Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
La Ciudad |MÁS ACCESIBLE A LA ECONOMÍA FAMILIAR
Los almacenes reclaman por el aceite con subsidio

El producto tuvo una suba fuerte en los últimos meses y tiene un cupo protegido por un acuerdo entre empresas y el Gobierno

Los almacenes reclaman por el aceite con subsidio

En comercios chicos, falta aceite con precio subsidiado / EL DIA

7 de Octubre de 2022 | 05:41
Edición impresa

El aceite a un valor subsidiado, es decir, más barato para los consumidores a partir de una medida pactada entre el gobierno nacional y la cámara industrial del sector meses atrás, cuando el producto -de uso indispensable en la alimentación cotidiana- trepó a precios imposibles para cualquier bolsillo, no se consigue en todas las bocas de venta. Según se señala desde los pequeños y medianos establecimientos, como los minimercados y los almacenes de barrio, a ese segmento comercial no llega el beneficio. En tanto, sí es más fácil adquirirlo en las grandes cadenas de súper e hipermercados.

En los locales de venta de alimentos la botella de aceite de 1,5 litro sin el beneficio cuesta entre 600 y 1.000 pesos (dependiendo de la variedad, la marca y del margen de remarcación del comercio).

Si la góndola ofrece el producto con subsidio, en cambio, el precio no debería llegar a los 400 pesos.

“A nosotros no nos llega, porque, entre otras cuestiones, hay que tener cuenta directa con la firma” subrayó Santiago Brito, socio de un supermercado de La Loma, y añadió: “hay un cupo determinado para entregar y entre las grandes cadenas se llevan todo”.

El presidente de la Cámara de la Industria Aceitera y del Centro de Exportadores de Cereales (Ciara-CEC), Gustavo Idígoras, reiteró, al ser consultado sobre la presencia de ese aceite más económico en las góndolas del país, que se está registrando una diferencia “sideral” en los valores de venta del producto en los comercios, debido a que el subsidiado “no está llegando al consumidor en todos los canales”.

En ese sentido, el titular de la cámara explicó que “hay cadenas cortas que van hacia el supermercado y, por tanto, la relación de precio es directa; y hay otras cadenas con una intermediación más grande. La gran diferencia es la existencia del fideicomiso”.

A raíz de la escaladas de precio se intentó generar un nivel accesible para la mesa familiar. También el pleno abastecimiento, ya que se temía por faltantes en las góndolas. El fideicomiso es una metodología de asistencia financiera prevista bajo pautas de previsibilidad y seguridad jurídica, según se explicó.

En la Región sucede lo que plantea Idígoras, según precisaron almaceneros y mini mercadistas. “Las cantidades que se entregan están muy limitadas. Una de las principales marcas, de 1,5 litro, tiene un precio al público de 375 pesos. Para eso, la empresa debería venderlo con margen para que nosotros tengamos algo de ganancia; por eso no se entrega. O lo entrega a las grandes cadenas y gana con todo el resto del mercado cobrándolo más caros o proveyendo otras marcas. A esta altura, el costo de referencia quedó totalmente fuera de toda realidad”.

Los aceites subsidiados son los de girasol y mezcla, las variedades de mayor demanda.

Vicepresidente de la Federación de Almaceneros de la Provincia de Buenos Aires y referente regional, frente a esta desventaja que sufre el sector respecto a las grandes firmas comerciales, Ricardo Cuevas adelantó que se proyecta tener una reunión con directivos de una de las primeras marcas de aceite para encontrar una salida a los altos precios de esa mercadería. “Ocurre también que se exporta; en Paraguay, por ejemplo, el litro llega a costar hasta 2.000 pesos argentinos”, explicó el almacenero de Berisso.

Javier Toledo, dueño de un súper de la avenida 60 y 133, además de no contar con el beneficio del aceite más barato y así atraer clientes, realiza malabares para completar los estantes reservados al producto de consumo diario. “No hay variedad, y donde la hay y con la libertad de llevar la cantidad que uno quiera piden una fortuna”, sintetizó.

El comerciante de Los Hornos contó, por otra parte, que “hay distribuidoras que lo tienen coutificado a un precio relativo, no tan caro, pero no podemos ir de una distribuidora a la otra para estar más o menos estoqueados: nos venden dos o tres cajas y eso no alcanza para una semana de ventas”.

En la misma línea opinó Ezequiel González, propietario de un minimercado de las calles 80 y 116. Según dijo el comerciante, las principales marcas de aceite “no se consiguen en ningún lado, y si se consiguen sale muy caro y nosotros no podemos sumarle más que 30 ó 50 pesos, porque sino no lo compra nadie”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico Promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$60.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $490.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla