Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
CESAR TABORDA

Persevera y atajarás

El arquero de Villa Constitución con 26 años jugará mañana contra Banfield su segundo partido como titular defendiendo la valla de Estudiantes. El director técnico Alejandro Sabella le quiere dar minutos en cancha, ya que también deberá actuar en los dos enfrentamientos por la Recopa Sudamericana ante Liga Deportiva Universitaria de Quito como consecuencia de que Agustín Orión está suspendido por la Conmebol

Persevera y atajarás

Persevera y atajarás

Nació un 23 de enero de 1984, en Villa Constitución, provincia de Santa Fe. Desde muy pequeño, con apenas 7 años, se metió en el mundo del fútbol, ya que César Taborda comenzó a atajar como cualquier pibe en su club de barrio. San Lorenzo de esa ciudad lo acogió y ahí empezó a pegar sus primeras "voladas" imitando a aquellos guardavallas que observaba por televisión.

Cuando apenas había cumplido los 16 años se marchó al Club Duchini, institución que lo albergó hasta el 2002. Ese año recibió un llamado desde La Plata para que se venga a probar a Estudiantes. Taborda llegó con toda su ilusión a cuestas una mañana a City Bell. Superó con creces el examen y pasó a formar parte de la divisiones menores. Al poco tiempo, con su categoría salió campeón con la cuarta por el torneo de AFA.

En el año 2004, Taborda firmó su primer contrato como profesional. Al no tener espacio para jugar y estar demasiado "tapado" por otros jugadores en su puesto, Estudiantes decidió prestarlo dos años después a Defensa y Justicia para que de este modo tenga rodaje en el arco. En esa temporada, el santafesino fue elegido como el mejor arquero de los últimos diez años en el club de Florencio Varela, que actúa en el Nacional B.

CRUZO LA CORDILLERA

Al año regresó pero se encontró con un panorama similar por lo que buscó su futuro en el fútbol chileno. En primer lugar recaló en Everton, pero al técnico Nelson Acosta no lo convenció, por lo que encontró un lugar en O'Higgins. Ahí, Taborda tuvo un rendimiento más que satisfactorio durante los seis meses que defendió el arco del equipo trasandino retornando a Estudiantes para seguir buscando su lugar.

Y un día le llegó la oportunidad. El 3 de octubre de 2009, Estudiantes tuvo que enfrentar a Argentinos, en La Paternal. El paraguayo Roberto Fernández (hoy en Racing) tuvo una lesión. Taborda fue al banco. Con apenas 15 minutos de juego, Albil se tuvo que retirar del campo lesionado por lo que el Negro tuvo que ir a ocupar el arco. El local ganó 1 a 0, con un gol en posición adelantada de Caruzzo.

Al siguiente partido ante Lanús ingresó como titular. Estudiantes ganaba 1 a 0, pero el conjunto granate llegó al empate por medio de Carlos Quintana. Después de Nicolás Tauber en el 2000 era la primera vez que un arquero surgido de las inferiores de Estudiantes defendía la valla albirroja. Luego fue suplente en el Mundial de Clubes, pero siempre con paciencia le volvió a llegar su oportunidad. Taborda atajará mañana con Banfield, pero tendrá la gran responsabilidad de jugar la Recopa Sudamericana ante Liga de Quito.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...