Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $124,33
Dólar Ahorro/Turista $205.14
Dólar Blue $206,50
Euro $130,06
Riesgo País 1912
Policiales |En un edificio de 44 entre 16 y 17
Alquilar para robar: una menor y su novio demorados

Descubrieron varios objetos robados en su departamento y sospechan que iban a sacarlos como una mudanza. Una víctima comparó el hecho con “La Casa de Papel”

Alquilar para robar: una menor y su novio demorados

44 casi 16. la torre que sufrió al menos ocho robos / roberto acosta

25 de Enero de 2022 | 03:03
Edición impresa

Un atraco, cuyo descubrimiento rozó lo cinematográfico, fue frustrado el pasado domingo en horas de la noche en un edificio ubicado en la zona de Plaza Paso. Según pudo averiguar este diario, al menos ocho propietarios de la torre que se encuentra emplazada a metros de la esquina de 44 y 16 fueron despojados de varios objetos de valor que tenían almacenados en las bauleras de sus departamentos.

En base a los datos proporcionados por fuentes policiales, el hecho es adjudicado a una pareja compuesta por una adolescente de 17 años y un joven de 19 que se encontraban viviendo en el edificio, en calidad de inquilinos temporales.

Esa fue justamente la condición que condujo a los propietarios a sospechar de la pareja. A decir de los vecinos, el pasado domingo “se destapó la olla” cuando los sospechosos abrieron la puerta de un departamento ubicado en el segundo piso aunque “la realidad es que desde hacía 10 días” ya venían ocurriendo “cosas por demás extrañas” en los distintos pisos.

Desapariciones de trapos de piso, bolsas de basura, felpudos y hasta de lamparitas, el edificio se había convertido “en una zona liberada”, adujeron. Según explicó una de las víctimas, nadie podía comprender lo que estaba sucediendo y la mayoría de los vecinos comenzó a adjudicar estos pequeños hurtos a ocasionales ladrones. Es por ello que algunos de los afectados ya habían comenzado a pedir a la administración una reunión para solicitar la revisión del sistema de cierre de las entradas principales.

Las cámaras, en cambio, decían otra cosa. Uno de los vecinos, que se tomó el trabajo de revisar las imágenes captadas por el aparato, se dio cuenta de que el día que desaparecieron de su baulera un televisor led, una lámpara de pie, cuadros y una bolsa con zapatos italianos, no había ingresado ningún extraño a la torre. Mucho menos vio salir a alguien con bultos que se correspondieran con sus objetos.

“Estaba claro que el ladrón estaba entre nosotros. Al día siguiente de que me robaron a mi, otro vecino, creo que del quinto, se convirtió en el segundo de la lista. El miércoles pasado le robaron a dos familias. Fue cuando estaban trabajando. Se enteraron cuando llegaron al edificio y descubrieron que las cerraduras de las puertas de las bauleras estaban vulneradas”, dijo.

“El jueves parece que descansaron. Pero el viernes fueron con todo. Abrieron cuatro bauleras, todas de familias que se encontraban de vacaciones”, añadió el hombre.

“CHICOS MUY ACARAMELADOS”

Para ese entonces los vecinos tenían claro que “había un ladrón en el edificio” y que, además, “se había encargado de estudiar los movimientos de sus víctimas”. Mientras el misterio crecía, los consorcistas comenzaron a observar con desconfianza a una pareja de jóvenes que hacía poco tiempo estaba viviendo allí. “Cuando te cruzas con algún vecino, uno siempre saluda como un gesto de cordialidad. Con algunos charla más pero la realidad es que no sabemos la vida completa de todos. Nos empezamos a preguntar quiénes eran estos chicos que siempre andaban muy acaramelados. Empezamos a averiguar y nos enteramos que habían alquilado por un tiempo”, precisó.

Ese fue el disparador para que las víctimas de los distintos atracos, en total ocho según apuntó el vecino que dialogó con este diario, dieran aviso a la policía sobre este dato. “Quiero destacar que la comisaría Cuarta actuó muy rápido. Ya tenían nuestras denuncias pero cuando descubrimos esta información vinieron enseguida”, remarcó una frentista que pudo recuperar una caja con varios álbumes de fotos familiares.

La policía montó un operativo y se dirigió hasta el departamento en el que vivía la pareja de chicos, ubicado en el segundo piso. Tocaron la puerta varias veces y ya se disponían a ingresar por la fuerza cuando la joven de 17 años abrió. Grande fue la sorpresa que se llevaron algunos de los damnificados cuando observaron la gran cantidad de objetos se encontraban acumulados en el living.

INDICIOS DE UN PLAN ELABORADO

“Se ve que estos chicos tuvieron una sobredosis de Netflix. Quizás creyeron que eran Tokio y Río. Pero La Casa de Papel no existe en la realidad. Parece que los padres no le explicaron esto. No sé qué habrá pasado por sus cabezas”, indicó una de las víctimas del asalto, comparando la situación con la serie española.

Pese a la diferencia que existe entre la realidad y la ficción, la comparación de la mujer bien podría encajar como explicación sobre cómo se fraguó este asalto. Es que, a medida que los uniformados fueron tirando de la punta del ovillo fueron descubriendo más situaciones por demás particulares. Como el momento en el que los sospechosos se toparon con la policía. Según indicaron fuentes del caso, la chica intentó eludir responsabilidades asegurando que ella no vivía allí y que una amiga le había prestado el lugar para pasar el rato con su novio. Incluso se ofreció para ir a buscar a su supuesta amiga para que brindara explicaciones. “Si quieren voy y vengo”, habría dicho la joven mientras su pareja estaba siendo detenida.

Además, la policía descubrió que la adolescente había mentido en lo que respecta a su identidad. “Utilizó documentación falsa para que le alquilaran el departamento. Mintió sobre su edad y su nombre. Cuando se confirmó este dato fue devuelta a sus padres”, explicó un investigador.

Es por ello que quienes se encuentran al frente de la investigación no descartan que se haya tratado de un elaborado plan, que contaba con más actores y que consistía en alquilar el departamento con el puro y exclusivo objetivo de robar. La gran incógnita es cómo pensaban sacar el sustancioso botín. En este sentido se proyecta que tenían planeado completar el golpe con la participación de terceros y bajo la fachada de una mudanza.

“Estos chicos tuvieron una sobredosis de Netflix. Quizás creyeron que eran Tokio y Río” Vecina del edificio,

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla