Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
La Ciudad |“SEREMOS LOS ÚLTIMOS EN VOLVER A ABRIR”, ESTIMAN EN EL SECTOR
Hoteles de La Plata en crisis terminal: cerrados y con costos altísimos para afrontar

Las facturas de servicios se tornaron impagables y algunos no llegan a cubrir el 25% de los salarios. Piden un plan de rescate urgente

Hoteles de La Plata en crisis terminal: cerrados y con costos altísimos para afrontar
29 de Junio de 2020 | 03:04
Edición impresa

Los hoteles de la Ciudad están en “situación terminal”. Así lo sentenciaron distintas fuentes consultadas por este diario, tras pasar más de 100 días sin ingresos, en los que tuvieron que cerrar por la cuarentena, afrontar gastos por servicios públicos, pago de sueldos y otros costos operativos. A esa situación se le suma la incertidumbre sobre el futuro inmediato y a mediano plazo, sin fecha cierta para llegar a una nueva normalidad que permita reabrir las puertas.

Tras conocerse un informe de la Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina, que mencionaba que el 70 por ciento de los hoteles y locales gastronómicos podría cerrar de extenderse el confinamiento, fuentes de la Cámara de Turismo de la Región marcaron que en La Plata será más grave, por el perfil que tiene la actividad en la Ciudad: reuniones y congresos son el insumo básico de la hotelería local y esos encuentros están entre los últimos en reactivarse.

La mayoría de los hoteles son pequeñas y medianas empresas familiares, según describen en el sector, que tuvo sus marcadas oscilaciones en los últimos años. Primero habían cerrado tres complejos con impronta en esta urbe: Cristal, La Plata y el Argentino. Pero el año pasado hubo algunos vientos de cambio, con la apuesta de distintos inversores que lograron sumarle a la Ciudad nuevas plazas en el terreno de las propuestas de cuatro y cinco estrellas. Estas inversiones en el primer año sufren un gran deterioro porque no hay huéspedes, describieron las autoridades del Ente Turístico municipal.

Por la pandemia del coronavirus los hoteles tuvieron que cerrar desde el 20 de marzo. Algunos tenían pasajeros cuando empezó el aislamiento social obligatorio. Debieron encontrar comodidades para los huéspedes en otros lugares.

En esos momentos también vivieron momentos de mucha tensión y caos. Hasta tuvieron sospechas de casos de Covid-19 sobre algunos pasajeros que habían llegado de Europa o de países de Latinoamérica. En uno de los hoteles contaron que hubo clientes que se fugaron sin pagar la estadía, según contaron a este diario.

BOLETAS QUE NO PARAN DE LLEGAR

Julieta Cobello, gerenta del Hotel del Rey, dijo que “las empresas de servicios nos siguen enviando facturas como si tuviéramos huéspedes. Con cero ingreso se torna imposible afrontar los costos y se agotan los recursos”.

Por el servicio de energía eléctrica los hoteles pagan un canon por potencia de instalación más el consumo que se registre. Aunque no tengan consumo, el costo fijo sigue y por ejemplo un hotel de la zona de plaza San Martín recibió una boleta de 100.000 pesos por la luz, según contaron operadores del rubro.

En La Plata hay cerca de 15 hoteles de distinta categoría, significan entre 1.500 y 2.000 plazas, y generan entre 700 y 1.000 puestos de trabajo en forma directa. Pero también potencian fuentes laborales indirectas: lavaderos y gastronomía son dos rubros que se ven favorecidos cuando estos emprendimientos están en pleno funcionamiento. Con los hoteles cerrados hasta nuevo aviso, la reducción de los puestos de trabajo es casi total.

“Estamos ante una situación inédita. Uno de los momentos más graves que logramos superar fue cuando se inundó la Ciudad en 2013. Estuvimos tres días cerrados, pero pudimos recuperarnos de a poco. Ahora llevamos más de cien días cerrados y no sabemos hasta cuándo se estirarán las etapas de cuarentena”, contó Cobello.

Según la operadora, “los hoteles sólo pueden alojar gente en situaciones excepcionales. Por razones de salud (alguien que se tiene que someter a una operación o tratamiento impostergable), un huésped que forma parte de la cadena alimenticia o bien algún pasajero que debe arreglar una maquinaria para emprendimientos esenciales o exceptuados”. Por esto, algunos dejaron una guardia mínima o pasiva.

Remarca Cobello que la “ayuda del Estado ha llegado, pero a esta altura ya resulta insuficiente. Paga con el ATP el 50 por ciento del sueldo de los empleados, y nosotros pagamos un 25 por ciento por los acuerdos alcanzados al ser un rubro que no tiene ingresos. En nuestro caso tenemos menos de 10 empleados, a los que hay que pagarle las cargas sociales, fundamentalmente los aportes a las obras sociales, para que no se queden sin cobertura médica”.

“Estamos ante una crisis terminal. No podemos cubrir ni el 25 por ciento del sueldo que tenemos que pagar. Sin un plan de rescate, vamos a quebrar todos”

 

María Nina, titular del Hotel del Sol, otro emprendimiento familiar, aseguró: “estamos ante una crisis terminal. No podemos cubrir ni el 25 por ciento del sueldo que tenemos que pagar. Nos llegan avisos de corte de servicios. Sin un plan de rescate vamos a quebrar todos. Hasta ahora soporté tres meses, pero es muy difícil seguir así”.

“Facturas de servicio altísimas, por arriba de los 50.000 pesos en el caso de la luz, 15 empleados a los que no podemos garantizarle el pago de los salarios, sin posibilidades de asumir un crédito aunque fuera de tasa cero, y sin ingresos ni fecha probable para la reactivación”, subrayó la joven operadora, quien dijo también: “sabemos que cerrar el hotel será como dejar un hijo. Vamos a ver qué ocurre en los próximos días. En el contexto previo a la pandemia, que tampoco era muy favorable, pudimos pilotear la situación bastante bien, pero esto nos llevó al precipicio”.

CANCELACIONES

Al Hotel Grand Brizo (de 5 estrellas, que abrió sus puertas en la Ciudad en febrero del año pasado) la cuarentena lo encontró en pleno proceso de crecimiento de reservas y actividades. Las primeras señales de preocupación llegaron en enero, cuando comenzaron las cancelaciones de reservas; en febrero se acentuaron y en marzo el “parate ya fue total”, describió Gonzalo Pereyra, vocero de la compañía Alvarez Argüelles, que tiene a cargo la explotación del emprendimiento hotelero.

“En este contexto se trabaja en preservar las fuentes laborales y a su vez en los protocolos a cumplir para cuando regrese la actividad”, explicó Pereyra a este diario y adelantó que “se están haciendo ventas a futuro, con fechas flexibles, para el momento en el que las autoridades permitan volver a operar. Creemos que La Plata puede estar entre las plazas que van a registrar un efecto de rebote positivo”.

Por su parte, Damián Holsman, presidente del Days Inn Hotel & Suites, forma parte de la Cámara de Turismo Regional La Plata, en la que está a cargo del área de hotelería. Está convencido de que “todos los sondeos que se hacen sobre el futuro del sector, que son negativos, tendrá consecuencias más graves en La Plata, por el perfil que tiene la Ciudad, con turismo social, de reuniones y congresos”.

“Pensar que desde fines del año pasado y principios de este estábamos esperanzados con la Copa América que se iba a jugar en nuestro país y tenía partidos en La Plata. De pronto nos llevó por delante el caos de marzo, y la dramática crisis que impuso la cuarentena por la pandemia. Vamos a ser los últimos en regresar y habrá que ver quién podrá sobrevivir hasta abril o mayo de 2021, porque este año está prácticamente perdido y los meses de enero y febrero la actividad es prácticamente nula”, dijo el operador hotelero.

Claudio Aguilar, presidente de la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica de La Plata (AEHG) sostuvo que “el presente es malo y el futuro se observa decadente. En 101 años que tiene la entidad es la primera vez que se sufre semejante crisis. El sector hotelero no tiene forma de reinvertarse. Los gastronómicos utilizan el delivery, pero tampoco alcanza para sostener la actividad. En La Plata, entre ambos rubros (hoteles y locales gastronómicos), tenemos 3.500 establecimientos, y dentro de la Provincia son más de 50.000, por lo tanto el impacto es mayúsculo en lo económico, social y laboral”.

Según el directivo de la AHEG, “se han realizado gestiones para bajar costos en los servicios con todas las empresas y hay prestaciones que no podemos dar de baja” y se refirió a los sueldos del sector: “ya hay varios hoteles y locales gastronómicos que no pueden afrontar ni siquiera el 25 por ciento de los salarios de los empleados y no se sabe cómo se pagará el aguinaldo”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla