Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Derrames, burbujas y gotas: cómo secar los dispositivos

Expertos dan consejos sobre la protección de estos aparatos tecnológicos y su recuperación en casos de accidentes con líquidos

Derrames, burbujas y gotas: cómo secar los dispositivos

Los derrames de bebidas sobre los teléfonos celulares son bastante comunes

Por: Bernadette Winter

12 de Enero de 2020 | 03:40
Edición impresa

Agencia DPA

El teléfono inteligente queda en la terraza cuando comienza a caer la lluvia y, pese al apuro por buscarlo y secarlo, queda la duda: ¿Seguirá funcionando?

“Todos los celulares deberían soportar un par de gotas de lluvia”, afirma Michael Wolf, de la fundación alemana Warentest. La organización dedicada al control de calidad y protección del consumidor simula y pone a prueba los dispositivos ante este tipo de situaciones.

“La mayoría de los dispositivos superan la prueba sin problemas”, asegura Wolf. Sin embargo, las lluvias repentinas raramente suelen ser la causa de estos percances.

Después de todo, “a muchos modelos no los afecta un baño de inmersión corto en la bañera o un cristal inclinado, porque las carcazas están pegadas y protegidas con juntas de goma adicionales contra la penetración de agua”, explican los especialistas que afirman que el agua mineral o de grifo debe secarse rápidamente.

Otro tema es cuando entran en juego sales, ácidos, cloro o jabón. Dispositivos a prueba de agua que entren en contacto con este tipo de productos deben ser enjuagados de inmediato con agua, recomiendan.

Además, por su contenido de azúcar, limonadas, gaseosas o cerveza podrían tener efectos más agresivos que el agua pura.

La protección IP proporciona orientación

Un indicativo de qué tipo de protección al agua tiene cada dispositivo es el grado de protección IP, de dos cifras. La primera cifra representa la protección contra cuerpos extraños. La segunda, contra el agua. Cuanto más alta sea la cifra, mejor: 0 significa que no cuenta con ningún tipo de protección, 1 es para gotas de agua que caen de forma vertical. Si se cuenta con un 8, es que el aparato puede ser sumergido permanentemente sin dañarse.

Pero el grado de protección no lo es todo. “El fabricante debe informar de forma concreta a qué pruebas ha sometido al dispositivo”, señala el experto de Warentest. Por ejemplo, si el aparato puede permanecer 60 minutos en el agua a dos metros de profundidad.

“No siempre se puede confiar al ciento por ciento. Pero si el proveedor lo prueba, es una buena señal de calidad”, dice Wolf.

De acuerdo a la publicación especializada online “connect”, los fabricantes a menudo restringen la protección del agua en sus términos y condiciones. Esto a menudo sólo se aplica al agua dulce, pero no al agua sucia, al cloro o al agua salada y a las bebidas. Además, se pueden hacer restricciones para el tiempo bajo el agua, así como para la profundidad de inmersión.

Apagar, sacar la batería y secar

Las dos primeras reglas después del contacto con líquidos son: desconectar inmediatamente para evitar cortocircuitos y, si es posible, retirar la batería. Sin embargo, hoy en día, a menudo se encolan o sólo se puede acceder a ellas con herramientas especiales.

Luego llega el momento del secado. No hay que utilizar el secador de pelo, el horno, el microondas o el sol abrasador, advierten los expertos. En su lugar, se debe limpiar la carcaza, retirar la tarjeta SIM y las tarjetas de memoria y envolver el dispositivo en una toalla de papel. Luego, colocarlo en una bolsa de plástico sellada con arroz crudo durante varios días.

Claro que es mejor ir a un especialista. El costo del servicio debe sopesarse en relación con la antigüedad y el valor del dispositivo. En principio, sin embargo, podría valer la pena asistir a un taller de teléfonos inteligentes. Los técnicos pueden abrir el aparato, secarlo, limpiar la placa de circuito y protegerla de la corrosión.

Aunque todo parezca seco de nuevo, puede ocurrir que queden residuos en las placas de circuitos y se generen cortocircuitos. Por eso se aconseja que un experto compruebe el dispositivo antes de volver a encenderlo.

Es casi imposible impermeabilizar una notebook

Las computadoras portátiles cuentan con muchas bisagras y tomas de corriente que hacen casi imposible el sellado. Después de todo, la mayoría de las portátiles están aseguradas con selladores de goma de tal manera que el agua apenas puede penetrar en su interior, al menos a través del teclado. Sin embargo, después de un accidente de agua, se debe desconectar rápidamente el dispositivo de la red eléctrica, retirar la batería y, si es posible, el disco duro. A continuación, hay que secar todo lo mejor posible con un paño.

Luego, se debe intentar secar la laptop cerca de la calefacción a una temperatura media. En algunos teclados, las letras individuales se pueden aflojar y secar. Pero esto sólo funciona con unas pocas gotas de agua. Es importante recordar el orden de las teclas. Si se toma una foto del teclado de antemano, después se encontrará el lugar adecuado para cada tecla.

“El fabricante debe informar a qué pruebas ha sometido al dispositivo”

La primera regla es desconectar inmediatamente y, si es posible, retirar la batería

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Multimedia

Los derrames de bebidas sobre los teléfonos celulares son bastante comunes

Si el celular se mojó, hay que secarlo con un paño y luego sumergirlo en arroz crudo

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla