Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
En La Plata ningún rubro comercial se salva de la acentuada caída en las ventas

Lo marca el último estudio de la facultad de Económicas. El 63% de los comerciantes dijo haber vendido menos que el año pasado. Escasas expectativas de mejora, inversión y generación de fuentes laborales para estos meses

En La Plata ningún rubro comercial se salva de la acentuada caída en las ventas

en el centro platense las ventas siguen muy alicaídas/ c. santoro

8 de Noviembre de 2019 | 02:46
Edición impresa

Un nuevo informe sobre el comercio local confirma que el año 2019 será para el olvido. Es sobre el comportamiento de la actividad en el tercer trimestre del año. Todos los números dan negativos: ventas, expectativas e inversiones. En el sector apuestan a las fiestas de fin de año como último recurso para sostener una mínima luz de esperanza de salvar el ciclo. Los comerciantes platenses hablan de recesión, inseguridad, tarifazos y falta de políticas de promoción del consumo.

El creciente índice de locales cerrados, la falta de demanda y la venta ambulante forman parte de la preocupación del sector. La Encuesta de Comercios de La Plata, realizada por el Laboratorio de Desarrollo Sectorial y Territorial de la facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de La Plata, asegura que el 63 por ciento de los comerciantes encuestados manifiesta una caída de las ventas, que en promedio disminuyeron en el tercer trimestre del año (julio/septiembre) el 19 por ciento con respecto al mismo periodo del año anterior; todos los rubros registraron caídas en las estadísticas y, por ejemplo, los taxistas llevan un acumulado del 33 por ciento de disminución en la cantidad de viajes.

La inflación y la falta de demanda son los problemas macroeconómicos mencionados por los comerciantes como principal traba para sus negocios.

Respecto al espacio público, si bien el estacionamiento sigue como el problema más mencionado por los empresarios, en este tercer trimestre analizado fue superado por la inseguridad, y reclaman una política de seguridad al gobierno local.

Otro dato que surgió del trabajo que se dio a conocer recientemente y será expuesto en las próximas horas ante la Federación de Mayoristas y Proveedores del Estado, es que el 80 por ciento de los encuestados ha sufrido cortes de energía durante el trimestre julio octubre, y el alza de las tarifas, precisamente, se ubicó en el tercer lugar entre los problemas macroeconómicos mencionados por los comerciantes.

Agustín Lodola, director del Laboratorio de Desarrollo Sectorial y Territorial, que hizo el trabajo que busca conformar el indicador de actividad económica de la Ciudad, sostuvo que “uno de los datos más llamativos es la drástica baja de las ventas en todos los rubros, que en algunos casos llegaron al 37 por ciento, como fue el caso de los libros, diarios, música y deportes, según la variación interanual julio septiembre 2019. En este trimestre, ni siquiera los cines se salvaron, que en meses anteriores habían levantado la actividad comercial. Textiles y prendas de vestir bajó un 19 por ciento; restaurantes 23 por ciento, informática y comunicaciones, 27 por ciento; materiales para la construcción y durables, 16 por ciento; alimentos, 17 por ciento”.

También destaca Lodola que “sobresale la demanda de los comerciantes de aumentar los salarios de los empleados públicos, y a su vez piden una reforma tributaria”.

“Estamos en un año de gran depresión económica, que se traduce, entre otros factores, en la cantidad de comercios cerrados; en la baja expectativa de una mejora para los próximos meses y la alta cantidad de comerciantes que aseguran que no van a incorporar empleados, índice que llega al 84 por ciento, y aumentó el índice que se refiere a la reducción del personal: en el tercer trimestre un 9 por ciento dijo que reducirá personal, mientras que en el trimestre anterior fue del 7 por ciento”.

Otro dato que despierta una luz de alerta es que en el 66 por ciento de los negocios encuestados manifestaron que no realizarán nuevas inversiones, un poco más del 62 por ciento que se registró en el trimestre anterior”, agregó.

El trabajo abarca una muestra representativa de 500 casos de un listado de locales que se obtiene a partir del relevamiento de las principales zonas comerciales del Partido.

Sobre las expectativas con respecto a las ventas nominales, el 34 por ciento de los comerciantes esperan que no varíen; el mismo porcentaje cree que disminuirán y el 32 por ciento espera que aumenten. Son valores similares al trimestre anterior.

LA VOZ DE LOS COMERCIANTES

Martín Bizet, gerente comercial de la Cámara de Comercio de City Bell, planteó que “un parámetro de lo mal que está la actividad fue el Día de la Madre, una de las fechas mas esperadas para las ventas, pero ni siquiera empatamos. Hacemos distintas actividades para atraer clientes, pero los números no levantan”.

El comerciante dijo que “al tremendo panorama que afrontamos le tenemos que sumar un incremento del 30 por ciento en las telas que se compraron recientemente, razón por la cual se espera que en los próximos días haya aumentos en el rubro de vestimenta”.

La seguridad es uno de los rubros que le piden al poder político local que mejore. Según contó el dirigente de la cámara de comercio de esa localidad, “la delincuencia juvenil es un problema cada vez más serio. Incluso, llega a superar al tema de la recesión. Hay seis robos por semana en comercios de City Bell, y la última reunión de la cámara fue el tema más convocante, superando a la crisis económica y la caída de las ventas”.

Los comerciantes piden aumentar los sueldos de los empleados públicos y reformas tributarias

El combo que plantean los comerciantes de City Bell es prácticamente explosivo, porque “la actualidad está marcada por la inseguridad, el vandalismo, la recesión, la inflación y los tarifazos”.

Bizet dijo que “en el caso de City Bell, tenemos la esperanza que en el verano no baje aún más la actividad porque es el único que tiene similitudes con los de la Costa. Tiene la fisonomía de los centros comerciales estivales, pero sin mar. El verde, el paseo a cielo abierto, le otorgan un aire de paseo especial y la gente lo elige”.

En el centro de La Plata la situación es similar, y le agregan otro factor que pone en jaque la actividad comercial: la venta ambulante.

Guillermo Salvioli, titular de la asociación de comerciantes de calle 8 y adyacencias, dijo que “el panorama es de suma preocupación. De los 700 locales a la calle, el 20 por ciento está desocupado. Sólo dos de las 10 galerías que tiene el centro comercial de 46 a 51 y de 6 a 9 está completo. El resto está en un 50 por ciento de ocupación o menos”.

“La venta ambulante genera estragos en los comercios que tributamos. Además, ocupan la vereda de tal forma que a la gente no le queda espacio para caminar. A este factor hay que sumarle la inseguridad”, agregó Salvioli.

También remarcó que “la baja de las ventas se pronunció en los últimos 4 años. Esperamos que el cambio de gobierno traiga aires nuevos, diferentes y que se impulse más la actividad económica. Este modelo, que nos presionó tributariamente y no promovió la producción y consumo nos llevó a una situación crítica en lo económico”.

Salvioli espera que “la Navidad traiga un poco más de actividad. Nos duele tener que desprendernos de empleados porque los números no cierran”. También planteó que la zona del centro de calle 8 y adyacencias “no cuenta con un buen sistema de limpieza, iluminación, y seguridad. Todo lo hacemos a pulmón los comerciantes, que traemos atractivos periódicamente para que el paseo no se agote en caminar y mirar vidrieras”.

“Inflación, recesión, tarifazos, inseguridad y vandalismo, un combo tremendo”

 

Multimedia

en el centro platense las ventas siguen muy alicaídas/ c. santoro

“El 20 por ciento de los comercios de calle 8 y adyacencias está cerrado. Esperamos que Navidad nos permita repuntar un poco en las ventas porque este año ha sido durísimo para el sector”. Guillermo Salvioli Comerciante

“Desde hace seis años que las ventas bajan, pero este 2019 es tremendo. Inflación, inseguridad, vandalismo, recesión y bajas expectativas para el futuro en lo que respecta a las ventas y las inversiones. Martín Bizet Comerciante

“Todos los rubros tuvieron bajas en las ventas. Este es el año de la gran depresión para la actividad comercial. Los índices son todos negativos. Demandan aumentos de salarios en el sector público y reformas tributarias” Agustín Lodola Economista

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla