Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
A mover las cabezas

Cortes y peinados de invierno

Los looks para el pelo parecen acompañar lo que la moda en indumentaria trae: un revival de los años ‘70 y ‘80

Un estilo bob más que setentoso / DPA

Hay que saber llevar los rulos naturales / DPA

Se usa El cabello por debajo de los hombros / DPA

Parece que estuviéramos viviendo un auge de las modas de décadas pasadas. No sólo han vuelto looks de colecciones de vestir de los 70, sino también los peinados de las discoqueens.

Y es que vuelven a verse peinados de corte casi al ras, cabezas repletas de rulos salvajes y ondas en los cabellos largos.

Acá les ofrecemos un repaso de este revival para que cada una elija el mejor look.

Para cabellos cortos: la tendencia está claramente marcada por un corte de ángulos bien definidos y líneas rectas que sobresalen cuando el cabello está peinado de un modo muy liso. La zona del cuello lleva una terminación en punta, discreta. Hacia un costado, el cabello apenas llega hasta la oreja, mientras que del otro lado los mechones confluyen con el flequillo, que cae sobre una buena parte del rostro. Si uno le suma rulos, podrá lucir un mechón loco en las noches de bares y discos.

Para cortes al hombro: el “shag” es “el” corte del año, y eso que es una reliquia de los 70. No es más que un corte rebajado con puntas desflecadas. Esos retoques en las puntas generan un look medio rockero y descuidado. En la década dorada de los 70 solía llevarse “undone”, es decir, despeinado, tal como salía de la cama.

Los expertos en tendencias le dan un giro de tuerca a esta propuesta, sobre todo dejando más bien larga la zona que cae hacia la espalda y algo más corta y en forma redonda el cabello que cae hacia los costados.

El flequillo es parejo pero algo más largo en el marco externo y llega hasta los ojos. Si uno quiere lucirlo de otro modo, puede darle nueva forma con la buclera y armar un “beach-look” con el flequillo recto y ondas en los cabellos más largos, o transformarlo en un mechón de rulos salvajes en estilo afro para una noche de fiesta.

Para cabellos largos: las variantes de estilo para cabellos largos van desde la novia hippie hasta la discoqueen de los 70. Lo que se puede llevar en la vida del día a día son ondas suaves, armadas prolijamente con una línea al medio recta. Si se peina el cabello, rebajado en los costados sin grandes quiebres, hacia afuera al secarlo, logrará un look al estilo Farrah Fawcett. Para las salidas de noche se recomienda aplicar algún producto que genere mucho volumen.

En cuanto al pelo rizado, hay que decir que está de moda y existen en la actualidad variedad de técnicas y estilos para sacarle el máximo partido sin tener miedo a los volúmenes.

¿La clave para poder llevar una melena corta con este tipo de cabello? Algo tan sencillo como ponerse en manos de un buen peluquero. Un buen corte de pelo mantendrá el volumen a raya. Lo ideal es trabajar estos cabellos en húmedo para entender la textura natural del rizo, cortándolo en capas verticales y descargando desde el interior, para eliminar ese volumen indeseado.

Pero existen otras muchas opciones para llevar la melena corta como, por ejemplo, el shag. Acompañado de un flequillo ayuda a encuadrar el rostro y compensar los volúmenes.

E incluso el pelo más corto puede ser una opción genial que no requiere tanto trabajo. Lo ideal para llevarlo cortito es cortar los laterales muy cortos, dejando la parte superior más larga, y así solo requerirá un poco de producto tipo gel y dejarlo secar al aire.

Una vez que se sabe cómo queda mejor a cada tipo de cabello, hay que hacerlo siempre así para evitar tener mucho volumen. Lo importante es saber cuidarlo para que no surja otro problema: el encrespamiento o frizz. En estos casos se recomienda lavar el cabello una vez por semana para evitar que se deshidrate en exceso, y aparezca el frizz. Entre lavados se puede hacer uso de un champú en seco que ayudará a mantener el cabello limpio por más tiempo.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...