Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Oscar 2020: una alfombra roja que se torna verde

La moda se aleja del lujo y se acerca a lo sustentable con estrellas de Hollywood que optan por vestidos vintage y ecológicos

Por: MATILDE CARLOS
vivirbien@eldia.com | @tendenciera

16 de Febrero de 2020 | 08:47
Edición impresa

Sí, la entrega número 92 de los premios de la Academia de Hollywood dejó mucho para reflexionar y no sólo en relación con lo que allí se dijo; fue memorable el discurso de Joaquin Phoenix -ganador a mejor actor protagónico- al referirse a la necesidad de superar las diferencias que nos separan y luchar juntos para terminar con las desigualdades y el abuso de unos sobre otros. Sino que también se recordará a la alfombra roja por su tímida pero constante tendencia a la sustentabilidad y por ser una ceremonia en la que se dio mucho protagonismo a las mujeres sobre el escenario a la vez que se las ignoró a la hora de incluirlas en las nominaciones en su faceta de directoras.

Así es, las tres súper heroínas Brie Larson –Capitana Marvel-, Sigourney Weaver –Teniente Ripley en Alien- y Gal Gadot –Mujer Maravilla- presentaron las canciones candidatas al Oscar 2020 y quien dirigió la orquesta de la ceremonia fue otra mujer, la irlandesa Eimear Noone a quien tuvimos el privilegio de conocer el año pasado cuando se presentó en Buenos Aires en el espectáculo María Callas Hologram Tour.

Pero esa presencia no logró ocultar las grandes ausencias y para ello la moda se valió de su poder de mensajero y lo dejó bien expuesto en dorado sobre negro. ¿Cómo? Natalie Portman transitó por la red carpet con un total look de Dior, un vestido negro con superposición de túnica de tul con detalles dorados y escote corazón. Hasta allí, nada fuera de lo que María Grazia Chiuri como lider de la firma francesa acostumbra a entregar en sus piezas de alta costura; pero el toque final lo marcó la capa negra en la cual aparecían bordados en dorado los apellidos Scafaria, Gerwig, Wang, Amiel, Diop, Heller, Har’el, Matsoukas y Sciamma, las directoras de cine que quedaron fuera de las nominaciones. Toda una puesta en acto de las convicciones feministas de la diseñadora.

Ahora bien, sobre la alfombra roja también parecen soplar vientos verdes porque la movida de la sustentabilidad empieza a ganar terreno en una de las vidrieras más admiradas como es la de los premios Oscar.

En un mundo que cada vez más apuesta al consumo responsable, que tres celebridades del firmamento de Hollywood elijan lucir vestidos repetidos o vintage es toda una novedad. Penélope Cruz, musa de Chanel y amiga de Karl Lagerfeld, quien fuera el alma y el corazón de la firma por más de 36 años, llevó un vestido que la etiqueta presentó en 1995 y que concentra en sí mismo todos los íconos de Cocó: color negro, cinturón de perlas y una gran camelia en el pecho. Un estilismo simple con el cabello lacio, sin adornos ni joyas excesivas, y el maquillaje sin estridencias terminaron de completar un look que brilló por su elegancia y simpleza.

En la misma línea, la candidata a mejor actriz de reparto, Margot Robbie lució un vestido azul oscuro también de la firma Chanel que había sido inmortalizado en la pasarela de 1994 y lucido luego por Claudia Schiffer. Este look más bohemio y lánguido que el de Cruz también buscó acentuar el mensaje de prestar atención al consumo responsable y echar mano de lo que tenemos antes de lanzarnos a comprar compulsivamente.

Si de mensajes se trata, Jane Fonda fue más lejos al cerrar la ceremonia vistiendo igual que en Cannes 2014 cuando llevó un hermoso vestido color bordó del diseñador libanés Elie Saab íntegramente bordado y con sutiles transparencias al que superpuso su mítico abrigo rojo con el que se manifiesta continuamente contra el cambio climático. Sin dudas, Jane sabe cómo llevar sus palabras a los hechos.

Y si hablamos de sustentabilidad, un par de casos dejaron sentadas las bases para que en futuras alfombras rojas el ejemplo cunda. Kaitlyn Dever se lució con un vestido de Louis Vuitton totalmente realizado en satén de seda que cuenta con la certificación “eco-responsable” y lo acompañó de zapatos de la popular firma Aldo que suscribe a la normativa huella de carbono cero. Por su parte, Saoirse Ronan eligió llevar un vestido de Gucci que si bien no despertó buenos comentarios en relación con el diseño, logró que se atenuaran las críticas cuando se supo que había sido realizado con sobrantes de género del traje que lució en los premios BAFTA. Sin dudas, una apuesta a llamar la atención sobre la reutilización y el reciclado.

Así las cosas por Hollywood; mensajes poderosos en medio de contradicciones flagrantes: el empoderamiento femenino convive con pocas nominaciones en categorías trascendentales, y la oleada verde en vestidos y trajes, con joyas millonarias realizadas con piedras preciosas manchadas de sangre y cuya extracción es altamente contaminante. Todavía falta mucho para humanizar a esta industria, pero al menos comienzan a vislumbrarse los primeros cambios en esa dirección y no es poca cosa.

 

 

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

Multimedia

Natalie Portman

Kaitlyn Dever

Saoirse Ronan

Penélope Cruz

Jane Fonda

cargando...
Plan Básico
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$64.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $194.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla