Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $80,05
Dólar Ahorro/Turista $132.08
Dólar Blue $145,00
Euro $92,81
Merval 0,00%
Riesgo País 1330
La Ciudad |Ni siquiera los rubros esenciales zafaron del bajón, pero entre los no esenciales hubo desplomes de más de 60%
Caída de ventas en La Plata y AMBA triplica al resto del país

La diferencia entre las zonas más y menos afectadas por la pandemia se proyecta con claridad sobre las ventas minoristas en el interior y en el bloque CABA, GBA y la Ciudad

Caída de ventas en La Plata y AMBA triplica al resto del país
5 de Agosto de 2020 | 06:15
Edición impresa

El desplome de las ventas minoristas dibujó la curva inversa a la de contagios de COVID-19. Si un dato confirma el golpe que significó para el pequeño y mediano comercio la pandemia y la consecuente cuarentena es el que indica que, según el último informe publicado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), las cantidades vendidas en el AMBA y La Plata sufrieron en julio una baja del 38 por ciento respecto del mismo mes de 2019, frente a una caída del 13,7 por ciento en el resto de la Argentina.

Desde la Federación Empresaria La Plata (FELP), entidad que aporta cifras locales a los relevamientos de la CAME, confirmaron que el comercio de la Ciudad, en líneas generales, padeció una caída interanual cercana al 40 por ciento, con cifras muy superiores en rubros como indumentaria, calzado, marroquinería y bazar, entre otros.

“Si pasamos a la franja de las inmobiliarias tenemos que hablar de una baja del 90 por ciento. Y si analizamos las actividades económicas ligadas al deporte y al entretenimiento, estamos en el 100 por ciento y con riesgo de cierre en muchos casos”, dijo ayer a este diario el presidente de la FELP, Gustavo Celestre.

Todos perdieron

Los sectores definidos como esenciales pudieron mantenerse. No obstante, la CAME destaca en su informe que “todos los rubros finalizaron en baja afectados por la disminución en los ingresos, la poca circulación de gente en las calles y las menores posibilidades de empleo, en un contexto donde muchos negocios están cerrando sus puertas al no poder sostener sus gastos fijos”.

En la misma línea, Celestre se refirió a “sueldos que dejaron de percibirse, o que sufrieron descuentos o pagos diferidos, sumado a inflación con recesión y a la obligación de afrontar impuestos y servicios” como el combo que levantó un auténtico muro entre la gente y el comercio, más allá de la pandemia: “No hay que olvidar que la caída había empezado con fuerza hace dos o tres años”, recordó el dirigente empresario.

Volviendo al relevamiento nacional, que coincide en rasgos generales con lo ocurrido en la Ciudad y en la Región, los técnicos concluyeron que la caída general de ventas -siempre medida en cantidades- fue del 27,7 por ciento de julio a julio “incluyendo tanto la modalidad online como la comercialización en locales físicos”. En tanto, si se excluyen las actividades esenciales (alimentos y bebidas, farmacias y ferreterías) el declive asciende al 33,8 por ciento.

Como se dijo, con muchas ciudades del interior “trabajando con mayor normalidad”, la baja en el área metropolitana de Buenos Aires y La Plata llegó al 38 por ciento y en el resto del país, al 13,7 por ciento.

El titular de la Federación Empresaria local habló de la falta de previsibilidad como un factor determinante. Es decir, el reino de la incertidumbre. “Una actividad comercial o empresaria requiere de previsibilidad. Es algo clave. Y hace más de cuatro meses que no sabemos dónde ni cómo termina esta situación”.

Asimismo, reiteró que se requiere “sí o sí” un apoyo de las entidades bancarias al sector, con créditos de fácil acceso y tasa cero o muy baja. De lo contrario cerrarán más comercios, proyectó.

En la Ciudad, de acuerdo a consultas que hizo este medio en los distintos centros comerciales, unos 2.000 locales habrían bajado las persianas en forma definitiva. O sea, un porcentaje sobre el total de entre el 25 y el 26 por ciento.

Si el relevamiento efectuado por la CAME entre el 30 de junio y el 1º de agosto en todo el país tiene un dato que invita a mirar el vaso medio lleno es que la terrible caída de julio fue menor a la registrada en junio.

Sin embargo, si se entra de lleno en los resultados por rubro hay cifras que asustan.

Por caso, en el rubro calzado y marroquinería la caída interanual en La Plata y el AMBA fue de un 67 por ciento, muy por encima del promedio nacional (44,9 por ciento) y más aún del resto del país (21,4 por ciento). Bazar y regalos es otro de los que más cayó, un 65 por ciento, con un promedio país del 36 por ciento; en este caso, el resto del territorio nacional tuvo una baja de apenas 13,3 por ciento. Joyería y bijouterie se desplomó en la Ciudad y el área metropolitana un 65,4 por ciento (25,8 en el resto de Argentina).

Indumentaria, un sector central por “su relevancia en el empleo y la contención social”, cayó casi un 50 por ciento (ver gráfico). Además, registró muchos cierres de locales. “Todas las firmas entrevistadas para realizar el informe sufrieron pérdidas de magnitud”, se apuntó.

En la otra cara de la moneda, pese a que todos los rubros tuvieron bajas interanuales en sus ventas, se encuentra Farmacias al tope de los ramos comerciales menos afectados: -9,4 por ciento de La Quiaca a Ushuaia comparando julio 2020 con julio 2019, siempre tomando en cuenta las ventas por cantidades. En AMBA y La Plata el descenso fue de casi un 15 por ciento.

El segundo rubro con menor caída fue el de Alimentos y Bebidas (-14,6 por ciento). No obstante, para ese ramo “la disminución es muy importante”, indicaron los técnicos de la CAME, para resaltar que en el AMBA y La Plata el bajón fue aún más pronunciado, alcanzando un 19,3 por ciento anual. ¿Por qué? “La explicación hay que buscarla en el fuerte traslado de ventas hacia los hipermercados, lo cual afectó en forma considerable al comercio pyme”, puntualizaron, para referir que “en el interior del país la declinación fue más suave, pues en muchas ciudades los almacenes son más chicos y, en caso de haber supermercados, la gente prioriza mucho comprar cantidades pequeñas en el local de barrio”.

En el último año aumentó el consumo con billetera virtual, para evitar el uso de dinero físico

 

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $223.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla