Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $104,10
Dólar Ahorro/Turista $171.76
Dólar Blue $184,00
Euro $121,01
Riesgo País 1597
Revista Domingo |COMPAÑEROS DE LA VIDA REAL
Tendencias: “Sextech”, el amor presente y futuro entre máquinas y humanos

Robots sexuales con inteligencia artificial plantean un nuevo escenario entre lo real y lo virtual. Ejemplares de humanoides sacuden el mercado de la tecnología ofreciendo hasta programar los rasgos de su personalidad. Su presencia en el país

Tendencias: “Sextech”, el amor presente y futuro entre máquinas y humanos

En “Her”, Spike Jonze contaba la intensa y melancólica historia de un hombre llamado Theodore que se enamoraba de una asistente virtual con inteligencia artificial llamada Samantha / web

4 de Julio de 2021 | 03:27
Edición impresa

En octubre de 2013, el director estadounidense Spike Jonze lanzó la primera de sus películas con un guión escrito por él mismo, en la que contaba la intensa y melancólica historia de un hombre llamado Theodore -interpretado por Joaquin Phoenix- que se enamoraba de una asistente virtual con inteligencia artificial llamada Samantha -con la voz de Scarlett Johanson- al punto de desarrollar con ella una relación monogámica igual a cualquier noviazgo.

Ese mundo presentado en “Her”, completamente futurista para aquella época, con humanos y seres virtuales conviviendo, relacionándose y enamorándose como parte de la cotidianeidad, pareciera ahora no estar tan lejos como lo había planteado el cineasta, ya que la tecnología ha avanzado tan rápido y se ha convertido en parte tan esencial de la vida actual, que cada vez interviene más en todo tipo de interacciones, ya sea entre personas o entre humanos y máquinas.

Es así que el límite, por ejemplo, entre las relaciones reales y virtuales se plantean como cada vez más difusas.

En la última década, por caso, la industria del llamado “sextech” logró grandes avances con el lanzamiento de los primeros robots sexuales al mercado, y se proyecta que para 2050 podrían ser más frecuentes las relaciones sexuales entre humanos y robots que entre personas, por lo que ya no son pocos los que se preguntan si el sexo tal y como lo conocemos está condenado a desaparecer.

El año 2018 fue el lanzamiento de “Harmony”, la primera robot sexual con Inteligencia Artificial (IA). una muñeca en tamaño real creada por la empresa estadounidense Real Doll / web

El “sextech” es la unión entre la tecnología y el sexo, y abarca múltiples dispositivos que van desde los juguetes hasta los robots sexuales. De tal manera, que en la actualidad ya es posible adquirir los primeros ejemplares de estos humanoides que se pueden comprar por Internet, diseñar su aspecto físico, elegir los rasgos de su personalidad, y programarlos para lograr experiencias más placenteras.

El año 2018, por ejemplo, estuvo marcado por el lanzamiento de “Harmony”, la primera robot sexual con Inteligencia Artificial (IA). Se trata de una muñeca en tamaño real creada por la empresa estadounidense Real Doll. Es así que “Harmony” cuenta con un cuerpo adaptado para tener sexo al que se ensambla una cabeza interactiva que habla, escucha, se mueve y pestañea. Tiene un precio base de 6.000 dólares, y es capaz de memorizar las preferencias sexuales de su acompañante. Y además de elegir sus rasgos físicos, color de pelo y tono de piel, el usuario puede configurar el carácter del robot, y hasta elegir su acento al hablar.

La tecnología sexual tiene menos de una década de desarrollo, pero rápidamente avanzó en su producción. En China, la empresa AI presentó a “Emma”, una muñeca equipada con calor corporal, conversación inteligente y robótica facial, y en España, el experto en nanotecnología Sergi Santos creó a “Samantha”, una muñeca sexual realista fabricada en China a la que le incorporó un sofisticado sistema operativo que permite que se la programe para interactuar de manera familiar, romántica o sexual. También, en Estados Unidos, la misma empresa que creó a “Harmony” presentó un prototipo de la versión masculina del robot sexual “Henry”.

Y esta tendencia llegó también a nuestro país, donde “TTD”, un sexshop con base en la ciudad de Córdoba, importa desde 2015 muñecas sexuales, y los últimos años incorporó robots con Inteligencia Artificial, los que comercializa

a través de su e-shop y otras plataformas de compra y venta online que garantizan la confidencialidad de sus clientes.

Esta firma fue el primer importador de estos productos en el país, y hoy cuenta con 507 modelos disponibles. “Es un mercado similar al de los celulares, cada día sale un nuevo modelo, de una fábrica distinta, con otra fisonomía, articulaciones, y más tecnología”, cuenta Javier, uno de sus dueños.

Los que llegan al país miden 1,56 cm de alto y pesan 34 kilos, hablan inglés o chino, y llevan integrado un sistema de temperatura. Y para mejorar la experiencia, estos robots cuentan con un sistema de gestión de antecedentes que permite configurar el contenido que el robot utilizará para interactuar, ya que reproduce gemidos, lleva integrado sensores táctiles, e incluye los elementos necesarios para su correcta higiene.

Según señalan los importadores, las muñecas con inteligencia artificial que se comercializan en Argentina “no son solo una robot fría, sino una compañera de la vida real, porque su expresión facial hace sentir que el robot realmente comprende y siente. La mayoría de los clientes no lo toman como un “sextoy” (juguete sexual), si no de manera afectiva. Hay clientes que las visten, las maquillan y hasta les hacen tatuajes; o que las ubican en distintos ambientes de la casa”.

La misma empresa que creó a “Harmony” presentó un prototipo de la versión masculina del robot sexual “Henry” / web

LAS RELACIONES DEL FUTURO

En este marco, los expertos en tecnología señalan que el sexo del futuro avanza hacia un destino cada vez más tecnológico. Así, el matemático británico Ian Pearson, fundador de la firma Futurizon, que se especializa en el impacto de la tecnología, pronostica que para 2050 el sexo con este tipo de robots será más común que el sexo entre humanos. Y no solo porque los robots sexuales con forma humana e Inteligencia Artificial se volverían más populares, sino por otras alternativas tecnológicas que modifican tiempo y espacio, y la opción de hacer una réplica 3D de cualquier persona, incluso de una ex pareja, permitiría continuar compartiendo actividades más allá de que el vínculo real se haya terminado. Al mismo tiempo, el avance en el campo de la realidad aumentada y los juegos inmersivos abre hasta la posibilidad de crear un “avatar” para interactuar sexualmente en escenarios virtuales.

Mientras tanto, de los robots actuales los hay en ambos géneros, tanto para hombres como para mujeres, con el aspecto de una persona normal, no solo con la altura y dimensiones del cuerpo, sino también con el peso y los genitales, aunque por ahora su precio hace que no sean tan fácilmente accesibles, ya que cuestan alrededor de 10 mil dólares.

A diferencia de otros juguetes sexuales, estos robots cuentan con inteligencia artificial, algo que les permite hilvanar frases, expresar emociones e incluso reaccionar con gemidos de placer. Y ese mismo cerebro artificial hace posible que se puedan configurar las personalidades de los robots, así como las respuestas de los mismos a la hora de las relaciones, algo que se evidencia a través de expresiones faciales como el movimiento de ojos, boca y cabeza.

En Estados Unidos, por caso, trascendió el caso de Brick Dollbanger, un hombre de 60 años de California, quien bajo ese seudónimo accedió a compartir sus experiencias con “Harmony”, una de las muñecas diseñadas por la compañía RealDoll, a la que calificó como “una experiencia alucinante, con respuestas extremadamente realistas”.

La misma empresa RealDoll, a su vez, desarrolló una app que permite a sus usuarios personalizar su compañera virtual, al punto de que esta incluso puede diferenciar a su dueño de otras personas, y entre las opciones que brinda está escoger entre 17 tipos de cuerpo, 33 caras, 3 orientaciones sexuales distintas o tipos de maquillaje específicos.

En China, la empresa AI creo a “Emma”, una muñeca equipada con calor corporal, conversación inteligente y robótica facial / web

LOS PELIGROS PROBABLES

Así como muchos destacan los beneficios de estos robots, también están los que advierten sobre los peligros que pueden ocasionar, como los de índole psicológica, referidos a la necesidad que todo ser humano tiene de estar en contacto con otros, de interactuar y de establecer vínculos.

Otras señales de alarma, en tanto, fueron expuestas por el experto en ciberseguridad Rick Patterson, quien destacó que estos robots pueden ser susceptibles a hackeos. El argumento se sostiene sobre el hecho de que estas máquinas necesitan de interfaces y de software para funcionar, y por esto mismo no solo pueden ser hackeados, sino que también puedan ser manipulados por expertos en la materia sin que el usuario del robot tenga la más mínima sospecha. De esta manera, y dentro de los peores escenarios, se encuentra la posibilidad de sufrir asesinatos por parte de estos robots, ya que como indica el propio Patterson, “pueden golpear a sus dueños e incluso tomar cuchillos y hacer uso de ellos”, aunque, por lo pronto, no se ha producido ningún hecho concreto de este tipo hasta la fecha.

De todos modos, otros expertos están de acuerdo en que en el futuro cercano los robots sexuales humanoides serán todavía más sofisticados que los que ahora están disponibles, se moverán, lucirán e incluso hablarán como humanos, y hasta que no parece descabellado pensar que los robots sexuales puedan convertirse en una alternativa asequible a una pareja humana.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla