Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Temas del día:
Buscar
La Ciudad |la ciudad fue castigada por feroces temporales que dejaron al descubierto vulnerabilidades crónicas

Temporales intensos: los platenses, ante el desafío de los fenómenos excepcionales

Los expertos afirman que el cambio climático existe y llegó para quedarse; más allá de los debates, la realidad impone una agenda tan urgente como inquietante

Temporales intensos: los platenses, ante el desafío de los fenómenos excepcionales

LAS TORMENTAS SEVERAS, CON ABUNDANTE CAÍDA DE AGUA EN LAPSOS CORTOS, VIENEN SIENDO CADA VEZ MÁS FRECUENTES

FRANCISCO L. LAGOMARSINO
FRANCISCO L. LAGOMARSINO

25 de Marzo de 2024 | 04:25
Edición impresa

Las tormentas que en las últimas semanas volcaron sobre nuestra ciudad repetidos diluvios proyectaron, probablemente, las imágenes más impactantes desde la tragedia del 2 de abril de 2013. Sin víctimas fatales ni evacuaciones masivas, con una escala sensible y afortunadamente menor, hicieron no pocos estragos, azotaron el casco fundacional, y sobre todo inspiraron entre los platenses una sensación de fragilidad que nunca termina de quedar atrás. De acuerdo con los expertos, el tiempo -en sus dimensiones cronológica y climática- se va a seguir encargando de agitar los fantasmas. Y habrá que foguearse en la constante tarea de prevenir, para evitar en lo posible el arduo trance de curar.

“El cambio climático existe, y el consenso general en la comunidad científica es que el ser humano es el causante; si bien algunos geólogos, que evalúan etapas de millones de años, opinan que la Tierra se ha calentado y enfriado varias veces, estamos ante fenómenos que se observan en el corto y mediano plazo, y los ejemplos están ante nosotros, acá en La Plata” señala el meteorólogo y profesor universitario Horacio Sarochar: “Si tenés cincuenta años o más, podés dar fe de que antes los inviernos eran más fríos, y de que ahora hay tormentas severas más frecuentes, con mayor cantidad de precipitaciones en lapsos cortos”.

Licenciado en Ciencias de la Atmósfera, y docente en la facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas de la UNLP, Sarochar advierte que “es evidente que estos fenómenos afectan la vida humana cotidianamente. De hecho, hay cada vez más meteorólogos trabajando en municipios, porque los tomadores de decisiones van asumiendo que la situación impacta e impactará en el transporte, la producción, la educación, la recreación, etcétera. Si bien las lluvias de estos días en La Plata no fueron de las más intensas de la historia, la media de marzo de los últimos 35 años está en torno a los 88 milímetros y medio, y se duplicó en sólo dos días, con buena parte cayendo en muy poco tiempo”.

“De los últimos diez años, después de la inundación, me atrevo a decir que fue el temporal más intenso. Pero en los años ‘40 y ‘50 del siglo pasado hubo mayores”, repasa el investigador, integrante del Laboratorio de Pronóstico Meteorológico de su unidad académica, que cuenta con su propia estación de mediciones: “En esta región, si bien no han cambiado las corrientes históricas principales, lo que ha cambiado es la cantidad de calor y vapor que traen consigo esas corrientes. Insistimos en la influencia antropogénica sobre estos cambios, porque se han investigado los otros ‘forzantes’ del tiempo, que son largamente conocidos, y  sacándolos de la ecuación, no se explica  lo que está pasando”.

LO URGENTE Y LO IMPORTANTE

Los expertos sostienen que el tema del calentamiento “es sumamente urgente”, porque “aunque hiciéramos las cosas bien de ahora en más, la inercia de sus consecuencias ya está entre nosotros”.

“El cambio climático es una realidad; va a ser un problema por los próximos 50 años, y si no lo enfrentamos, por más, y peor” esclarece el platense Horacio Beláustegui, licenciado en Ecología y director del Observatorio de Cambio Climático de la Universidad de Luján: “La cuestión son las anomalías, para un lado o para el otro, se trate de una sequía o exceso de lluvias. A un ciclo extremadamente seco le siguió uno húmedo -y con estas tormentas-, y podrá venir otro más o menos moderado, lo que está por verse, pero hay que pensar acciones concretas”.
El presidente de la Fundación Biosfera, entidad que lleva 33 años bregando por detener y revertir el deterioro ambiental, y es desde 1998 una de las ONGs observadoras en la Convención de Cambio Climático de las Naciones Unidas, considera que “tenemos que tomar conciencia como ciudadanos de que los científicos pueden aconsejar, pero si la política no acompaña, y no le exigimos que se involucre, no vamos a buen puerto”.

“Hace sesenta años que no teníamos esta temperatura promedio” indica Beláustegui: “Estos eventos del clima impactan en todos los órdenes y en la calidad de vida, desde la producción de alimentos a los recursos hídricos, pasando por infinidad de terrenos. Por ende, lo económico y social no puede soslayar  lo ambiental, están íntimamente relacionados”.

“En base a  lo que ya sabemos que pasará, incluso en el mejor de los casos, es imperioso promover estrategias de adaptación” resume el docente: “Por dar un ejemplo, reservorios de agua que la contengan en las tormentas -para que no provoque anegamientos, no escurra generando erosión ni arrastre contaminantes- y a la vez aporten el recurso en momentos de sequía. Sustentabilidad, resiliencia y eficiencia son algunos de los criterios que deberían guiar las políticas, difundiéndolas y concientizando. Es la única forma de procurar que los sectores que más sufran lo que se viene sean los más vulnerables”.

juegos sin fronteras

“El cambio climático se nota con mayor claridad en el hemisferio norte, que es más continental; acá hay mucha agua que actúa como reguladora. Pero las temperaturas, levemente y sin pausa, están subiendo desde los años ‘70. Y actualmente tenemos frecuentes olas de calor entre octubre y marzo, lo que se da en La Plata, en nuestra óptica, cuando hacen una mínima de 20,9 grados y una máxima de al menos 31,6 durante tres días seguidos” puntualiza Horacio Sarochar: “se usa mucho la frase ‘nos estamos tropicalizando’, pero no lo diría en esos términos. El clima tropical sigue siendo muy distinto a lo que tenemos, para que se ‘tropicalice’ la Argentina, el planeta debería girar de otra manera. Hace más calor, eso sí; todo está más ‘cargado’ en un contexto donde lo que mueve al sistema son los juegos de intercambio de energía, tendiendo al equilibrio. Y a nuestro planeta le importa poco si esos juegos son pacíficos o bruscos”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

Multimedia

LAS TORMENTAS SEVERAS, CON ABUNDANTE CAÍDA DE AGUA EN LAPSOS CORTOS, VIENEN SIENDO CADA VEZ MÁS FRECUENTES

EL MANTENIMIENTO PERMANENTE DE LOS SISTEMAS PLUVIALES, EN ÉPOCA DE LLUVIAS O FUERA DE ELLA, UNA DE LAS CLAVES PARA ACORTAR LOS ANEGAMIENTOS

+ Comentarios

Para comentar suscribite haciendo click aquí

ESTA NOTA ES EXCLUSIVA PARA SUSCRIPTORES

HA ALCANZADO EL LIMITE DE NOTAS GRATUITAS

Para disfrutar este artículo, análisis y más,
por favor, suscríbase a uno de nuestros planes digitales

¿Ya tiene suscripción? Ingresar

Básico Promocional

$135/mes

*LOS PRIMEROS 3 MESES, LUEGO $2590

Acceso ilimitado a www.eldia.com

Suscribirme

Full Promocional

$190/mes

*LOS PRIMEROS 3 MESES, LUEGO $3970

Acceso ilimitado a www.eldia.com

Acceso a la versión PDF

Beneficios Club El Día

Suscribirme
Ir al Inicio
cargando...
Básico Promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$135.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $2590.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla