Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Neuromarketing político, o el arte de influir en el voto de las personas
Neuromarketing político, o el arte de influir en el voto de las personas

Por: Mario A. Vestfrid (*)
mavestfrid@hotmail.com

17 de Octubre de 2019 | 01:28
Edición impresa

La neuropolítica es una de las neurociencias aplicadas que trata de investigar y comprender el comportamiento de los votantes y la influencia que tienen los candidatos frente a una elección.

Estos aportes nos permiten comprender cuales son las estrategias que se desarrollan para lograr el apoyo de los ciudadanos, que en gran medida las desconocen. Los equipos de campaña adaptan sus mensajes para convencer a los ciudadanos sobre la bondad y la capacidad de sus candidatos. Cada vez se usa más la tecnología para realizar encuestas y analizar lo que les preocupa a los votantes y, de esta manera, inducir y direccionar el voto actuando fundamentalmente sobre sus aspectos emocionales.

Así como las técnicas del neuromarketing influyen sobre el comportamiento de los consumidores, la política trata de convencer a los votantes sobre las bondades de las propuestas de los candidatos.

Según el español Isaac M. Hernández, el uso del “neuromarketing político” lo puede cambiar todo, ya que transforma la visión y la percepción que la gente tiene de un candidato, o un partido político y de todo aquello que le llega a través de los medios de comunicación.

Para Gustavo López Montiel, Profesor de Ciencias Políticas de México, “las campañas electorales actúan más sobre los aspectos emocionales que los racionales de los individuos, pero su eficiencia depende del modo en que se plantean y del contexto en que las estrategias puedan incidir en la decisión final de quién vota”.

Según López Montiel es común observar la tensión que se produce entre lo racional y lo emocional en el ejercicio de la política. En realidad, en la política como en las decisiones que surgen en tales circunstancias, deberían orientarse más hacia un esquema donde predomine la racionalidad sobre la emocionalidad y de esta forma alcanzar el bienestar. La mayor parte de la gente tiende sólo a leer el encabezado de las notas que se publican y eventualmente el primer párrafo. Esto puede ser suficiente para influenciar y confundir a los futuros votantes, quienes incluso pueden cambiar la forma de pensar y con ello la toma de sus decisiones frente a sus convicciones.

Estos modos imprecisos y arbitrarios de informar, que en muchas circunstancias no concuerdan con la realidad, se va replicando de persona a persona generando mitos que influyen en la opinión del resto de los individuos.

El profesor y licenciado en comunicación Neill Fitzpatrick de la Universidad MacEwan de Edmontor de Canadá, menciona que “en Facebook son ‘nuestros amigos’ los que comparten ese tipo de información y al ser un círculo de confianza, terminan creyendo en lo que circula sin analizar en profundidad el tema”.

Las fake news son noticias falsas o mentirosas de contenidos seudoperiodísticos que se difunden a través de las noticias, tanto en la prensa escrita como en la radio, la televisión y las redes sociales, siendo su objetivo básico la desinformación o lo que en la actualidad se conoce como la postverdad, es decir, que no son más que mentiras disfrazadas de verdad.

Esto favorece la consolidación de posturas tendenciosas. En tal sentido cada votante debería hacer un análisis minucioso para comprender las propuestas de cada candidato durante el presente para enfrentar con éxito el futuro.

Todos somos concientes de las necesidades que tiene la sociedad en salud, educación, seguridad y bienestar general, entre otros aspectos. Sin embargo, la mayoría de los candidatos no señalan que piensan hacer, cómo lo van a hacer y con que lo van a hacer.

La realidad es la misma para todos, pero la interpretación depende de cada persona en particular de acuerdo a la información percibida. Es por ello, que la manipilación política juega un rol trascendental dentro de lo que se denomina el “neuromarketing político”. Esto es sumamente importante tenerlo en consideración frente a las elecciones que se avecinan y la información anómala de la realidad, tan comúnmente utilizada por los candidatos y sus asesores, pueden influir en la mente de los votantes, más aún si no tienen un conocimiento adecuado acerca de las necesidades del país en particular y de los ciudadanos en general.

(*) Presidente de FUNDANYCC

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla