Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
En barrio jardín, los hornos y villa Castells

Cuatro familias en la calle y una mujer electrocutada por incendios en la Región

“Las velas y conexiones eléctricas viejas son los principales generadores de siniestros”, dicen los especialistas. Los casos

En 19 y 89 se incendiaron dos casillas enfrentadas / Roberto Acosta

Una vela casi provoca una tragedia en 143 entre 75 y 76 / el DIA

Villa Castells: una familia pide ayuda para “volver a empezar” / el DIA

La devastadora jornada de incendios que vivió la Región ayer dejó un saldo de graves daños materiales y una persona herida, informaron fuentes oficiales.

Uno de los incendios ocurrió en 19 y 89, donde primero ardió una casilla, promediando la tarde, y pocos minutos después las llamas alcanzaron a una vivienda de material que está en el frente del mismo lote, destruyéndola casi en su totalidad. De allí los rescatistas se llevaron una mujer con heridas por electrocución, de quien no trascendieron otros datos. Los dueños de la vivienda de material, Luis Roberto Alvarez y Gladys Valdez, ambos de 54 años, contaron conmovidos que el infierno se desató a las 3 de la tarde, en momentos en que “estábamos en casa y comenzamos a ver bastante humo. Cuando quisimos darnos cuenta, teníamos fuego en el techo”.

Corrieron desesperados hacia la calle, donde vecinos con gritos de pánico seguían atentamente la situación. “El fuego nos destruyó el 80% de la casa. Salvo el comedor y la cocina, el resto de los ambientes terminaron quemados por completo”, precisaron en una charla con este diario.

Acotaron que “junto a un hijo y varios vecinos estuvimos una hora tirando baldes con agua que sacamos de un pozo de dos metros que había quedado de la última lluvia. Después vinieron los bomberos, pero ya no había mucho más que hacer”.

Gladys citó que el disgusto le causó una fuerte crisis nerviosa, por lo que personal de una ambulancia se encargó de asistirla allí mismo. Sobre la vivienda donde se originó el incendio, la describió como una casilla que estaba en el fondo de casa, donde vivía un matrimonio con un hijo, que en esos momentos no estaban. No sabemos qué habrá provocado el fuego”.

Su hijo Leonel Valdez (27), por su parte, contó que “cuando empezó el incendio yo estaba en casa, a tres cuadras de acá, y mi cuñada, que vive enfrente, me llamó por teléfono y me pidió que venga. Me asusté tanto que vine corriendo, pensando que les había pasado algo a mis padres porque a lo lejos veía mucha humareda en el barrio”.

Detalló que para empezar a recuperarse de este duro trance su familia necesita “colchones, frazadas, una cama, ropa de adulto y de adolescente” para su hermana, a quien, además, se le quemó una netbook “de las que se entregaron por un plan oficial”, detalló Leonel, amargado.

Quienes puedan acercarles donaciones deben comunicarse con el teléfono 221-621-8625.

EN LOS HORNOS

Jorgelina Oliveras (36) no tiene consuelo. Es que en la madrugada del sábado pasado, la casa que alquilaba en 143 entre 75 y 76 fue arrasada por un devastador incendio. Fue a 2.40 de la mañana, cuando dormía con su hijo de 10 años y se cayó la vela que había dejado en el baño, “porque en esos momentos estábamos sin luz y sin agua”, relató.

Empujada por el viento, la vela “cayó sobre el lavarropas que estaba en el baño” y desató unas llamaradas que envolvieron la casa “en 15 minutos”, calculó Jorgelina. Según la mujer, la destrucción fue total, a partir de este incendio que se propagó “a una pieza de la casa de al lado”.

“Por suerte alcancé a sacar a mi nene y una mochila con documentación”, agregó Jorgelina, que se mudó provisoriamente a la casa de su hermano. Aunque ya recibieron colchones, frazadas, ropa y “la colaboración de dirigentes y entrenadores del club San Martín de Los Hornos”, la damnificada confirmó que necesitan “muebles y alimentos”. Quienes estén en condiciones de ayudar a esta familia deben contactarla al 221 674-1175.

TAMBIÉN EN VILLA CASTELLS

Por otra parte, ayer al mediodía una familia quedó en la calle luego de que las llamas consumieran por completo una vivienda de Villa Castells. La casilla, ubicada en 6 y 495, ardió en pocos minutos y dejó sin efecto la labor de los bomberos. Por fortuna, el hombre y sus dos hijas menores de edad lograron salir del lugar y no sufrieron lesiones.

Un vecino de la zona indicó que los damnificados “necesitan ayuda porque perdieron todo”.

La semana pasada un chico de 15 años que estaba discapacitado por un accidente de moto murió durante un incendio en su casilla del barrio La Bajada, en Tolosa.

“Las velas y conexiones eléctricas viejas son los principales generadores de siniestros”, señaló un rescatista.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla