Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
“Fue una apuesta distinta, en un lugar lejano, desconocido y poco familiar”

Julio Lamas, entrenador de Japón, habló con Frecuencia Básquet sobre el nuevo desafío que atraviesa, contó cómo está su equipo de cara a la cita ecuménica de 2019 y brindó su visión de la Selección Argentina.

“Fue una apuesta distinta, en un lugar lejano, desconocido y poco familiar”

Foto: Uno Contra Uno

20 de Junio de 2019 | 20:03

Julio Lamas es uno de los máximos referentes del básquet argentino, por resultados pero sobre todo por el profesionalismo y la pasión que le imprime a su profesión. En cada lugar donde estuvo no siempre dejó títulos, pero sí una base de trabajo y buenas referencias. Eso, en parte, fue lo que llevó a Japón a pensar en él para impulsar el desarrollo de la disciplina puertas para adentro.

“Fue una apuesta distinta, en un lugar lejano, desconocido y poco familiar. Escuchando al director deportivo me hablaba del lugar en el que estaban, que era el 52 del ranking FIBA y con muchos años sin competir en competencias mundiales, y de que con el Juego Olímpico de Tokio 2020 más el Mundial de 2023 querían emprender un crecimiento del básquet japonés”, le contó a Frecuencia Básquet el técnico con un doble pasado en la Selección Argentina.

El conjunto asiático disputó la cita ecuménica de 2006 por ser el organizador y la última vez que logró clasificar deportivamente al torneo que reúne a los mejores del planeta fue en Grecia 1998. Lamas devolvió al primer plano al combinado nipón y con respecto a ello manifestó: “Estamos con un grupo nuevo de jugadores, muchos jóvenes, y poder afrontar por primera vez juntos una competencia mundial va a ser todo un desafío”.

Los rivales que tendrá Japón en el certamen de China serán Estados Unidos, República Checa y Turquía, y el ex entrenador de San Lorenzo, Obras y Boca, entre otros, afirmó que intentaran “conseguir el mejor resultado posible”, aunque agregó que lo más importante es la proyección a futuro: “Los partidos del Mundial más la preparación que vamos a jugar contra Nueva Zelanda, equipos europeos y Argentina nos van a dar otro roce, nos van a hacer crecer y nos van a dar experiencia de la que no tenemos”.

El presente de Argentina

Si hay alguien que conoce el básquet argentino de raíz, y a la Selección, que dirigió durante dos etapas, ese es Julio Lamas. Ahora transita un desafío distinto en su carrera como entrenador y defiende los colores de Japón, pero no le pierde registro al combinado nacional que conduce Sergio Hernández.

“A la Selección la veo bien. En las eliminatorias anduvo muy bien y consiguió resultados, se la ve con química y los jugadores transmiten una muy buena sensación juntos. Creo que es candidata a estar entre los ocho primeros”, fue lo que dijo con respecto a la celeste y blanca, pero sumó que ahora, en el Mundial y con la presencia de los más fuertes de Europa, “habrá que ver cómo reacciona”.

El cinco veces campeón de la Liga Nacional como técnico sostuvo que la expectativa depositada en Argentina se debe a “la gran cantidad de jugadores siendo titulares en Europa y con enorme protagonismo”. Facundo Campazzo, Nicolás Laprovittola, Luca Vildoza, Gabriel Deck y Nicolás Brussino son algunos de esos exponentes.

El base del Real Madrid con pasado en Peñarol de Mar del Plata es para Lamas “el jugador de nivel más alto que tiene el básquet argentino hoy” y quien está en condiciones “de jugar en la NBA”. El DT de Japón llevó al cordobés a los Juegos Olímpicos de Londres 2012 y desde ahí no perdió detalle de su crecimiento. “Yo veía que Facundo era un jugador importante pero superó las expectativas porque hizo con la alimentación y el entrenamiento físico un mejoramiento atlético excelente. Tuvo un hambre, una mentalidad y un profesionalismo óptimo y mostró el querer aprender todo el tiempo”.

Ausencia de cupos en la NBA

Después de más de una década de disfrutar a representantes argentinos en la NBA, actualmente no hay jugadores del país en la liga más importante del mundo. Ginóbili, Scola, Nocioni, Delfino, Oberto y otros nos mal acostumbraron y transformaron lo difícil en cotidianeidad.

Sin embargo, esta ausencia de cupos albicelestes en la elite del básquet no preocupa a Julio Lamas, quien incluso se mostró optimista de cara al futuro: “Veníamos demasiado dulces con los argentinos en la NBA, en un momento llegamos a tener siete. Creo que puede haber momentos en los que haya más y momentos en los que haya menos porque el talento no se puede programar. Pero puede pasar que mañana Campazzo, Vildoza, Gabi Deck, Brussino, Garino o Laprovittola vayan a la NBA. Vamos a tener más jugadores en la NBA”.

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

En Frecuencia Básquet te acercamos toda la actualidad y el análisis del básquet de las diagonales y el mundo. Además estamos en el aire de FM 100.3, todos los martes desde las 21:00hs, porque La Redonda, también es Naranja.

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla