Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Perros y gatos en peligro

Investigadores trazan un mapa de plantas tóxicas para las mascotas

Pertenecen a la facultad de Ciencias Veterinarias. La mayoría se observan en los jardines de las viviendas y algunas son letales

Investigadores trazan un mapa de plantas tóxicas para las mascotas

Investigadores locales dieron a conocer el trabajo realizado / UNLP

Las intoxicaciones en perros y gatos ocurren con bastante frecuencia. Generalmente son los cachorros los más afectados debido a su curiosidad por explorar el entorno que los rodea. Comparando perros y gatos, los felinos se intoxican con menor incidencia debido a que son más selectivos al momento de utilizar algún elemento para jugar; los perros, por el contrario, muerden y tragan objetos con mayor insistencia.

Un equipo de investigadores del Laboratorio de Bioquímica de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad Nacional de La Plata realizó una clasificación de las plantas ornamentales tóxicas que con mayor frecuencia provocan intoxicaciones en mascotas, y los animales venenosos que representan un peligro para ellas, dos grupos de enemigos silenciosos muy comunes en los jardines y en el hogar.

Muchas son las sustancias que pueden provocar daños de gravedad variable a perros y gatos, especialmente cuando ingresan por la boca o en ocasiones por la piel.

“Muchos propietarios desconocen que existen plantas y animales que se encuentran en sus jardines y casas que pueden provocar intoxicaciones de gravedad variable en perros y gatos”, señaló el doctor Pedro Zeinsteger integrante del equipo de investigación.

Existen plantas que poseen estructuras microscópicas en sus hojas que, si son mordidas, pueden provocar irritación intensa de la boca y la lengua y otras estructuras anatómicas cercanas; es el caso de la “difembaquia” (Dieffenbachia sp.), la “costilla de Adán” (Monstera deliciosa), la “oreja de elefante” (Alocasia sp.) y la “cala” (Zantedeschia sp.), entre otras. Cuando una mascota se expone a estas especies vegetales es necesario que el propietario lave la boca de su mascota con abundante agua de canilla y que concurra a la clínica veterinaria a la brevedad.

Ciertas plantas producen frutos que pueden resultar atractivos para los caninos. Los frutos del “paraíso” (Melia azedarach), si son consumidos, provocan un cuadro gastroentérico de gravedad variable (caracterizado por vómitos y diarrea) e incluso sintomatología neurológica. Otros, como los frutos del “jazmín paraguayo” (Brunfelsia sp.) pueden provocar una variedad de signos que afectan al aparato digestivo, al corazón y al sistema nervioso.

Existen plantas que son muy peligrosas para la salud de las mascotas, la ingestión de alguna de sus partes puede conducir a un desenlace fatal. Es el caso de la “adelfa” o “laurel de jardín”, planta muy común en jardines y parques debido a su rusticidad y la belleza de sus flores. Otra planta que representa un peligro muy grave para el felino es el “lirio” (Lilium sp.), planta extremadamente popular por la belleza de sus flores. Esta especie vegetal, que puede provocar daños graves a los riñones del gato, no debería estar presente en el hogar donde existe un felino (especialmente si el animal es joven). Toda la planta es tóxica para la especie, particularmente flores y hojas, aunque también el polen y el agua del jarrón que la contiene.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla