Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
UNA CUESTIÓN QUE DESVELA A MUCHOS TURISTAS

Cómo construir la casa de vacaciones

Cada año, la suba en los precios de los alquileres hace que más y más personas piensen en tener su propia vivienda veraniega en la Costa, tanto para disfrutar como para tener un ingreso adicional

Cómo construir la casa de vacaciones

Las casas próximas al mar, suman diseños impactantes y de gran personalidad, alejados de los viejos palacetes del siglo pasado/web

Todos los veranos muchos turistas que optan por la costa o las montañas se hacen la misma pregunta. Será posible en algún momento tener la propia casa de fin de semana para pasarla en la Costa, o en un lugar adecuado para el descanso.

El sueño puede no estar al alcance de muchos presupuestos, sin embargo es una opción que debe considerarse y para ello es necesario tener argumentos sólidos para llevar a cabo el emprendimiento y disfrutar de todo el proceso.

ELEGIR EL LUGAR

Lo primero que hay que determinar es el lugar donde vivimos, trabajamos, estudiamos para buscar un sitio que permita hacer un cambio radical para desenchufarse de la cotidianidad. Si vivimos en una ciudad muy poblada, hay que buscar un lugar con mucha naturaleza y verde. Puede ser cerca de la costa con playas y bosque, o en el campo, cerca de un río o laguna, o en la montaña. Siempre que haya espejos de agua natural cerca es mucho mejor.

Si bien la inversión que estamos dispuestos a realizar es determinante, siempre conviene pensar que trataremos de disfrutar de la segunda casa en cada ocasión que se nos presente., por eso hay que buscar un lugar que este relativamente cerca, de donde residimos, a nos más de 500 kilómetros y con accesos fáciles de llegar. El objetivo es tener una casa para escaparse de la ciudad y disfrutar todo el año, en invierno, verano, inclusive los fines de semana largos.

INVERSIÓN

Otro punto que no puede soslayarse es el mantener el valor de la inversión, ya que el mantenimiento de la casa se puede solventar a través del tiempo con alquileres temporarios. Para ello es fundamental elegir un lugar turístico que tenga mucha demanda todo el año y que tenga alto potencial de crecimiento en el futuro. Hay algunas zonas turísticas que los valores de renta son muy atractivos. A la hora de vender se podrá recuperar lo invertido pero además se tendrá una ganancia inimaginable.

Otro tema que no puede obviarse es la ubicación del lote donde construiremos la casa de fin de semana.

Recordemos que el precio del metro cuadrado de construcción es siempre el mismo y no depende de la ubicación. Pero esa superficie construida terminada puede llegar a valer más o menos según la ubicación del lote y de la zona turística elegida.

Los valores de los terrenos en una misma localidad, de una misma superficie, varían muchísimo. Recomendamos visitar los lotes acompañados de un arquitecto de confianza.

Más allá del valor monetario del lote, también se debe considerar la topografía del lote. Hay terrenos con desniveles profundos bajo la cota cero, que son más costosos a la hora de construir y entonces su valuación es inferior. Los lotes ondulados con lomas altas son los más cotizados, ya que las vistas pueden ser muy privilegiadas. Los lotes planos sin ondulación, son aburridos a la hora de diseñar y su valor es regular.

El mejor lote es el orientado al Noreste pero depende de cómo se ubique la casa en el terreno

Los lotes con una arboleda añosa valen más. Los lotes sin árboles tienen un costo inferior pero dan más libertad de proyecto, ya que a la arboleda hay que respetarla y sólo se pueden sacrificar algunos pocos árboles para la construcción.

La ubicación del lote en la manzana determina el precio. Los lotes medianeros, con terrenos a ambos lados, tienen menor cotización ya que tienen o van a tener construcciones muy cercanas. Es un punto en contra, ya que el diseño arquitectónico de la casa puede llegar a opacarse con casas vecinas de arquitectura dudosa o de mal gusto. Casas hermosísimas han sido perjudicadas por ese aspecto. Los lotes de esquina en las localidades turísticas y en los countries son los más cotizados, ya que el diseño de la casa nunca va a ser interferido por otras construcciones y se podrá apreciar desde diferentes perspectivas. También algo que suma a los lotes de esquina es la superficie perimetral de los bordes de casi 3 metros reservado como espacio intermedio entre la calle y el lote, Ejemplo: un lote de 20 x 50 metros, en realidad pasa a tener visualmente 23 x 53. metros

El Ancho del lote es determinante para un buen proyecto. Recomendamos no menor a 20 metros. Si es mayor mucho mejor. Los lotes angostos siempre tienen menor valuación.

La forma regular es mucho más adecuada para un buen proyecto. Sin embargo en algunos casos una forma irregular pero de medidas amplias puede ser muy interesante a la hora de proyectar. En general los lotes irregulares valen menos, por los espacios residuales inutilizables.

La cercanía con el mar o a espejos de agua se duplican en valor y a medida que se alejan van disminuyendo su valuación. De todas maneras no hay que despreciar a los lotes en el bosque, internos, ya que están resguardados del viento del Atlántico y ofrecen otras bondades como vegetación más exuberante y silencio. que los lotes frente al mar no tienen. El océano es muy ventoso y es muy difícil que crezcan muchas especies arbóreas y vegetales. Además un punto muy importante es el salitre del mar que provoca la corrosión muy rápida de los materiales. El costo de mantenimiento de una casa sobre el mar es casi el doble de una casa a varias cuadras adentro.

La orientación también es un aspecto a contemplar. Analizar el recorrido del sol, las sombras que se producen. La mejor orientación es el Noreste, con el sol de mañana.

 

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...