Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Opinión |PANORAMA ECONÓMICO
Hasta no resolver la deuda, no habrá perilla de encendido de la economía

Por: AMÍLCAR COLLANTE (*)

9 de Febrero de 2020 | 02:33
Edición impresa

La Economía de 2020 estará atravesada por la renegociación de la deuda. El Gobierno planteó un cronograma para tener resuelto el tema a fines de marzo. La transición de la economía hasta ese momento no será fácil. Y empieza a aumentar la ansiedad para ver si los cambios en materia económica tienen resultados.

¿EN QUÉ SE ENFOCÓ EL GOBIERNO?

El ejecutivo, con ayuda del Congreso, movió sus piezas intentando, en primer lugar, “desindexar” la economía. La inflación cerró en 53,8 por ciento en 2019. Y necesita romper con la inercia inflacionaria. Para ello, continuó con el “súper cepo” que garantiza un tipo de cambio oficial estable. También siguió congelando tarifas de servicios públicos (incluyendo combustibles). Y el Ejecutivo suspendió la ley de movilidad para jubilados y pensionados, lo que impacta desde lado fiscal como una “desindexación” del gasto público.

Dentro de este esquema la emisión monetaria no estuvo tan controlada. De hecho desde noviembre de 2019 hasta enero pasado la expansión del circulante en poder del público fue la segunda más alta en 16 años (sólo superada por 2011) en términos reales.

Si el Banco Central muestra mayor prudencia y avanza en la negociación de la deuda, la inflación puede ir a un rango elevado pero estable, entre 2,5 por ciento y 2,8 por ciento mensual. Y no tener en 2020 esa volatilidad de la tasa de inflación que hubo durante la gestión de Macri. Será así una tasa de inflación “ crucero”: elevada pero sin sobresaltos.

El otro aspecto que priorizó el Gobierno es la caja. Impulsó un paquete económico en diciembre con un aumento en la presión impositiva. Sin embargo, los números de enero de AFIP muestran que los ingresos fiscales siguen corriendo detrás de la inflación.

La recaudación general aumentó 44,9 por ciento interanual con una inflación de casi 54 por ciento. El IVA subió 35,4 por ciento y el impuesto al cheque 47 por ciento interanual. Cuando se aumenta la carga impositiva sobre el sector privado en un contexto de recesión, es probable que se termine “asfixiando” al contribuyente y genere un efecto contrario. Este es uno de los riesgos del “programa de emergencia”.

En esta transición la gran pregunta es qué va a pasar con otro precio clave de la economía: los salarios. Ya sabemos que tarifas y el dólar pueden estar congelados o cuasi fijos por un tiempo. Las negociaciones paritarias se empiezan a discutir en esta etapa del año .Y por lo que se desliza desde el Ejecutivo no habrá cláusula gatillo ni una recomposición importante por lo perdido en 2018-19 .

De hecho, la paritaria “ testigo” para la provincia Buenos Aires es la de los docentes . Y ya tuvo una diferimiento en el cobro de un adicional que pasó a marzo. Por lo cual, no hay grandes expectativas de que los salarios del sector público tengan una fuerte recomposición.

DEUDA : AVANCE CON EL FMI

La gira internacional de Fernández sumó apoyos muy importantes (Merkel y Macron ) que son claves para la negociación de la deuda con FMI. El propio Trump dio una señal positiva. Sabemos que estados Unidos tiene el 16 por ciento de los votos dentro del Fondo monetario internacional.

SIN PERILLA

Hasta que no se resuelva el tema de la deuda, la perilla para “ prender la economía” - como anunciaba Fernández en campaña- no estará a mano. Si miramos los números de actividad de enero se observa que aún no hizo “piso” la recesión. La ventas minorista, relevadas por la CAME, cayeron 3,5 por ciento interanual (en cantidades)

Los despachos de cemento cayeron 14,3 por ciento interanual (AFCP), los patentamientos de automóviles bajaron 25,6 por ciento -respecto a enero 2019- y la venta de motos se derrumbó 44 por ciento. En tanto, el crédito al sector privado subió solo 0,5 por ciento, respecto a diciembre (cayó en términos reales).

Fernández tendrá que pedirle paciencia a propios y ajenos. Quizá tendrá “fuego amigo “ dentro del Frente de Todos por el tiempo que le llevará estabilizar la economía.

La inflación puede ir en un rango elevado pero estable, entre 2,5% y 2,8% mensual

 

EL HUEVO O LA GALLINA

Lo que se le exige al gobierno por parte de los acreedores para avanzar con la deuda, es un plan macro-fiscal consistente. Pero el Gobierno viene escondiendo las cartas. Quiere que acepten quitas, estiramiento de plazos , reducción de cupones a “sobre cerrado”. Es decir, sin plan.

Necesariamente, antes de fin de febrero, el gobierno tendrá que blanquear qué esfuerzo fiscal está dispuesto a hacer atado a la propuesta de reestructuración de la deuda. El plan antes que la propuesta. Si intenta cambiar el orden, la aceptación de los tenedores de deuda será baja.

 

(*) Economista UNLP

 

 

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla