente, porque ronde la presunción de que un eventual triunfo en la Provincia le podría catapultar una vez más a la pelea nacional y a terciar en el armado electoral para 2019 que ensayan, aún precariamente, varios gobernadores peronistas que aparecen dispuestos a resistir su retorno. Una derrota o una victoria módica que deje abierta la chance a Cambiemos para derrotarla en octubre, podría ser el fin de aquella ilusión por retornar al poder.

Sergio Massa también está expuesto al resultado que surja de las PASO. El frente 1País pugnó hasta el final por meterse en la pelea como una cuña entre el oficialismo y Unidad Ciudadana. Coronar esa empresa es vital en su intención por transformarse en un actor central de la reconstrucción del PJ desde el vital territorio bonaerense.

Las elecciones empezarán a marcar también el destino de Florencio Randazzo, en su primera incursión electoral como protagonista central. El ex ministro se quedó con el sello peronista y su apuesta pasa por no quedar desdibujado tras este primer turno electoral del año.

Randazzo sueña con un resultado de dos dígitos que lo deje cerca de Massa, que le permita disputarle votos en octubre y que, en consecuencia, el peronismo le reserve un lugar relevante en la reconfiguración partidaria para 2019.

Para Cambiemos, la apuesta tampoco es menor. La propia Vidal pone en juego su enorme capital político en este turno electoral, obligada por el bajo perfil de los candidatos elegidos y frente al esquema de polarización con Cristina que diseñaron en la Rosada.

Las PASO empezarán a marcar también si la alianza entre el PRO, la UCR y la Coalición Cívica puede empezar a leerse como un proyecto político a ocho años. El eventual favor de electorado bonaerense sería un impulso de enorme peso para cimentar ese plan del que ya empezó a hablar el Presidente.

La Provincia, con el 37% del padrón electoral, será una vez más la madre de todas las batallas. Y esta vez, tendrá el condimento extra de la presencia de Cristina, que necesita una gran victoria para mantener sus aspiraciones presidenciales.

Hoy se sabrá, en definitiva, dónde quedará parado cada uno.

 

(*) Periodista de la sección Política

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...