Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Colecciones primavera verano

Música, sensualidad y novedades en la Semana de la Moda de Nueva York

Los diseñadores ya no sólo presentan prendas sobre la pasarela, sino que producen cada desfile con ambientaciones, escenografía, artistas en vivo e incluyen modelos cada vez menos tradicionales

Carolina Herrera (afp)

Rihanna (afp)

Tommy Hilfiger (afp)

Christian Cowan (afp)

Pyer Moss (afp)

El mundo fashionista estuvo de fiesta con una nueva celebración de la Semana de la Moda de Nueva York (NYFW), que se llevó a cabo desde el 6 de septiembre hasta el 11 con las colecciones primavera-verano 2020 de los mejores diseñadores del mundo.

El show de la marca de lencería de la estrella del pop Rihanna, Savage x Fenty, fue el evento más anticipado y celebrado de la NYFW y también el más exclusivo ya que solo se podía acceder con invitación especial y en el que participaron el grupo de hip hop Migos y la cantante Halsey.

En el desfile participaron celebridades como las hermanas Bella y Gigi Hadid y la súpermodelo puertorriqueña Joan Smalls, la modelo Cara Delevingne y la cantante Normani, entre otras.

Rihanna lanzó su nueva línea de lujo, opuesta a la de Victoria Secret -obsesionada por la delgadez-, con corsets acordonados y tangas de estampado floral, shorts varoniles o sujetadores de cuello alto para todos los tipos de cuerpos.

Si bien el resto de la NYFW quedó a la sombra de esta presentación, les contamos qué mostró cada diseñador en la pasarela.

Christian Siriano y Christopher John Rogers fueron quienes dieron inicio a la Semana de la Moda, con espectáculos llenos de vida y mucho glamour.

Siriano ofreció una colección inspirada en los artistas pop modernos. Siriano dijo que quería celebrar a las “mujeres poderosas” a través del “uso de colores lúdicos, la textura, el humor, pero también la elegancia. Quería que estuviera a lo largo de toda la colección”.

Para su tercera colección al frente de Carolina Herrera, el creador Wes Gordon vivifica la marca, pero sin revolucionarla. Esta temporada, se autorizó los cortos y también mezcló colores al estilo “tie-dye”.

La energía también estuvo presente en la firma Longchamp. La casa de moda francesa asociada con el mundo de los viajes exhibe un toque del futurismo de los años `70 y `80, que se mostró en una versión mucho más pronunciada de Jeremy Scott. Había vestidos cortos de seda, faldas largas que jugaban con transparencias y una paleta de colores que incluía turquesa, damasco y ciruela.

Tommy Hilfiger ofreció un desfile con la ambientación digna de un filme. Todo, desde los coches utilizados para la ocasión a la vestimenta, pasando por la música, evocaba los años ‘70.

Hilfiger creó una colección que se adaptó como un guante a su nueva musa, Zendaya, que participó en el proceso creativo. Mucho gris, cuero, volados, sombreros de ala ancha, cinturas altas, botas: la imagen de los `70 fue seriamente retrabajada para complacer a los jóvenes clientes de la marca.

El diseñador estadounidense de origen haitiano Kerby Jean-Raymond, el alma de Pyer Moss, llegó a la Semana de la Moda con “Sister”, un show rocanrolero dedicado a la cantante Sister Rosetta Tharpe (1915-1973), cuya mezcla de gospel y blues es considerada como una de las primeras versiones del rock’n’roll.

Pyer Moss celebró un glamour afroestadounidense exigente y sofisticado a lo largo de varias épocas. Propuso mucha seda en fucsia, rojo, amarillo o azul Francia tanto para hombres como mujeres.

Diseñadora inclasificable, siempre en mutación, Hillary Taymour habitualmente sorprende con su marca Collina Strada. Con un casting que incluyó a modelos pero también a mujeres con sobrepeso y de más de 60 años, la firma mostró una serie de jeans bordados, estampados psicodélicos y volvió a incluir tie-dye, en un estilo hippie revisitado.

Víctor Barragán propuso un México diferente del de los clichés. Le inyectó femineidad al hombre con camisetas rasgadas o grandes escotes, como si fuesen para una mujer. Además presentó a las mujeres con una sexualidad exarcebada, de lugares donde se muestra la piel.

Con tan solo 24 años, el británico Christian Cowan ya viste regularmente a varias estrellas, de Lady Gaga a Cardi B, pasando por el rapero revelación Lil Nas X. Esta vez presentó una colección inspirada en su familia gallega: mangas abullonadísimas, encaje y telas con mucho frufrú, rindió homenaje a “todas esas mujeres fuertes” de su familia “que hacen que sus negocios y hogares funcionen impecablemente”.

María Cornejo presentó una colección sustentable y 85 por ciento Made in New York que busca recuperar la frescura de la edad de la inocencia. Los modelos desfilaron con prendas cómodas de satén, algodón orgánico, poliéster reciclado o tejidas por una comunidad de mujeres bolivianas, pero también chics, modernas y algo estructuradas.

El estadounidense de origen chino Phillip Lim presentó una colección utilitaria con piezas de exterior adaptadas a varias ocasiones. Overoles, cuero, amplitud y grandes impermeables se vieron en su desfile.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla