Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $83,90
Dólar Ahorro/Turista $138.44
Dólar Blue $181,00
Euro $96,33
Merval 0,00%
Riesgo País 1460
Política y Economía |Un día que cambió al país
El discurso de Perón desde el balcón, reflejado en este diario

El discurso de Perón desde el balcón, reflejado en este diario
18 de Octubre de 2020 | 05:22
Edición impresa

“Alrededor de las 23, después de sucesivos anuncios hechos al público congregado en la Plaza de Mayo mediante altoparlantes ubicados en lugares estratégicos, se hizo presente en uno de los balcones de la Casa de Gobierno el Coronel Juan Domingo Perón, a quien acompañaban el presidente de la Nación (Edelmiro Julián Farrell), el general Pistarini, los Dres. Antille y Quijano y numerosos jefes y oficiales del Ejército”. Así comenzaba la crónica de EL DIA del jueves 18 de octubre de 1945 que retrató los trascendentales sucesos de la víspera y reflejó el histórico discurso de Perón en los balcones de la Casa Rosada.

La crónica de ese día detallaba que alrededor de las 24 Perón inició su discurso en estos términos: “Trabajadores: hace casi dos años, desde estos mismos balcones, dije que tenía tres honras en mi vida: la de ser soldado, la de ser patriota y la de ser el primer trabajador argentino. Hoy a la tarde el Poder Ejecutivo ha firmado mi solicitud de retiro del servicio activo del Ejército. Con ello he renunciado voluntariamente al más insigne honor a que puede aspirar un soldado: llevar las palmas y laureles de General de la Nación”.

“Ello -continuó- lo he hecho porque quiero seguir siendo el Coronel Perón y ponerme con este nombre al servicio integral del auténtico pueblo argentino. Guardo el honroso y sagrado uniforme que me entregó la patria, para vestir la casaca civil y mesturarme en esa masa sufriente y sudorosa que elabora el trabajo y la grandeza de la Nación. Con esto doy mi abrazo final a esa institución que es el puntual de la patria, el Ejército; y doy también el primer abrazo a esta masa grandiosa que representa la síntesis de un sentimiento que había muerto en la República: la verdadera civilidad del pueblo argentino”.

En otro pasaje, Perón sostuvo que “esto es el pueblo: este es el pueblo sufriente que representa al dolor de la tierra madre, el pueblo que hemos de reivindicar. El pueblo de la patria, es el mismo pueblo que en la histórica plaza pidió frente al Cabildo que se respetaran su voluntad y sus derechos. Es el verdadero pueblo, que ha de ser inmortal, porque no habrá perfidia ni engaño que pueda someter a este pueblo digno y patriota”.

La crónica relata que entre los vítores de la gente, Perón continuó: “En esta jubilosa fiesta de la democracia está representado un pueblo que marchó a pie para pedir a los funcionarios que cumplieran con su deber para exigir satisfacción de sus íntimos anhelos. Muchas veces he asistido a reuniones de trabajadores. Siempre he sentido una enorme satisfacción; pero desde hoy sentiré un verdadero orgullo de argentino porque interpreto este movimiento como el renacimiento de una conciencia de los trabajadores, que es lo único que puede hacer grande e inmortal a la patria”.

Luego dijo: “Hace dos años pedí confianza. Muchas veces me dijeron que ese pueblo a quien yo sacrificaba mis horas de día y de noche habría de traicionarme, que sepan hoy los indignos farsantes que este pueblo no engaña a quien no lo traiciona (...) Que sea desde esta hora, que será histórica para la República, el Coronel Perón, un vínculo de unión ya indestructible en la hermandad entre el pueblo, el Ejército y la Policía. Que esa unión sea eterna e infinita. Para que este pueblo crezca en esta unión espiritual de la auténtica y verdadera fuerza de la civilidad y el orden. Que sea infinita para que nuestro pueblo no solo posea la felicidad, sino que sepa dignamente defenderla”.

“Esa unidad -agregó- la sentimos los verdaderos patriotas, porque al amar a la patria amamos a sus campos, a sus casas y a sus talleres, amamos a nuestros hermanos”.

“Al mostrarse en esta plaza en número que pasa de medio millón, el pueblo está mostrando al mundo su grandeza espiritual y material”, remarcó, en otro de los pasajes del histórico discurso.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla