Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Verano saludable

Bronceado perfecto y sano

Cómo conseguir una piel dorada durante las vacaciones y que el tono sea duradero

Una de las cosas que primero se guardan en la valija de las vacaciones es el protector solar. Desde hace años se sabe que no cuidarse la piel es muy nocivo.

Si se quiere conseguir un bronceado perfecto, se deben tener en cuenta estas ‘reglas de oro’ para presumir de una piel dorada y luminosa, y también cuidarla en estos meses de tanto calor.

EXFOLIACIÓN

Es uno de los pasos imprescindibles para conseguir un bronceado duradero y uniforme. Se puede hacer un exfoliante de forma rápida en casa con azúcar y aceite de almendras o incluso con aceite de oliva para obtener una mayor nutrición. Se recomienda hacerlo una vez cada 15 días.

Este sencillo pero eficaz gesto en la rutina de belleza, elimina la descamación, refina la piel y ayudará a minimizar el aspecto de las finas líneas de sequedad, que además se acentúan por la pérdida de hidratación tras la exposición solar.

MODERACIÓN

Esta es la primera premisa para conseguir un bronceado perfecto. Si bien a muchos les gusta broncearse, estar “marrón” ya no es moda. El precio pagado por aquella tendencia son las pieles de alrededor de los 60 años, engrosada, opaca y llena de profundas arrugas. Hoy se tiene otro concepto de la belleza y la salud y la imagen ideal de la mujer elegante y actual es ese color dorado en la piel que da calidez y hermosura al semblante.

Además de la protección de los filtros solares, hay que hacer hincapié en algo importante a tener en cuenta: los días nublados. Más del 80 por ciento de la radiación ultravioleta traspasa las nubes, por lo que es necesario utilizar protector solar incluso en días nublados para protegerse especialmente de la radiación ultravioleta A (UVA) que penetra más profundamente en la piel, causando el fotoenvejecimiento.

Alimentación

Los alimentos ricos en carotenosson precursores de la vitamina A que a su vez estimula la creación de melanina, la responsable del bronceado, de manera que su consumo facilita obtener un bronceado más intenso. Mango, pimiento rojo, calabaza, níspero, canónigos, espinacas, berro, acelga y lechuga, entre otros, lo contienen, además de la ya conocida zanahoria.

Los alimentos ricos en vitamina C (naranja, limón, pimiento rojo, kiwi, coles de bruselas o frutilla) minimizan los daños provocados por los radicales libres, relacionados con el envejecimiento de la piel, mientras que los alimentos ricos en vitamina Ecomo los frutos secos, favorece la regeneración de la piel, además de poseer el efecto antioxidante de la vitamina C. Por último, los alimentos con ácidos grasos omega 3, como los pescados azules o las nueces, favorecen la elasticidad de la piel y nos protegen por su efecto antiinflamatorio frente a las agresiones solares. Sin embargo, no es suficiente con tomar estos alimentos justo antes de ir a la playa, hay que prepararse hasta 10 días antes de la exposición solar para conseguir un buen resultado y continua tomándolos durante las vacaciones.

Protección SOLAR

Está comprobado por los especialistas que aquellas pieles que suelen llevar protección solar siempre son las más saludables. Es por eso que cuando no se quiere envejecer de forma rápida, es fundamental no centrarse solamente en los tratamientos, sino tener consciencia de que se debe tomar sol con protección para prevenir y frenar el envejecimiento cutáneo.

Por ello, la protección debe llevarse los 365 días del año y tomar aún más precauciones durante el verano. No es recomendable exponerse directamente al sol más de 30 minutos seguidos y se debe repetir la aplicación de la protección solar constantemente.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...