Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Massa ante el gran desafío de mantener vivo su espacio

Massa ante el gran desafío de mantener vivo su espacio

Hubo caras largas en el massismo al reconocer la derrota - TELAM

Al quedar tercero en los comicios bonaerenses, a más de 25 puntos de los candidatos de Cambiemos y de Unidad Ciudadana, Sergio Massa no sólo no obtendrá una banca en el Senado de la Nación, sino que deberá evitar la desaparición del Frente Renovador.

Lejos de la contundente victoria que obtuvo en los comicios legislativos de 2013, cuando logró derrotar al kirchnerismo y se ubicó automáticamente como presidenciable para el 2015, el ex intendente de Tigre, que también fue relegado en su municipio, perdió unos 3 millones de votos en tan solo 4 años en la provincia de Buenos Aires.

De ahora en más, el tigrense deberá continuar en el camino que emprendió antes de los comicios legislativos, cuando en varias oportunidades coqueteó con los gobernadores peronistas con el propósito de que lo tengan en cuenta entre sus filas para ser parte de la construcción del nuevo peronismo que se posicione como una alternativa de poder en el 2019.

Las PASO del 2013 reflejaron una ventaja de Massa de 35 por ciento frente a 29,6 que tuvo el precandidato kirchnerista Martín Insaurralde. Luego, en octubre, el ex intendente de Tigre ampliaría la diferencia, obteniendo el 43,95 por ciento de los sufragios, y automáticamente ocuparía el sitial de presidenciable para el 2015.

Sin embargo, Massa padeció el “síndrome De Narváez”, quien al igual que el referente del Frente Renovador derrotó al kirchnerismo en las elecciones legislativas (2009) pero no pudo consolidar su figura y un espacio que lo convierta en candidato a gobernador, al que aspiraba. Lejos de la contundente victoria que consiguió en los comicios legislativos de 2013, el líder del Frente Renovador deberá ahora intentar retomar ese protagonismo con el objetivo de continuar con posibilidades ciertas de cara al 2019. El punto a favor de Massa es que el PJ se encuentra carente de nombres presidenciables y que varios gobernadores peronistas con aspiraciones como Juan Manuel Urtubey, fueron derrotados y por eso no extrañó que al felicitar a Cambiemos por su victoria el tigrense convocara a todos los que quieran construir una alternativa al Gobierno.

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla