Estimado lector queremos agradecer el interés que usted muestra por nuestros artículos.

Cualquier sugerencia que tenga para mejorar la calidad de la información que brindamos todos los días del año será bienvenida.

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pronóstico  La Plata, Bs. As.
Temperatura: 18 °C
Nublado
Humedad: 68 %
20.10.2017
Nutrición

Cuatro dietas para perder peso gradualmente y no recuperarlo

Científicos españoles de varias disciplinas analizaron miles de datos de pacientes con obesidad, para luego delinear distintos regímenes que se están haciendo muy populares

Recomendar artículo Imprimir artículo
Cuatro dietas para perder peso gradualmente y no recuperarlo

Las cuatro dietas sugeridas permiten ir bajando de peso de manera gradual para posteriormente no recuperar los kilos perdidos - efe

El Instituto Médico Europeo de la Obesidad (IMEO) ha efectuado una selección y clasificación de las dietas del momento más efectivas, de acuerdo a un “ranking respaldado por más de 20 especialistas en obesidad y cuidado de la salud, entre ellos médicos, nutricionistas, psicólogos, naturópatas y cirujanos digestivos”, señaló Rubén Bravo, portavoz de la institución.

Los regímenes elegidos proponen una pérdida de peso moderada (hasta 1,5 kilogramos por semana y no más de 6 Kg al mes), están pensadas a medio y largo plazo y cuentan un lapso de adaptación para evitar recuperar el peso perdido, según el IMEO.

Son dietas que sirven de todos los grupos de alimentos restringiendo las cantidades y contribuyen a reeducar los hábitos alimentarios y mantener un estilo de vida saludable, añaden.

Uno de los regímenes es el de “las dietas 2.0 que surgen al mismo tiempo que los ‘smartphones’, y ‘apps’ donde nos las muestran y van ocupando más terreno en nuestras vidas ya que proponen utilizar las nuevas tecnologías y programas informáticos para llevar un seguimiento de los alimentos que consumimos y del ejercicio que realizamos”, señala la nutricionista clínica Carmen Escalada.

“Una de las ventajas de las dietas 2.0 es que permiten una sensación parecida a tener un dietista y entrenador personal 24 horas a nuestra entera disposición”, según esta nutricionista.

La denominada “dieta de los días alternos” está elaborada por Rubén Bravo, del IMEO, y “permite una pérdida de peso que oscila entre los 16,5 y 23,5 kilogramos en cuatro meses, dependiendo del estilo de vida, edad y sexo de la persona”, explica la nutricionista Estefanía Ramo, quien añade que la alimentación se divide en bloques y las calorías no se reparten de forma homogénea todos los días. Las jornadas pueden ser de los siguientes tipos: “depurativas, en las que se toman alimentos muy hipocalóricos con comidas principalmente desintoxicantes que ayudan a reducir la retención de líquidos; de régimen, en la que se incluyen platos muy sabrosos de fácil preparación y tienen unos niveles equilibrados de grasas saludables, hidratos de carbono y proteínas; días sociales; en ellos se relaja la sensación de hacer régimen y en los que se puede disfrutar de planes no considerados de dieta durante el fin de semana.

DIETA GENÉTICA

Carmen Escalada explica que el mayor aliciente de la denominada “dieta genética” es su máxima personalización y adaptación a quien recurre a ella para perder peso o mejorar o mantener su salud.

Los regímenes elegidos proponen una pérdida de peso moderada (hasta 1,5 kilogramos por semana y no más de 6 Kg al mes), están pensadas a medio y largo plazo y cuentan un lapso de adaptación para evitar recuperar el peso perdido

La experta indica que para este régimen se realiza una sencilla prueba de herencia genética, que consiste en la extracción de saliva o un análisis de sangre, a partir de lo cual se estudia la información proporcionada por varios genes con implicación en el metabolismo de las grasas y azúcares que consumimos.

En función de los resultados de esta prueba y de los gustos, preferencias, costumbres y datos personales del paciente como su edad, sexo o actividad física, se elabora toda la pauta dietética.

“Una de las ventajas de esta dieta es que tiene como objetivo que la persona aprenda a comer saludablemente y, en función de sus necesidades, que no tienen por qué ser iguales a otra persona, pueda quemar las mismas calorías diarias”, aclara Escalada.

DIETA CIRCADIANA

“Los ciclos circadianos, variaciones hormonales de nuestro cuerpo que dependen del momento del día en que nos encontremos, es la base para la dieta circadiana”, indica la nutricionista Estefanía Ramo.

“Estos ciclos marcan una fase de activación que va, desde las seis de la mañana con la salida del sol, hasta las seis de la tarde, hora que da lugar a la fase de descanso y reparación, que comienza con el anochecer y cierra el ciclo nocturno. Para perder peso es necesario acoplar el consumo de los alimentos a estas oscilaciones naturales”, enfatiza Ramo.

“Los ritmos hormonales dependen de la luz solar, cuya ausencia o presencia es captada por la retina, la cual envía señales a la glándula pineal de cerebro, que estimula o inhibe la producción de ciertos neurotrasmisores, como la melatonina y la serotonina. Esta dieta disminuye el consumo de comidas grasas en las horas nocturnas, obligando a que durante el sueño nuestro organismo utilice sus propias grasas de reserva sin detrimento de nuestros tejidos nobles, fomentando la pérdida de peso”, explica.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...