Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Pies perfectos

Cómo tenerlos libres de durezas, grietas e imperfecciones, para lucirlos en esta época de calor que los deja más expuestos

Pies perfectos

Es fundamental exfoliar los pies e hidratarlos en profundidad / shutterstock

20 de Noviembre de 2019 | 02:45
Edición impresa

Los pies vuelven a ser protagonistas de la belleza en esta época del año. Sandalias, suecos y hasta ojotas obligan a tener los talones en plena forma, jugosos e hidratados, sin asperezas o durezas.

Las medias y zoquetes quedan guardados por algún buen tiempo y el cambio de calzado obliga a fijar la vista en el suelo y realizar la puesta a punto de los grandes olvidados: los pies.

Durante el otoño e invierno es muy común que los pies no tengan contacto con el aire. Siempre con calzado cerrado, medias y bien tapados, puede ser que se generen durezas, sequedad, grietas, uñas dañadas o frágiles, hongos, verrugas o callos. Según los especialistas, estos son algunos de los problemas más frecuentes que, de cara el buen tiempo, se convierten en una preocupación.

El exceso de humedad es uno de los principales causante de la aparición de hongos en las uñas, que también se denomina el pie de atleta, una alteración molesta y visible, que los expertos recomiendan tratar con médicos y medicación recetada.

Pero para prevenir estos males, muchos especialistas recomiendan aloe vera. La piel de los pies puede ser hasta un 50 por ciento más gruesa que la del rostro y, por el calzado y el peso, es habitual que se produzcan durezas.

Pero con un pie hidratado es más fácil minimizar estos problemas. Por eso se aconseja una crema reparadora de pies con acción hidratante y nutritiva que actúe en profundidad.

Lo fundamental y prioritario es exfoliar los pies e hidratarlos en profundidad, además de eliminar los pequeños defectos como las grietas o durezas.

Los talones son una de las zonas que mayor presión soportan durante todo el año y, por tanto, con mayor fricción. Después del baño se debe aplicar una crema hidratante con un pequeño masaje. También se recomiendan las cremas ricas en urea, escualano y palta.

Pero uno de los mejores consejos para cuidar los pies es la higiene, que es imprescindible.

Hay que evitar el agua muy caliente y no es recomendable pasar mucho tiempo con ellos sumergidos a esa temperatura.

Aceites esenciales

Los aceites esenciales de menta, manuka, árbol de té y geranio, son los encargados de proteger los pies de cualquier tipo de enfermedad (hongos, pie de atleta, sabañones, eccemas, infecciones, etc.) ya que son grandes fungicidas, antisépticos y antiinfecciosos.

Los calcetines mascarilla son también una buena apuesta para reparar pies secos y agrietados. Las opciones y aromas son variados: desde aceite de argán, pasando por melocotón o menta y dejan una cuarta mascarilla de lavanda, dirigida a la exfoliación. Un tratamiento que dura varios días y que se recomienda utilizar durante los meses en los que los pies no están al descubierto.

Para regenerar los pies de manera inmediata también están las mascarillas que mezclan lima alisadora y crema nutritiva, con manteca de cupuaçu y aceite de coco.

Ingredientes como la arcilla, el chocolate, una variedad de algas y el oro son la alternativa de otros productos para lograr una buena hidratación y la cicatrización de heridas en los pies.

En el caso de cambio de calzado de última hora, las opciones de absorción rápida también son una solución. Pero el mejor consejo es no utilizar un calzado que provoque sudoración excesiva al pie. En verano los pies se hinchan y lo mejor es combinar baños fríos con calientes.

La piel de los pies puede ser hasta un 50 por ciento más gruesa que la del rostro

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Multimedia

El mejor consejo es no utilizar un calzado que provoque sudoración excesiva al pie

Es fundamental exfoliar los pies e hidratarlos en profundidad / shutterstock

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla