La misma política se aplicará en Jimmy Choo, marca del mismo diseñador

Michael Kors ya no usará pieles en sus colecciones

De esta forma, la firma se suma a la iniciativa que ya han tenido Gucci, Calvin Klein o Armani, que están en contra del maltrato animal

| Publicado en Edición Impresa

Michael Kors es el último, por ahora, en unirse a una lista cada vez más grande de firmas de ropa que están abogando por una moda libre de pieles animales en sus productos.

La marca estadounidense anunció que dejará de utilizar este material a partir de este año: “Me complace anunciar el compromiso de nuestra empresa de dejar de utilizar pieles de animales. Esta decisión marca un nuevo capítulo en nuestra compañía, que continúa evolucionando en el uso de materiales innovadores”, djo John D. Idol, presidente y consejero delegado de la compañía a través de un comunicado publicado en la web de la firma.

“Debido a los avances tecnológicos en las fabricaciones, ahora tenemos la capacidad de crear una estética de lujo utilizando pieles no animales”, añadió el diseñador, quien además aseguró que esta nueva política también incluye las colecciones de Jimmy Choo, la firma de lujo que Kors adquirió en julio de 2017 por 1.000 millones de euros.

Aunque la producción con pieles no se eliminará de sus colecciones hasta finales de este año, Kors agregó en el comunicado que estas nuevas técnicas son las que se mostraron en la última pasarela.

Los lujosos abrigos de piel son unas de las prendas fetiche que las modelos de Michael Kors siempre han lucido en los desfiles.

La presión que ejercen los ecologistas que protestan por el uso de la piel y el maltrato animal en la industria de la moda y a las puertas de los desfiles es cada vez más fuerte, lo que ha conllevado que sean varias las marcas que se han vuelto más sensibles y han cambiado sus políticas de confección.

Con esta iniciativa, la firma de lujo estadounidense se suma a la decisión de abandonar las pieles que tomó Gucci el último octubre. El gigante italiano pondrá en vigor esta prohibición a partir de la colección primavera-verano 2018 (en unos meses más para el calendario europeo) y subastará las prendas de piel que le queden entonces.

Otra famosa marca del lujo italiana, Armani, ya anunció en 2016 que no incluiría más pieles en sus colecciones. Lo mismo hizo Hugo Boss, Calvin Klein, Ralph Lauren y Tommy Hilfiger.

Por su parte, la firma de la diseñadora británica Stella McCartney está hoy centrada en la moda sostenible y no utiliza para sus diseños ni pieles de animales, ni cuero ni seda. Tampoco lana de la Patagonia, según decidió en 2015 tras ver un vídeo de la organización animalista PETA en el que se mostraban las condiciones en las que vivían los animales en la granja que le proporcionaba material a su marca.