Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $110,68
Dólar Ahorro/Turista $182.62
Dólar Blue $212,50
Euro $122,63
Riesgo País 1756
Espectáculos |LA USINA DE CINE PLATENSE
“El último zombi”: cómo fue el rodaje local de una cinta con muertos vivos que son almas en pena

Martín Basterretche se adentra en el género con un giro, en la película que terminó de filmarse hace dos semanas en La Plata

“El último zombi”: cómo fue el rodaje local de una cinta con muertos vivos que son almas en pena

El elenco de la cinta de Basterretche

16 de Marzo de 2020 | 02:56
Edición impresa

Una infección atraviesa el planeta entero convirtiendo en zombies aislando en una hostería de un balneario apartado a los protagonistas de “El último zombi”, cinta del platense Martín Basterretche que se terminó de rodar en nuestra ciudad hace un par de semanas. “Como Orson Welles con ‘La guerra de los mundos’ en la radio, nosotros creamos el coronavirus para promocionar nuestra película”, se lo toma con humor el director de “Punto ciego”, “Consejos para seguir bailando” y “Devoto, la invasión secreta”, aunque rápido afirma que todo “es una triste coincidencia”.

Pero aunque “El último zombi” no intentó predecir al coronavirus, sí es una película de zombies que escapa al mero divertimento de género para reflejar, en la mejor tradición de los muertos vivos, la coyuntura social actual, y reflexionar sobre la naturaleza del hombre. Por eso, los de la película son zombis de ojos blanquecinos y brazos suplicantes. No muerden, no atacan, deambulan por la playa y el bosque como almas en pena emitiendo quejidos que hielan la sangre.

“No hicimos una película de zombis fuertes, veloces y come carne”, anticipa Basterretche, sobre la película que espera tener terminada para fin de año. “Hicimos una de almas en pena, de no muertos, de ánimas benditas como dice la canción ‘La farolera’. El zombi del vudú centroamericano se volvió subgénero de cine en los años 40, subgénero del Fantástico. Eso es lo más importante: el Fantástico sirve para pensar lo otro, el más allá, las posibles formas del universo sin la razón convencional”.

Realizada con fondos del INCAA otorgados por ganar el concurso de largometrajes por convocatoria, “El último zombi” acompaña en ese sentido, dice el realizador, “a ‘Yo caminé con zombie’ de 1943, de Jacques Tourneur. Sin embargo, a mí me gusta pensar que nuestra película es ‘Los que aman odian’ de Bioy Casares y Silvina Ocampo, pero con zombis. Porque en toda buena película de zombis, los zombis son sólo una excusa para que el drama y el sentido ocurran. Los últimos días de rodaje me pareció entender que habíamos hecho una película elegante por la que deambulan zombis”.

EL INICIO DEL PROYECTO

El protagonista de este drama con zombis que también toma influencia de películas atmosféricas como “It follows” y “The Mist” es Nicolás Finnigan, el último en resistir la infección y quien escribe esta historia que quizá nadie llegue a leer, una historia protagonizada por Matías Desiderio, Tony Lestingi, Adriana Ferrer, Alexia Moyano, Clara Kovacic, Maia Francia, Francisco González Gil, Sofía Kali y Federico Aimetta y que surgió “hace tres años, cuando unos amigos bromeaban con los muertos vivos, con comernos entre vecinos, con dejar de ser persona y ser sólo cosa, etc”, cuenta Basterretche.

“O sea, repetían esa necedad habitual de que los alienados son siempre los demás”, afirma el director. “Entonces Melina Cherro, mi co guionista, y yo dijimos al unísono ‘disculpame, a lo mejor ya somos todos zombis y no lo sabemos’. Al rato ella me dijo ‘¿por qué no hacemos una película de zombis?’. ‘Estás loca, ni en pedo’, le respondí yo. Y acá estamos”, con la cinta ya en posproducción, tras culminar hace dos semanas el rodaje desarrollado en nuestra ciudad, a pesar de que la acción transcurre en un balneario.

EL RODAJE

“Esta película”, seleccionada para participar en el Blood Window de Ventana Sur, lo que tal vez la coloque en el camino de festivales internacionales, cierra la trilogía de Santa Sofía del Mar, una ciudad ficticia en la que transcurren ‘Punto ciego’, ‘Devoto, la invasión silenciosa’ que se estrena en mayo en todo el país, y esta”, explica el cineasta platense. “Si bien en ninguna se ve el mar, incide notablemente en las tres historias. Ya lo van a ver”.

Las tres cintas fueron rodadas enteramente en La Plata y alrededores, cuenta Basterretche. “Tardamos cuatro semanas de rodaje más cuatro semanas de preproducción. El 90% del equipo técnico es local. Estamos muy orgullosos del alto nivel profesional que estamos alcanzando en la ciudad. Recurrimos a Buenos Aires cada vez menos. Asumimos la responsabilidad de alejarnos del centro, damos trabajo y nos hacemos visibles”, cuenta el director, que “entre mis colegas me estoy ganando el mote de ‘director platense’. No me gustan los provincianismos en el arte, pero reconozco que cuando me asocian a mi querida ciudad me da como un orgullo”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

Multimedia

El elenco de la cinta de Basterretche

Los zombis, listos para salir a escena

Un parate en el rodaje de “El último zombi”

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla