Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Economía Dominical |ALIMENTOS ESENCIALES QUE SE ENCARECEN POR EL FISCO
La mesa de los argentinos se sirve con 25% de impuestos al primer bocado

Al comprar carne se paga 27% de tributos, mientras que en el caso de la leche es 26% y en el pan 25%. El 80% de esos impuestos que se abonan son nacionales. El resto se divide entre provinciales y tasas municipales

La mesa de los argentinos se sirve con 25% de impuestos al primer bocado
Esteban Pérez Fernández

Esteban Pérez Fernández
eperezfernandez@eldia.com

27 de Noviembre de 2022 | 05:55
Edición impresa

Del precio de la carne, la leche y el pan, alimentos de primera necesidad para los argentinos, 1 de cada 4 pesos que se pagan son impuestos.

Según ese trabajo, en la carne de vaca el 28% del precio final son los impuestos de la cadena; en el pan francés la carga tributaria llega al 25% y el sachet de leche entera tiene una mochila impositiva del 26% de lo que pagan los consumidores.

En los tres productos analizados es posible ver que 3 de cada 4 pesos de impuestos corresponden a tributos nacionales, en algunos productos incluso más. “En momentos donde la inflación se acelera, se tiende a discutir los precios, la cadena y los costos, pero en realidad el problema no es de un precio en particular sino del peso en sí mismo, nuestra moneda pierde valor de compra, el problema es mucho más amplio”, advirtió FADA.

El informe de la Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA) puntualizó que el trigo representa sólo el 13% del precio del pan: “del trigo al pan el precio se multiplica más de siete veces”, graficó la entidad.

FADA detalló que en la última campaña de trigo, la Argentina produjo 23 millones de toneladas y se espera que este verano, como consecuencia de la sequía, se cosechen apenas 11 millones de toneladas. En esta campaña ingresarán unos U$S4.000 millones que el verano pasado, sobre un mercado cambiario ya complicado por las bajas reservas internacionales del Banco Central, estimó la Fundación.

En consecuencia, vaticinó que se registraría una suba en el precio del trigo, pero no impactaría de lleno en el valor del pan.

“El pan termina subiendo por otros factores, más ligados a la inflación general que al trigo. Un ejemplo de ello se ha visto entre febrero y agosto de este año. En esos seis meses, el trigo subió 59%, esto quiere decir que, el pan francés no debería haber aumentado más de $16 por kilo (8%) por efecto del trigo. Sin embargo, el pan aumentó $118. Es decir, aumentó por efecto del trigo $16 y por otros factores $102”, analizó el economista jefe de FADA, David Miazzo.

La entidad puntualizó que el consumidor pagó en promedio $320 el kilo de pan, de los cuales $80 corresponden a la carga tributaria.

Al analizar la composición de ese importe, en el estudio se detalla que el 57% son costos, el 25% impuestos y el 18% ganancias. De los impuestos que paga la cadena, el 79% son nacionales, 19% provinciales y 2% municipales; Ganancias e IVA concentran el 70% de los impuestos pagados por el sector.

Por otra parte, según los resultados del informe los granos representan una pequeña parte del precio final de los alimentos.

Del campo a nuestra mesa el precio del trigo se multiplica por 7,3. Del total que paga el consumidor por kilo de pan francés. El trigo representa el 13%, el molino el 6%, la panadería el 56% y los impuestos el 25%. “Para decirlo de otra forma, el consumidor pagó en promedio $320 el kilo de pan, de los cuales $80 corresponden a la carga tributaria”, le contó a este diario Natalia Ariño, economista de FADA.

Si se analiza cómo está compuesto ese importe, en el estudio se detalla que el 57% son costos, el 25% impuestos y el 18% ganancias. De los impuestos que paga la cadena, el 79% son nacionales, 19% provinciales y 2% municipales. Impuesto a las ganancias e IVA concentran el 70% de los impuestos pagados por la cadena.

“Que un eslabón tenga mayor participación en la composición del precio, como puede ser la panadería, no significa necesariamente que sea el eslabón que más gane o algo por el estilo, sino que está relacionado con los procesos, escalas y costos que tiene ese eslabón”, aclaran desde FADA.

Ariño explicó que “es falso decir que la leche o la carne suben porque sube el maíz, cuando el grano es el 5% del precio final del sachet de leche y el 11% de la carne vacuna que compramos. En el caso de la carne de cerdo es el 14% y 19% en la aviar. Con esto vemos que una suba en el valor del maíz incide en el precio de la carne y la leche, pero el impacto es mucho menor a los aumentos que se ven mes a mes, hay otros factores que influyen en esa suba constante, principalmente el proceso inflacionario”.

El trabajo arroja que, en el precio del sachet de leche entera, el tambo representa el 32%, la industria el 31%, el comercio 11% e impuestos el 26%. “Dicho de otro modo: para el mes de la medición, en promedio el sachet tuvo un precio de $164, de los cuales $43 son impuestos”, aclaró Ariño. El maíz constituye el 16% del precio de la leche cruda (tambo) y el 5% del sachet.

También podemos ver la composición de los precios según los costos de producción, los impuestos y el resultado. En el caso de la leche se detalla que el 79% son costos de producción, 26% impuestos y -5% pérdida de la cadena. De los impuestos que paga la cadena, el IVA representa el 67%.

CARNE VACUNA

En el caso de la carne de vaca, el 27% del precio final son los impuestos de la cadena. Del precio que paga el consumidor por el kilo de carne, la cría representa el 28%, el feedlot 25%, frigorífico 6%, carnicería el 14% y los impuestos el 27%, de acuerdo con el trabajo.

La carga impositiva representa el 27% del precio, el 63% son costos de la cadena y 10% ganancias; de esos impuestos, el 76% son nacionales, 19% provinciales y el 5% municipales. El impuesto a las Ganancias y el IVA, que son los de mayor participación, en conjunto representan el 65% de los impuestos totales.

También se analizó la composición de los precios según los costos de producción, los impuestos y el resultado: en el caso de la leche, el 79% son costos de producción, 26% impuestos y -5% pérdida de la cadena.

La entidad consideró que “restringir las exportaciones de carne, trigo o maíz, crear un fideicomiso de trigo o subir los derechos de exportación a los granos, son medidas que de ninguna manera reducen la inflación, sólo generan nuevas trabas y menores incentivos a producir”.

“En el largo plazo, lo único que asegura que la carne, la leche o el pan sean baratos es más producción. Que haya más oferta es la única forma genuina para que un producto sea barato. Por este motivo, lo que en realidad hay que hacer es incentivar la producción, abriendo mercados, generando previsibilidad, bajando la carga tributaria”, concluyó.

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Para comentar suscribite haciendo click aquí

cargando...
Básico Promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$60.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $490.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla