Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Desaciertos que ahogan

La salida del segundo entrenador en menos de un año marcará seguramente un quiebre en el futuro inmediato de Estudiantes. Se acerca una renovación importante del plantel. Hay varios contratos que se terminan y muchas situaciones que están en plena observación.

Desaciertos que ahogan

El ciclo de Lucas Bernardi no terminó tras la caída frente a Racing. El desgaste comenzó cuando el técnico decidió implementar una rotación en el equipo, que lejos estuvo de tener los resultados que se esperaban. De 5 a 9 cambios por partido cada vez que la agenda se presentaba apretada por la doble competencia. Desde el partido con Huracán hasta el final, quedó una imagen totalmente contraria a la del arranque del año. La derrota con Santos en cancha de Quilmes fue el primer golpe certero y nadie supo cerrar las grietas.

Con el rosarino afuera y un objetivo concreto bien cerca (Nacional el 24 de mayo), será el Chino Benítez quien nuevamente se haga cago. ¿Y después? Más allá del nuevo técnico (Sebastián Beccacece es el máximo apuntado), la dirigencia ya está trabajando para el armado del plantel tras el próximo mundial de Rusia. Hasta el momento no hay una venta segura en el horizonte, la billetera no asoma como para hacer erogaciones importantes; y la obra de 1 y 57 sigue siendo prioridad.

El capitán Leandro Desábato ya dijo lo que dijo y hay que esperar para ver si continúa o, como parece, cuelga los botines ahora. La tranquilidad para los hinchas está en la postura de Rodrigo Braña que continuará, pero no hay que dejar de lado a otros hombres importantes del grupo como Mariano Pavone, Andújar y el propio Gastón Fernández. Su continuidad no está asegurada. En otra línea de análisis aparecen casos menos rutilantes como Lucas Melano, Marco Borgnino, Sebastián Dubarbier, Pablo Lugüercio y el ecuatoriano Alemán, entre otros.

Un nuevo mercado se acerca y el margen de error se achica; los antecedentes (Fernando Zuqui y Gastón Giménez por ejemplo) son elocuentes, y si Estudiantes quiere retomar cierto camino pasado, Verón y Alayes no podrán fallar más. Un nuevo técnico y un plantel retocado para empezar de cero con o sin Copa Libertadores, pero con la seguridad que hacia determinados lugares ya no se puede volver.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...