Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

“Triperos” africanos: el fanático del Lobo que fundó Gimnasia África FC con operarios de un frigorífico

Por Nicolás Lamberti

La sana pasión de los hinchas futboleros muchas veces marca precedentes agradables e historias simpáticas que merecen ser contadas. En muchos de estos casos los fanáticos radicados en el exterior son los protagonistas y hacen algunas “locuras” para poder sentirse más cerca del club de sus amores.

Se fundan filiales , agrupaciones o simplemente se organizan reuniones entre hinchas para poder ver y vivir los partidos en “comunidad”. Pero la historia del simpatizante de Gimnasia, Daniel Kreiman, quien hace 2 años vive en Brasil, fue un poco más allá de lo común: fundó un equipo de fútbol con el nombre y los colores del Lobo para poder competir.

Se trata del Gimnasia Africa Futebol Clube de Cruzeiro do Oeste Brasil y está integrado paradójicamente por trabajadores africanos que se desempeñan en un frigorífico de Paraná compartiendo planta con Daniel, quien es su jefe.

Los futbolistas, algunos aficionados, son inmigrantes provenientes de Ghana y Togo y aceptaron la propuesta del fanático jefe que puso como condición jugar con la camiseta azul y blanca y representando el nombre de Gimnasia.

En diálogo con este medio, el gestor de esta iniciativa explicó su ocurrencia argumentando que “yo llevo al Lobo a todos lados. Al cuadro lo hice yo, con los muchachos del sector que dirijo en el frigorífico y compré las camisetas del Lobo, porque soy hincha fanático de Gimnasia”.

Dirijo un sector de exportaciones especiales en turno nocturno y ellos trabajan conmigo. Ya jugamos un torneo interno en el frigorífico con 16 equipos y salimos campeones y por eso surgió esta idea de anotarnos en una Liga local que comenzará en febrero”, agregó.

Gimnasia Africa Futebol Clube cuenta con jugadores de entre 20 y 25 años nacidos en Ghana, Togo y Benin, con la excepción del hijo de Daniel (Víctor), que son dirigidos técnicamente por el mismo simpatizante Tripero: “Los muchachos son inmigrantes africanos de Ghana y Togo, somos 20 para jugar y ya son todos hinchas del Lobo”.

“Brasil tiene un convenio con Angola, Togo, Ghana y Bangladesh, y los muchachos vinieron con visas de 5 a 10 años para trabajar y luego tienen opción de inmigrar. Con esto del equipo, los chicos vienen a trabajar con otro ánimo, están contentos, se divierten. Son chicos que están solos, dejaron todo allá”, agregó Kreiman.

La conducta que suelen tener los “muchachos” en la vida diaria, le permite al equipo entrenar los domingos bien temprano, en sus días no laborables: “En la liga vamos a jugar todos los domingos. Nosotros ya nos entrenamos los domingos a las 7 de la mañana, porque los chicos son musulmanes, no toman alcohol, no suelen tener vida nocturna muy activa, no van de ‘joda’ y se dedican mucho al trabajo y hacen mucho deporte. Incluso, uno de los chicos, Ali Achamou  Asnoussi, jugó en la Selección juvenil de Benin”.

UN ANTECEDENTE

Esta no es la primera vez que Daniel hace algo de este estilo. Es que su larga trayectoria laboral ligada a los frigoríficos también lo encontró trabajando en Melo, Uruguay, donde fundó a Gimnasia Fútbol Club con compañeros de trabajo.

Viví 15 años en Uruguay, en la ciudad de Melo y en 2013 también fundé un Gimnasia Futbol Club y salimos campeones de futsal de la ciudad en 2006. Por eso digo que al Lobo lo llevo a todos lados”.

“Siempre donde voy a voy armo un cuadrito para divertirnos porque yo estoy solo también. En Uruguay logramos algo serio que duró mucho y esperamos que en Brasil suceda lo mismo”, se entusiasmó.

Y contó algunos detalles que se dieron en la ciudad charrúa de Melo: “Tuvimos dos equipos, uno de futsal que salió campeón de la ciudad y otro de 11, que llegamos a semifinales varias veces. Ese equipo duro 5 años y después muchos de los chicos se fueron a jugar a un cuadro Mendoza”.

DE ONCE Y FANA DEL LOBO

El fanatismo de Daniel por Gimnasia no es made in La Plata sino que proviene desde el tradicional barrio bonaerense de Once, y el protagonista explicó desde donde proviene la simpatía por los colores mens sana.

Yo en el 69 jugaba en la inferiores de Vélez, en la 9na, un domingo me dejaron libre, me echaron del Club. Ese día jugaba contra Gimnasia y decidí ir a ver el partido desde la tribuna visitante. Conocí a una hinchada aguerrida y eufórica. Ese domingo me hice hincha de Gimnasia y no paré de seguirlo a todos lados”.

“Tengo recuerdos inolvidables de la gente, de ese gran equipo del 70”, subrayó.

Desde su fuerte arraigo y fanatismo por Gimnasia Daniel se permite soñar con que su “Tripero” africano/brasileño “llegue lejos” en la liga local. El apodo, popularizado en la década del 20 por una historia similar, sólo parece ser una mera casualidad alimentada por el destino. Así como fue el cruce de caminos entre él y Gimnasia.

“Que suerte que ese técnico de Vélez se equivocó. Tal vez hubiese sido un crack, pero no de Gimnasia. Y lo prefiero así”, cerró Daniel mientras se preparaba para reencontrarse con sus jugadores en la planta de Paraná.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...