Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $92,44
Dólar Ahorro/Turista $152.53
Dólar Blue $154,00
Euro $109,93
Merval 0,00%
Riesgo País 1444
La Ciudad |Sin boliches, la movida nocturna se instala en la vía pública
El desborde de la noche: más reuniones masivas y los vecinos “sin pegar un ojo”

Al Bosque y las plazas Islas Malvinas y Moreno se suman otros sectores en los que el ruido, las motos y el alcohol alteran a frentistas

29 de Noviembre de 2020 | 03:40
Edición impresa

El desmadre nocturno en La Plata sigue sumando escenarios. A los ya consolidados -el Bosque y las plazas Moreno y Malvinas- se sumaron este fin de semana otros puntos en donde las “reuniones masivas” de jóvenes pusieron los pelos de punta a los vecinos que, en diferentes barrios, intentaban sin suerte descansar a la madrugada.

Ayer vecinos de distintos sectores renovaron sus quejas por la realización de “fiestas” que rompen con los protocolos mínimos de lo que se recomienda a esta altura de la pandemia pero a su vez impide el descanso de los vecinos; genera suciedad y representa un peligro, ya que el alcohol suele ser el combustible de una movida a la que suele acudirse en autos o en motos.

En este marco, sólo se permiten reuniones de hasta diez personas y en cuando a los bares y restaurantes se debe respetar una capacidad que guarda estrecha relación con la superficie del local.

Según precisaron los frentistas, el hecho de que los jóvenes no respeten la distancia social para reducir el riesgo de contagio no es lo único que preocupa. También que no se puede dormir por las noches ya que la música, los gritos, las aceleradas y las explosiones que realizan los motociclistas con sus caños de escape lo hacen imposible.

Además detallan que en las inmediaciones de espacios públicos como el Bosque, la Plaza Islas Malvinas o en Plaza Moreno, “las veredas se transforman en baños públicos y en basurales a cielo abierto por la cantidad de botellas que quedan desparramadas”.

Es así, que en contacto con este medio, un vecino de la zona de 26 y 32 aseguró que anteanoche advirtió “gritos y música” producto de una fiesta clandestina que se realizaba en el barrio.

“Quiero denunciar disturbios en la rampa de 26 y 32 como de costumbre. Los vecinos ya no sabemos que hacer. Nadie nos da respuesta” indicó.

“Tuvimos que aguantar música y gritos hasta pasadas las 3 de la madrugada”, señaló, por su parte, un frentista que reside en las inmediaciones del ingreso al Bosque.

“Otra noche de descontrol en la noche en el Bosque. Cinco de la mañana y explota de gente. Kioscos de la zona vendiendo alcohol. Hasta hacen cola. A la 1.45 fueron al Centro a cerrar todos los boliches, hicieron multas. Pero no sirve porque se vienen para el lado del Bosque. En el barrio es imposible dormir. Motos, autos, menores tomando, motos sin patente ni luces con 3 personas arriba. Una vergüenza”, reportó otro vecino.

Asimismo, reclamó que se respete la cuarentena: “Nos preguntamos quién cuida de la salud de los vecinos, estamos en cuarentena. Quién controla los autos que vinieron pasada las 0.00 horas a nuestro barrio”, reclamó.

Por otra parte, también hubo quejas en 65 entre 25 y 26, donde frentistas manifestaron que se produjo una “fiesta clandestina” y que la situación se repite “todos los sábados”.

En tanto, un vecino de 2 y 50 aseguró que en la zona “desde que comenzó el DISPO, nunca se respetó porque se hacen juntadas y asados”, escenario que, dijo, se presenta sobre todo los fines de semana. “Ayer volvieron a estar las motos hasta las 5 de la mañana. Se llamo a la policía y no fue directamente”, precisó.

En casi todas estas “reuniones masivas” el alcohol, que corre generosamente y en todas sus versiones, desde la botella de cerveza a los tragos que se improvisan en envases de plástico recortados, es uno de los combustibles de la movida. Otro denominador común es la música, propalada desde potentes sistemas instalados en los autos y que enloquece a los vecinos. “Es como tener un boliche adentro de tu casa”, se quejan quienes viven en las inmediaciones de estos improvisados eventos.

En la antesala de la “temporada alta” de las fiestas de fin de año, desde la Comuna lanzaron recientemente la campaña municipal lleva el lema de “Fin de año responsable”, que llevarán adelante en el marco de la etapa de distanciamiento. “Se pidió a los vecinos que cumplan con las medidas de auto protección como el uso del tapaboca-nariz y el distanciamiento social preventivo, para evitar situaciones de contagio ante esta nueva etapa de distanciamiento”.

Desde la secretaría de Coordinación municipal explicaron que “el cierre del año es un motivo para celebrar, pero es importante hacerlo en lugares seguros y con las condiciones sanitarias adecuadas para evitar que los contagios vuelvan a subir”.

“Debemos considerar los riesgos que se corren por comportamientos o festejos irresponsables en el marco de una pandemia, y entender que seguir cuidándonos depende de todos”, se afirmó.

También buscan sensibilizar a los padres y adultos responsables para que hablen con sus hijos sobre los posibles peligros y consecuencias de concurrir a estas fiestas. Y que los insten a colaborar con el Municipio denunciando la realización de eventos ilegales a la línea municipal 147.

Pero por ahora, el desborde nocturno se sigue imponiendo.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla