Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
El 3 a 0 final hizo cambiar silbidos por aplausos

Una mano penal cobrada por el VAR le abrió el camino a Brasil

Le costó al local resolver su partido contra Bolivia, al punto que al término del primer tiempo se fue al vestuario abucheado

Una mano penal cobrada por el VAR le abrió el camino a Brasil

centro cruzado por firmino desde la derecha, cabezazo de phillippe coutinho y 2-0 para brasil, que después amplió con un golazo de everton / ap

Un penal convertido por Coutinho a los 4 minutos del segundo tiempo, y sancionado por el argentino Néstor Pitana a instancias del VAR, instrumento que respaldará a los árbitros en la Copa América que comenzó a rodar anoche en el Morumbí de San Pablo, le abrió a Brasil el triunfo sobre Bolivia en un partido que se le había complicado al seleccionado local, que al finalizar el primer tiempo se retiró abucheado por el público. El encuentro inaugural fue parte del Grupo A, que a las 16 de hoy se completará con Venezuela-Perú.

Brasil se hizo cargo, obvio, apropiándose del campo y de la pelota. Bolivia quedó apretado en defensa, y las jugadas contra el arco de Carlos Lampe, el que tuvo un breve paso por Boca, se repitieron. El partido quedó planteado desde el primer instante, con un sostenido ataque por los carriles, teniendo como protagonistas centrales a Coutinho, Richarlison y Firmino. La defensa aguantó como pudo ese vendaval inicial, que estuvo representado por movimientos de un amplio contenido.

Llegó muchísimo el conjunto local durante el primer cuarto de hora, aunque no encontró la apertura. Y hubo un cambio en el trámite: Brasil perdió la claridad anterior, a la vez que Bolivia acomodó sus piezas en su última línea. La tendencia continuó siendo la misma, pero sin la intensidad inicial.

A los 19 minutos, los encargados de atender las acciones a través del VAR (Árbitro Asistente de Video) se comunicaron con Pitana, y recurriendo a este sistema que respaldará a los jueces centrales en cada uno de los partidos, el misionero mostró la primera tarjeta amarilla: a Fernando Saucedo, por una entrada fuerte en la puerta del área brasileña.

No recuperó el anfitrión la postura inicial, Bolivia salió un par de veces a través de Marcelo Martins, el empate sin goles quedó firme y cuando finalizó el primer tiempo, el público abucheó a Brasil camino al vestuario. Cero paciencia, con mensaje para lo que viene en un certamen donde el pentacampeón no tendrá otra variante que la de ser campeón.

Volvió con todo Brasil para el segundo tiempo, pero el VAR le terminó facilitando la búsqueda del gol. Claro, porque hubo un llamado al árbitro, en esas circunstancias se confirmó una mano dentro del área, y ese penal, convertido por Coutinho, con remate bajo, encaminó la victoria del organizador del torneo, que aumentó rápido con un cabezazo del propio Coutinho.

Everton, uno de los que entró, completó la goleada, pero así y todo, el debut lejos estuvo de ser un trámite para el conjunto dirigido por Tité, que jugó bajó la presión de un estadio que no le perdonó ningún paréntesis en lo relacionado con el ataque. Debut ganador entonces, pero sufrido, y con un claro mensaje de su público.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla