Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Balacera en 13 y 38: de milagro no ocurrió una tragedia

Fue este mediodía en una situación confusa cuando un joven se acercó a un auto estacionado, le rompió la ventanilla y luego efectuó disparos

GONZALO MAINOLDI/EL DÍA

GONZALO MAINOLDI/EL DÍA

GONZALO MAINOLDI/EL DÍA

GONZALO MAINOLDI/EL DÍA

GONZALO MAINOLDI/EL DÍA

Minutos después de las 12 de este mediodía se vivió una locura en 13 y 38, una de las esquinas más transitadas de barrio Norte. Por causas que aún se investigan, allí se desató un tiroteo en plena vía pública y de casualidad no hubo que lamentar heridos ni víctimas. En primera instancia, de acuerdo al relato de testigos que presenciaron el hecho, no se trató un episodio de inseguridad sino de un enfrentamiento. Luego, fuentes policiales confirmaron que un joven se acercó hasta un auto estacionado, y luego de que primero le rompiera la ventanilla, terminó disparando.

Según precisaron las fuentes consultadas, el hecho ocurrió cuando un joven habría detonado la ventanilla del lado del conductor de un automóvil Toyoya Etios de color negro.. Tras ello, el auto arrancó primero marcha atrás provocando la caída en la calle del agresor. A partir de allí, éste sacó un arma de su cintura y comenzó a efectuar disparos aún cuando todavía estaba en el piso. Uno de ellos impactó en una de las ruedas, pero no impidió que el automóvil pudiera escapar. En tanto que el agresor se subió a un Mercedes Benz de color azul y escapó.

Víctoria Cánepa, una empleada de la panadería ubicada en esa esquina, en diálogo con El DÍA, relató que "estábamos tranquilos en la panadería y escuchamos un ruido como si fuera un corte de moto (caño escape) y cuando nos asomamos nos dimos cuenta de que en realidad era un tiro y enseguida se escucharon los demás disparos

La mujer agregó que "yo iba hacia una puerta del costado de la panadería y veo a un chico joven con un arma en la mano, ahí ya se habían escuchado varios disparos y había un auto con los vidrios reventados y una rueda explotada".

"El joven que llevaba el arma se fue caminando y el auto arrancó atrás de él", contó.

El cruce de las avenidas 13 y 38 es una zona de intenso caudal vehicular y de mucha gente caminando. De milagro no hubo que lamentar una tragedia. "Por lo que sabemos no hubo heridos. Si bien vino una ambulancia, no vimos que haya heridos. La policía vino rápido y cercaron la zona", dijo la empleada de la panadería.

"Fue muy repentino y alcanzamos a cerrar las persianas del local. En el momento había dos clientes", dijo aún conmovida por la situación vivida.

Hasta el momento no detalles sobre los protagonistas del hecho. La Policía Científica cercó la zona con cintas y realizan las pericias correspondientes.  
 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla