Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Siete nenes de entre 10 y 16 años demorados y dos de 18 años detenidos

Una jornada de descontrol en el Centro, con menores acusados por un raid de robos

De madrugada, un grupo de adolescentes atacó una panadería. A la tarde, seis chicos cayeron por hacer lo mismo en cuatro comercios

Así destrozaban la vidriera de una panadería / captura de video

Sospechosos, en plaza Italia, huyen del lugar del hecho/Captura de video

Los comercios del centro de la Ciudad volvieron a padecer otra jornada de alto voltaje con robos y situaciones de violencia en las que aparecen involucrados adolescentes y, en su mayoría, menores de edad hasta en edad de escuela Primaria.

Según informaron fuentes policiales, el clima de violencia empezó a verse desde la madrugada, cuando efectivos de la Policía debieron acudir a un pub situado en diagonal 74 y 48, a raíz de incidentes que terminaron con un detenido en la comisaría primera -ver aparte-.

Por esas horas -alrededor de las 4 de la mañana- el foco de la atención se había puesto en Plaza Italia, con un operativo policial en el que fueron interceptados dos adolescentes de 18 años y uno de 16.

Los efectivos acudieron tras un pedido de intervención realizado desde el centro de monitoreo municipal de cámaras, luego de que se visualizara que un grupo de jóvenes había ingresado con fines de robo a la panadería “Le An”, situada en diagonal 74 y 45.

Antes, uno de los sospechosos había destruido con una patada la puerta de vidrio del comercio. Las imágenes tomadas por la cámara Municipal muestran al intruso ir hacia la caja registradora del comercio, sin registrarse faltantes ni destrozos en los exhibidores del comercio. Luego, todos escapan hacia Plaza Italia. Las patrullas acudieron en minutos y concretaron las detenciones en la zona de la plaza que da hacia la calle 6.

Según informó la Policía, la persecución concluyó con uno de los sospechosos prófugo. El menor fue puesto en control de sus padres tras las actuaciones en las que interviene el Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil.

Unas horas más tarde, la tensión se trasladó a la esquina de diagonal 80 y 46, donde tiene un local otra cadena de panaderías de la ciudad, Montserrat. Según la denuncia que realizaron desde el local ante este diario, allí también hubo presencia de menores en un robo en la modalidad de piraña -ver aparte-. La modalidad se repitió, según las denuncias de los comerciantes en un comercio vecino del mismo rubro.

No fue todo. En horas de la tarde, el microcentro sufrió una especie de huracán de robos por los que se apuntó a un grupo de al menos 8 chicos que tienen entre 12 y 15 años.

Las denuncias de los comerciantes comenzaron a bombardear a los operadores del 911 a media tarde. Todos pedían auxilio tras sufrir robos de un grupo de chicos.

Las denuncias encendieron la alarma policial y varios móviles salieron en búsqueda de los sospechosos. La movilización de los efectivos concluyó con la intercepción de un grupo de 8 menores en inmediaciones de 11 y 58.

Según informó la Policía, las denuncias los relacionan con robos sufridos a media tarde en el complejo de cines “Cinema” situado en 50 entre 9 y 10; en un local de “Tiza” de 5 y 49, en la tienda “Erick” de 7 entre 45 y 46 y en la verdulería de la intersección de 11 y 57.

Dinero en efectivo, celulares

El botín habría sido conformado con dinero en efectivo de las cajas registradoras y un celular.

La actuación incluyó la participación de personal del área de minoridad. Según se informó, por tratarse de menores de edad no imputables de delitos, en todos los casos fueron entregados a sus padres.

La tensión extrema, con empleados aterrados, corridas y patrulleros invadiendo el centro no es nueva. Los comerciantes viven en alerta por los ataques de menores en horario comercial y los escruches nocturnos. El cuadro puso a los propietarios de locales gastronómicos situados sobre diagonal 74 en situación de debate acerca de la contratación de un servicio de patrullaje privado nocturno que cubriera esos locales.

Las fuentes consultadas indicaron que los chicos demorados ayer también podrían estar involucrados en otros episodios delictivos.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...