Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Apoyo al acuerdo con la Unión Europea y dura crítica al gobierno de Maduro

El texto sobre Venezuela, reconoce como “autoridad legítima” de ese país a Juan Guaidó, líder de la Asamblea Nacional. Uruguay no firmó

18 de Julio de 2019 | 03:28
Edición impresa

El presidente Mauricio Macri celebró ayer “el hito histórico” de la cumbre de jefes de Estado de los países del Mercosur que se realizó en la ciudad de Santa Fe, tras el acuerdo comercial con la Unión Europea (UE), al tiempo que demandó al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro que “deje de obstruir la transición democrática y cese con las violaciones de los derechos humanos”.

“Cuando hace tres años y medio asumí como presidente de la Argentina los invité a trabajar para que consolidemos juntos el Mercosur. Hoy estoy convencido de que es un espacio estratégico para fortalecer las relaciones económicas de nuestros pueblos y con el mundo”, dijo el presidente acompañado por el canciller Jorge Faurie, y los ministros de Hacienda, Nicolás Dujovne, de Interior, Rogelio Frigerio y de Producción, Dante Sica.

“Trabajamos en avanzar en una integración efectiva. El acuerdo con la Unión Europea es fruto de este trabajo colectivo en el que demostramos vocación y compromiso, todos al más alto nivel”, señaló.

Subrayó que el acuerdo con la UE “es una señal clara al mundo de que queremos que el Mercosur sea un bloque competitivo, dinámico y con reglas de juego claras para invertir y hacer negocios”.

En lo que respecta a Venezuela, el presidente argentino expresó su “solidaridad” con el pueblo caribeño al sostener que ese país “sufre una crisis humanitaria sin precedentes en nuestra región”.

Macri ratificó que el Mercosur “reconoce” a la Asamblea Nacional de Venezuela y al presidente encargado, Juan Guaidó, como “única autoridad legítima” en ese país, por lo que le demandó al presidente Nicolás Maduro a que “deje de obstruir la transición democrática y cese con las violaciones de los derechos humanos”.

Durante la cumbre de Santa Fe, Macri traspasó la presidencia temporaria del Mercosur al mandatario brasileño, Jair Bolsonaro, que la ejercerá por seis meses.

A la cumbre asistieron además los presidentes de Paraguay, Mario Abdo Benítez, y de Uruguay, Tabaré Vázquez, -los otros socios plenos del bloque-, y los de Bolivia, Evo Morales, y de Chile, Sebastián Piñera, en la condición de países asociados.

En tanto el canciller Jorge Faurie afirmó que el acuerdo Mercosur-UE es “un punto de inflexión para la agenda interna y externa” del bloque regional, al tiempo que resaltó el liderazgo ejercido por el presidente Macri que permiten poner de manifiesto que “trabajar produce resultados”.

“La realización de este acuerdo con la Unión Europea ha probado que el esfuerzo negociador de Argentina, y que el presidente Macri lideró con tanta nitidez a través de estos tres últimos años y medio de gestión, producen resultados, trabajar produce resultados y las persistencia de los objetivos produce resultados”, dijo el canciller durante una rueda de prensa.

Por otra parte uno de los pronunciamientos del Mercosur fue el llamado a “buscar un pronto retorno de la institucionalidad democrática” en Venezuela y “promover el restablecimiento pleno de la democracia”, lo que incluye la realización de “elecciones presidenciales libres, justas y transparentes en el menor tiempo posible”.

En un documento firmado por los cuatro países del bloque durante la 54° Cumbre de Jefes de Estado, el Mercosur manifestó su “preocupación” por la “grave crisis que atraviesa Venezuela, que afecta seriamente la situación humanitaria y de derechos humanos”.

En tal sentido señala el informe publicado el 4 de julio de 2019 por la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

El texto contó con la firma de los presidentes Macri, Bolsonaro, Benítez y Tabaré Vázquez y sumó también la adhesión del mandatario chileno Sebastián Piñera como país asociado. En tanto, el único Estado asociado de la región que no suscribió la declaración fue Bolivia.

Los países firmantes coincidieron en que “la comunidad internacional debe continuar contribuyendo, por todos los medios pacíficos a su alcance, a buscar un pronto retorno de la institucionalidad democrática” en Venezuela.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla