Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Los inversores se preguntan, cómo sigue la historia argentina con el próximo gobierno
Los inversores se preguntan, cómo sigue la historia argentina con el próximo gobierno

Por: OSVALDO GRANADOS
osvaldoperiodista@gmail.com

9 de Junio de 2019 | 08:52
Edición impresa

Durante dos semanas, analistas de varios Fondos Comunes de Inversión - los más importantes - estuvieron tratando de saber cómo sigue la película llamada Argentina.

Primero, los sorprendió, como a todos, el cambio de números de las encuestas. Elypsis que daba nueve puntos de ventaja a Cristina, ahora la coloca cuatro puntos abajo. ¿Qué pasó para que se perciba esa diferencia? Dicen que la polarización se acentuó, y los indecisos se vuelcan por Cambiemos.

Pero lo que quieren saber los visitantes es: ¿Cuáles son los planes del kirchnerismo en economía?

Les dijeron que de la situación actual, no se sale con ajuste como propone el FMI, sino con crecimiento.

Perfecto, les señalaron, pero para eso se necesitan inversiones.

El Estado no tiene posibilidades porque el 80 % del gasto lo destina para jubilaciones, subsidios, prestaciones sociales y salarios. Resumen, necesitan del sector privado.

Pero, no le pueden extraer más dinero, porque hoy los impuestos los terminan por asfixiar.

La pregunta: ¿Cómo van a hacer para bajar los gastos si la mayoría son pagos personalizados? ¿Van a despedir funcionarios o empleados públicos? ¿Van a quitar subsidios?

Es evidente, les contestaron que eso no está en su ADN.

Para lograr que se invierta, se necesitaría una baja en los impuestos del 20 %.

En todo el país, - les dijeron -, hay posibilidades de inversión. Mucha más que en los países limítrofes, pero con esta presión impositiva es imposible.

“No tienen margen para reemplazar trabajadores con planes sociales o empleo público”, apuntaron.

Después se habló sobre el tipo de cambio. Llegaron a la conclusión de que el kirchnerismo apelaría a varios precios para diferentes tipos de dólar muy alto para turismo. Especialmente con el que se pagan los gastos con tarjeta en el exterior.

Uno alto, un poco menos para las importaciones y sector financiero. Uno más bajo para las exportaciones. La idea, comprarle los dólares que liquida el agro a un precio y el Estado los vendería más alto en el sector financiero.

Esto ya se hizo en Argentina. El ministro de Alfonsín, Juan Vital Sourrouille lo practicó.

Ahora, los exportadores no tiene obligación de liquidar las ventas. Serian obligados a hacerlo en un plazo de entre tres y seis meses.

¿Por qué fracasó?

¿Cómo van a hacer con los exportadores que importan insumos, como el sector de importación industrial?

El fracaso se produjo cuando comenzó la subfacturación de exportaciones. Tratan de vender en negro.

La facturación de importados también retrocede. Tratan de ingresar al mercado por contrabando. Se pierden reservas del Banco Central.

Esto pasa fundamentalmente con empresas que tienen que hacer las dos cosas: importar un insumo para fabricar algo para exportar.

La sospecha de los visitantes, entre ellos, el City, Deutsche Bank, Santander, Barclays, es que si están pensando en el desdoblamiento del mercado cambiario, van por un dólar mucho más alto.

La alternativa para pagarle al Fondo es que se haga un nuevo programa que reemplace al stand by actual por otro de facilidades extendidas, que seria a más largo plazo y permitiría refinanciar dos grandes vencimientos por reformas estructurales.

Sobre el final, los visitantes se fueron con más dudas que certezas. No creen en palabras y las pocas que escucharon despertaron más sospechas .

En el Instituto Patria además sacaron un documento donde apuntan a que Argentina tiene que acercarse a Rusia y China.

En la UIA fueron más claros, este gobierno los decepcionó, pero ven con alarma que un populismo sin plata para repartir puede ser mucho peor. En Venezuela se inclinaron por las expropiaciones Así terminó.

 

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla