Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Felipe Colombo: El mexicano que descubrió Cris Morena

El actor mexicano Felipe Colombo es uno de los galancitos del momento. Con apenas 21 años llegó de su país hace siete y enseguida se codeó con el éxito. Formó parte de "Rebelde Way", luego se mostró como cantante en la banda Erreway. Pero el salto lo dio en "El graduado" junto a Nacha Guevara y ahora se luce con un importante papel en la miniserie erótica "Doble vida". Quería despegar de su imagen de niño galán y lo logró.

El ex "Rebelde Way", en las notas que concede, se muestra muy sincero a punto tal que en una de ellas reconoció que para la pieza "El graduado" se inspiró en sus propias experiencias sexuales.

Es más, confesó que tuvo una relación sexual con una mujer de 41 años de la que aprendió mucho sexualmente y de la vida. En el teatro, mediante su personaje, seduce a Nacha Guevara, quien hace un comentado desnudo en escena.

El actor de 21 años creció de golpe tanto en la vida como en la actuación. Sin ir más lejos en "Indomables" contó que antes del debut en "El graduado" Nacha Guevara irrumpió en su camarín desnuda. El actor, intimidado y colorado, no tuvo mejor idea de manejar la situación diciendo lo que dictaba el libreto.

"Tuve relaciones sexuales con una cuarentona y me enseñó muchas cosas no sólo del sexo sino también de la vida", comentó uno de los ex protagonistas de "Rebelde Way".

Al referirse a las mujeres argentinas se muestra muy caballero. "Me encantan de verdad. Más que del país, estoy enamorado de las mujeres que hay en la Argentina. Son muy lindas. Las latinoamericanas, incluso las mexicanas, son más mestizas, en cambio acá en Buenos Aires y en el interior del país se nota mucho que tienen aires europeos, pero que son menos frías que las del Viejo Continente", expresa.

SE QUITO LA MOCHILA

El 2005 lo arrancó con mucha alegría porque se sacó la mochila que significaba ser un "chico Cris Morena" y empezó a mostrar su veta como actor serio.

Actualmente protagoniza uno de los grandes éxitos teatrales del año y le molesta que el desnudo que realiza sobre el escenario Nacha "haya tenido tanta repercusión en los medios y en la gente. Porque pareciera que es más importante el desnudo de Guevara que la obra, cuando en realidad se trata de una pieza exquisita", decía.

Está dando sus primeros pasos lejos de la productora de Cris Morena, que lo consagró entre el público adolescente y juvenil y que le deparó una fama tremenda. "Cris, cuando me conoció, le preguntó a mis padres si me dejaban venir a trabajar a Buenos Aires. En principio era un ofrecimiento para estar solamente seis meses, pero al final resulta que ya llevo siete años en este hermoso país".

SUEÑOS CUMPLIDOS

El actor tuvo sobradas razones para que la fama lo haya mareado, pero se mantuvo sobre sus cabales y con los pies en la tierra. Jamás maltrató a la prensa ni se mostró antipático con los periodistas, como sucede con otros galancitos argentinos.

En el plano laboral también se mostró maduro. Prueba de ello es que una de sus ambiciones, en épocas en las que las fans deliraban por él, era hacer teatro. "Yo quería hacer teatro, pero ningún productor me llamaba. Entonces trataba de armar mis propios proyectos para ver si de esa manera podía subir a un escenario. Hasta que surgió esta posibilidad de 'El graduado', que para mí es como tocar el cielo con las manos", reconoció.

Durante todo 2004 no trabajó, porque según sus propias palabras, "había trabajado mucho durante cinco años seguidos, sin parar. Por eso me quería tomar un añito de vagancia. Había días en los que me levantaba y me decía a mí mismo: 'Hoy no tengo nada que hacer y no voy a hacer nada'. El año pasado lo utilicé para ocuparme de otras actividades que no tuvieran nada que ver con el trabajo".

Aspira a que después de "El graduado" y de "Doble vida" despegue definitivamente del rol de chico rebelde que cultivaba desde la época de "Rebelde Way" para que lo convoquen únicamente para proyectos más adultos.

"Cuando terminó el programa de Cris nadie me llamaba para ofrecerme algo, había comenzado a desesperarme bastante. Yo me había propuesto hacer teatro. Era como una cuestión pendiente que tenía desde hacía largo tiempo", recuerda.

Su carrera le permitió pisar lugares recónditos como el caso de Israel a donde fue con la banda Erreway. Recuerda particularmente que "lo que más me impresionó fue que cuando llegamos al aeropuerto de Tel Aviv había gente que nos estaba esperando sin dormir, para poder vernos. Aunque parezca una exageración de mi parte, a mí me daba la sensación de que nos trataban como si fuéramos Los Beatles. Fue una experiencia alucinante".

Felipe Colombo se perfila como un galán con todas las letras, y parece que está en los lugares justos, en el momento indicado.

TAXY BOY POR UNA NOCHE

Por otra parte, en "Doble vida" personifica a Pastor. En el primer capítulo tuvo su debut por una sola noche como taxi boy con una mujer mayor que él (Mónica Gonzaga), pero como no le gustó ese trabajo se abrió.

Actualmente trabaja en la miniserie erótica "Doble vida" en donde personifica a un joven que sufre por la muerte de su madre. Y aunque su padre quiere ocultar que se trató de un asesinato, su personaje, investiga por sus medios con el objetivo de descubrir la verdad.

Por otra parte, frecuenta el prostíbulo en el que Moria Casán es la madama y mantiene escenas de sexo con Juana Viale del Carril y se espera que también lo tenga con Bárbara Lombardo, de quien está perdidamente enamorado.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...