Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $130,69
Dólar Ahorro/Turista $215.64
Dólar Blue $239,00
Euro $135,85
Riesgo País 2374
Economía Dominical |Cifras del FMI y consultoras
La guerra es combustible para la inflación mundial y la argentina

Estados Unidos marcó la tasa más alta de inflación en 40 años. Argentina se mantiene en el lote de países con mayores subas de precios, con un índice al 51,7% que ya quedó viejo. Las consultoras proyectan más de 72%

La guerra es combustible para la inflación mundial y la argentina
12 de Junio de 2022 | 03:53
Edición impresa

Impulsada por los costos de los alimentos y la energía tras la pandemia del COVID-19, la inflación se ha visto agravada por la invasión de Rusia a Ucrania. El índice mensual de precios de los alimentos de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), que hace un seguimiento a los precios de los productos alimentarios comercializados a nivel mundial, registró un aumento del 12,6% entre febrero y marzo, alcanzando el nivel más alto desde su creación en 1990.

Por todo esto es que la economía mundial está experimentando una inflación sin precedentes en los últimos 50 años. Según las previsiones del Fondo Monetario Internacional (FMI), la tasa de inflación podría promediar un 7,4% a nivel global este año. Las economías emergentes y en desarrollo serán las más golpeadas por este aumento generalizado de precios, ya que se espera que registren un 8,7% de inflación. En las economías más avanzadas, este porcentaje se situaría en un 5,7%, una cifra mucho más alta que la registrada en los tres años anteriores a la pandemia, cuando no superaba el 2%.

Este flagelo que viven las economías mundiales tiene sus puntos más altos en países que conviven con una suba persistente de los precios desde hace años y en valores mucho más altos -que se explican más por causas internas- y que empeoran con el actual contexto mundial negativo.

Son los casos de Venezuela, que este año podría alcanzar un 500%. Sudán sería la segunda economía más afectada, con una tasa de más de 245%, seguida por Zimbabwe (86,7%), Turquía (60,5%), Yemen (59,7%) y Argentina (51,7%), según el FMI, aunque el indicador de nuestro país, que data de hace un par de meses, casi con seguridad será corregido al alza por lo que marca la dinámica inflacionaria.

Por eso, en el plano doméstico las cifras que ya proyectan consultoras que informan al Banco Central ubican al IPC por encima del 72% anual, lo que colocaría a nuestro país en el cuarto lugar de este ranking.

A Rusia, embarcarse en una guerra con Ucrania podría costarle un 21,3% de inflación en 2022, una de las más altas del primer mundo. En Estados Unidos, los precios podrían aumentar un promedio de 7,7% este año, casi el doble de lo registrado en 2021 y seis veces más que en 2020. A su vez, Japón y China ostentarían dos de las menores tasas de inflación en 2022, con tan sólo 1% y 2,1%, respectivamente.

Las causas de este fenómeno, que solía ser un problema propio de economías de bajos ingresos o con serias crisis económicas, radican en varios factores. Según el análisis del FMI, entre ellos se encuentran el gran aumento de la demanda en 2021, año en el que también se vio limitado el suministro de productos por las restricciones y la escasez de trabajadores producto de la pandemia del Covid-19. Como si fuera poco, la guerra de Rusia en Ucrania contrajo aún más la disponibilidad de materias primas y provocó un aumento de los precios de los alimentos y la energía. Por estos motivos, se espera que la inflación continúe siendo un problema en los años venideros.

LOS ALIMENTOS

Los precios de los alimentos volverían a incrementarse cerca de un 5% en junio, lo que suma una mayor presión al Índice de Precios al Consumidor (IPC) y golpea –sobre todo- a las personas de menor poder adquisitivo.

Según el informe que elabora la consultora EcoGo, durante la primera semana de este mes el precio de los alimentos exhibió una variación del 1%. “Con este dato y considerando una proyección de variación semanal de los alimentos del 1%, la inflación de alimentos consumidos en el hogar en junio alcanzaría el 4,7% mensual”, señalaron desde la firma.

De concretarse este dato, representaría una leve desaceleración con respecto a la suba del 5% que –según estiman las consultoras- tuvieron los alimentos en mayo. Esta parece ser, de hecho, una tendencia de los últimos meses: luego del pico de febrero, cuando según INDEC los alimentos y bebidas subieron 7,5%, este rubro comenzó un camino descendente (aunque siempre en niveles muy altos): fue 7,2% en marzo y 5,9% en abril.

Según explicó Damián Di Pace, director de la consultora Focus Market, este fenómeno podría deberse a una caída en la demanda. “Hay desaceleración porque no se puede convalidar semejante aumento con una caída fuerte de la demanda. Es imposible”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $350.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla