Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Equilibrio en los ambientes

Feng Shui con plantas

Las mejores para cada sitio de la casa, cuáles conviene poner en el exterior y los cuidados que hay que tener

En Una casa con buen Feng Shui nunca faltan plantas y flores / shutterstock

En todas las casas hay partículas suspendidas que perjudican la salud, como pueden ser el radón, el dióxido de nitrógeno e incluso el polvo. El Feng Shui aconseja ventilar nuestro hogar diariamente a primera hora de la mañana. Hay plantas que pueden purificar el ambiente contribuyendo a mantener nuestra casa más saludable. En esta elección, potus, hiedras y ficus, son las mejores.

Si se trata de buscar armonía a través del arte del Feng Shui, una de las formas más fáciles y rápidas de energizar espacios, es a través de las plantas. Son elementos vivos, que respiran y que nos llenan de vitalidad y sabiendo dónde y cómo colocarlas, podemos obtener muchos beneficios para nuestra salud física y emocional, por no hablar de lo mucho que aporta estéticamente.

Se trata del elemento madera, que tiene como cualidad la adaptabilidad, el crecimiento lento pero constante como en la naturaleza y sus valores asociados son la salud y el equilibrio.

Por este motivo, en una casa con buen Feng Shui nunca faltan plantas y flores. Las plantas además de embellecer, purifican el espacio ya que gracias al proceso de la fotosíntesis liberan oxígeno en el ambiente, aportando energía fresca y vibrante.

Se recomienda colocar plantas en cualquier recinto cerrado, ya que embellecen y refrescan el espacio. Es una solución para crear rincones agradables y purificar lugares muertos, que son aquellos donde se estanca la energía. Puedes utilizarlas para el Feng Shui, porque con ellas optimizarás el flujo del Chi.

En cuanto a los cactus, mucho se habla de si son o no aconsejables dentro de casa. Los especialistas en Feng Shui prefieren que se coloquen en las ventanas y afuera si tienen pinchos. Pese a que las plantas grasas (como son los cactus), trabajan con la abundancia, las espinas están diseñadas más bien para protegernos y qué mejor forma que colocarlas en el exterior para que nuestras casas estén a salvo de las agresiones de afuera.

Antes que nada

Lo ideal es evitar las flores secas y plantas artificiales de plástico, ya que no aportan energía plena y se relaciona con energía muerta.

El baño es una de las zonas más ‘conflictivas’ de la casa en cuestión energética por lo que una planta puede ayudar a llenarlo de energía positiva, aunque es probable que se tenga que cambiarla con cierta frecuencia.

No hay que utilizar el salón como un cementerio de plantas puesto que va a bajar el Chi de la estancia y puede repercutir en tu calidad de vida.

Para el Feng Shui, las plantas con hojas afiladas se conocen como hojas de cuchillo y no se recomienda ubicarlas en zonas de convivencia familiar, ya que suelen dispersar la energía, cortarla y propician las discusiones.

Rico aroma

Para los expertos en Feng Shui, es muy recomendable colocar plantas aromáticas en la cocina. La albahaca, la menta, el perejil, romero, cebollino, orégano, salvia, lavanda, cilantro, tomillo... Además de embellecer e impregnar de ricas fragancias transmiten energía positiva y su uso aportará una dosis extra de energía nutritiva a cada plato.

Las plantas ayudan a proteger de energías tóxicas y negativas haciendo también de barrera protectora del ruido, calor, luz excesiva. Por ello son indispensables en balcones y ventanas: además de hacer de filtro armonizan lo externo con lo interno.

Energía que fluye

Las plantas con hojas en punta son idóneas para esquinas, zonas oscuras, espacios entre columnas, o en aquellos rincones donde no entra luz natural. Ayudan a que se active el Chi o energía vital en estos lugares donde tiende a estancarse.

Las plantas grasas son muy recomendables por su resistencia, necesitan pocos cuidadas y siempre lucen bellas. Por sus cualidades, según el Feng Shui, activan la energía de la abundancia.

Puesto que las plantas son las grandes potenciadoras de la energía, contra más bonitas y frondosas se las tenga, mejor. Nunca hay que conservar plantas en mal estado o secas puesto que lo que van a devolver es energía muerta.

Malas energías

Las plantas purifican el aire, inyectan vitalidad, aumentan la capacidad de concentración y mejoran el estado anímico. Un buen consejo es poner algunas plantas en el recibidor de la casa para que hagan de filtro energético de todo lo que viene del exterior.

Las plantas conectan directamente con la naturaleza y con el estado de salud y equilibro genuinos. Son muy recomendables para el interior de la casa las de hojas en forma redonda, ovaladas o de corazón, como por ejemplo el ficus, el potus, el lirio de la paz (spathiphyllum), white butterfly, etc.

No hay que colocar las plantas en zonas que obstaculicen el paso de la casa, esto provocaría que la energía se confundiera también y no fluyera de forma adecuada. Crear un rincón como este cerca de una ventana y aprovechándose de las tendencias decorativas que se llenan de hojas tropicales, es una idea muy buena.

El Feng Shui nos dice que las plantas con flores atraen el amor. Ya sea que estés solo o en pareja, se puede potenciar que este sentimiento reine en el hogar a través de pequeñas macetas con alguna flor, como la lavanda, que además te aportará buen olor y un ambiente de relajación.

No hay mejor forma de conseguir la paz, que a través de la naturaleza. Las plantas son las grandes armonizadoras, equilibran el ambiente haciendo que las estancias sean más acogedoras y relajantes. Estar en contacto con ellas ayudan a disminuir el nivel de estrés.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...