Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Deportes |LORENZO FARAVELLI, EN UN EXTENSO MANO A MANO CON ESTE MATUTINO
“Gimnasia ya forma parte de mi vida, me dejó mucho desde lo humano”

El volante, hoy en Ecuador, repasó su ciclo en el Lobo y contó cómo se vive el día a día en aquel país, a la espera del regreso del fútbol

“Gimnasia ya forma parte de mi vida, me dejó mucho desde lo humano”

Lorenzo faravelli, quien aguarda el regreso del fútbol en ecuador / EL DÍA

Fernando Alegre

Por: Fernando Alegre
falegre@eldia.com

29 de Mayo de 2020 | 03:27
Edición impresa

Tras cuatro años en Gimnasia, Lorenzo Faravelli se sumó a Huracán. Sin embargo, su estadía en la institución de Parque Patricios no fue lo que pensó y en apenas seis meses buscó un nuevo rumbo, con Ecuador como destino.

Así, el rosarino que vivió distintos momentos en el Mens Sana, llegó a Independiente del Valle, vigente campeón de la Copa Sudamericana, al que le fue a aportar su cuota de juego en el mediocampo.

Pese a esto, y a un buen arranque desde lo personal y desde lo grupal, la pandemia lo sorprendió como a todos, relegando, hasta nuevo aviso, el regreso al verde césped.

“La cuarentena nos agarró a punto de viajar para jugar, era un sábado a la tarde”, recordó el volante. “Estábamos subiendo al colectivo para viajar a una ciudad que queda a dos horas de Quito y nos avisaron que se suspendía la fecha. Nos bajamos y cada uno se fue para su casa. En su momento se nos había dicho que por tres días íbamos a estar en nuestras casas y que después se iba a ver cómo continuar. Al final, llevamos más de 70 días de cuarentena”, destacó.

Justo en la previa, su equipo realizó un amistoso en Estados Unidos, además de los viajes que tuvo en el marco de la actual Copa Libertadores y de la Recopa Sudamericana.

“Antes habíamos viajado a Estados Unidos a jugar un amistoso con Red Bull (en Nueva York). Y también habíamos viajado a Guayaquil, a jugar con Barcelona, por Libertadores. Y también habíamos viajado a Río de Janeiro, a jugar con Flamengo la Recopa. Estuvimos en tres ciudades de las más complicadas. Por suerte no nos ha pasado nada”, remarcó.

- En ese momento ya había comenzado la pandemia

- Cuando fuimos estaba iniciando todo. Incluso, nuestro cuerpo médico había averiguado cómo estaba el tema. Y supuestamente, en ese momento, habían aparecido los primeros casos en otras ciudades, pero en Nueva York no. Fue en el inicio de todo esto. Estaba un poco subestimado todo este tema.

- ¿Cómo se está viviendo la situación en Ecuador?

- Acá la verdad que se puso brava la cosa, sobre todo en Guayaquil. A mí me toca estar en Quito, y más allá de que han crecido mucho los casos, no se llegó al caos de Guayaquil. Fue la ciudad en la que más casos hubo y en la que la medicina y los hospitales no dieron abasto, y pasaron esas situaciones que todo el mundo vio. Ahora, por suerte, más allá de que todavía estamos luchando contra esto, ya no se ven imágenes tan fuertes y está un poco más controlado. Lo que pasó en Guayaquil tal vez le dio tiempo a otras ciudades, como el caso de Quito, para prepararse con más tiempo.

- ¿Apenas pudiste jugar, no?

- Jugué, en total, ocho partidos. Los dos partidos de Recopa Sudamericana contra Flamengo, que empatamos 2 a 2 de local y perdimos de visitante 3 a 0; jugamos cuatro del torneo local, los cuales ganamos los primeros dos, perdimos el tercero y empatamos el cuarto...Ahí ya se empezó a hacer una rotación porque jugábamos cada tres días. Y jugué los dos partidos de Libertadores, uno contra Barcelona, en Guayaquil, que ganamos 3 a 0; y la segunda fecha contra Junior de Barranquilla, de local, que también ganamos 3 a 0. Jugué todos los partidos. En dos entré en el segundo tiempo, que fue cuando hizo la rotación en el torneo local, y todos los otros, los jugué.

- Venías agarrando ritmo, con buena adaptación personal; ¿con qué Club te encontraste?

- A todos nos pasó eso de frenar en el inicio y todo lo que conlleva después volver a empezar, seguramente con pretemporada de por medio. Habíamos empezado muy bien. Habíamos ganado los dos partidos de la Copa. Habíamos jugado muy bien la Recopa. Y en el campeonato teníamos siete puntos sobre 12. La verdad que habíamos iniciado bien. Pero bueno, no queda otra que esperar a retomar y seguir de la misma forma. En lo personal también había iniciado bien, jugando. Había hecho ya dos goles en los seis partidos de titular que había jugado. Y con respecto al Club, la verdad es que tenía bastante información antes de venir. Sabía que es un club modelo en Sudamérica en cuanto a cómo trabaja con sus Juveniles, en cuanto a infraestructura para el primer equipo, la organización. No es casualidad que haya salida campeón de la Sudamericana y de la Libertadores Sub 20. Es un club que trabaja muy, pero muy bien. Tiene una idea de juego muy clara en cuanto al primer equipo y los juveniles. Es muy organizado y ordenado. Te da ganas de ir todos los días a entrenar. Da gusto pertenecer a un Club así.

- Y en cuanto a Gimnasia, ¿qué creés que te dejó tu paso por el Club, en el que viviste momentos muy distintos?

- Tuve la posibilidad de estar cuatro años en Gimnasia. Hoy no es fácil permanecer tanto tiempo en un Club. Tuve la posibilidad de jugar con todos los entrenadores que he tenido. Para mí eso fue muy importante para mi carrera como profesional. Gimnasia me dejó mucho desde lo humano. Sigo teniendo vinculo constante con ex compañeros, con dirigentes, con gente allegada al Club. Gimnasia ya forma para de mi vida. Fue un crecimiento incalculable en cuanto a lo futbolístico y lo humano. Hice muchos amigos. Sigo en contacto con Facu (Oreja), con Fito (Rinaudo), con Nico Mazzola, con Alexis (Martín Arias). Son todos chicos con los que hemos vivido un montón de cosas. Hemos peleado el descenso, hemos llevado al Club a una final de Copa Argentina, participamos internacionalmente en la Sudamericana con Alfaro. En los procesos largos se viven muchos altibajos, pero para mí fue y es un proceso que lo tengo guardado en el corazón porque me ha ayudado a crecer.

- ¿Cómo viste la suspensión de los descensos acá en Argentina?

- Habría que ver todos los puntos de vista. Cualquier decisión tomada, no hubiese favorecido a todas las partes. En este caso, espero que la quita de los descensos sea buena para que los clubes se puedan reconstruir económicamente. Ojalá que ese sea el fin. Lamentablemente, quizás perjudique un poco en cuanto al tema contractual de los futbolistas. Tengo muchos amigos que en junio quedan sin contrato y están en una situación de incertidumbre total. No dejan de ser trabajadores. Hay que entender que el futbolista no es solo el que juega en Europa y gana mucha plata, sino también el que juega en divisiones de ascenso y vive el día a día. Es una cuestión laboral en la que la medida perjudica a algunos y favorece a otros. Ojalá que los clubes se puedan reconstruir y no lo utilicen como una excusa. Hay clubes destruidos económicamente hace tiempo y esto no había pasado. Dentro de todo este análisis, hay una alegría enorme, y es que Gimnasia se haya quedado en Primera.

“Ojalá que la quita de descensos sirva para que los Clubes se puedan reconstruir y no lo utilicen como una excusa”

Lorenzo Faravelli,
En cuanto a la quita de descensos.

 

- Una de las variantes que se manejan pensando en el retorno, es llevar el campeonato al Norte del país, a las provincias que no presentan casos; ¿lo ves viable?

- Desde que empezó todo esto he escuchado tantas versiones, no sólo en Argentina, sino en Ecuador y en el mundo entero. Pero estamos en un momento de incertidumbre donde, no solo a nivel futbolístico, sino a cualquier nivel, todo lo que se diga, lo tomo con pinzas. Hasta que no se concrete, no lo veo como algo firme. Esperemos que se siga priorizando la salud y que, si están dadas las condiciones, el fútbol vuelva con todo lo que se requiera para la situación y con los recaudos necesarios. No veo posible que un plantel esté concentrado dos meses o tres, o lo que dure, porque me parece que vamos a estar a salvo del coronavirus, pero teniendo ya problemas por otro lado. El encierro y estar lejos de la familia, y todo lo que eso conlleva, tampoco es sano. Esperaremos la resolución. Ojalá que se pueda volver a jugar con la mayor normalidad posible, con todos los recaudos necesarios.

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $194.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla