Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Espectáculos |DESTACADO DE LA CARTELERA
“Pequeño Gran Muerto”: en el Cementerio, renace el mito de la momia de Tolosa

El predio platense recibe desde hoy la experiencia teatral escrita y dirigida por Nelson Mallach que rescata el vínculo que el escritor uruguayo Matías Behety mantuvo con la Ciudad

“Pequeño Gran Muerto”: en el Cementerio, renace el mito de la momia de Tolosa

Alrededor del mausoleo donde descansan los restos de matías behety, conocido popularmente como la momia de tolosa, se desarrolla “pequeño gran muerto” / mula cultura

María Virginia Bruno

María Virginia Bruno
vbruno@eldia.com

27 de Marzo de 2021 | 01:35
Edición impresa

“Pequeño Gran Muerto”, un acercamiento a la historia de la Ciudad a través de la figura y posterior mito del escritor uruguayo Matías Behety, se estrena hoy en el Cementerio de La Plata, donde desde hace más de un siglo reposan sus restos: los de la momia de Tolosa.

Behety, que teniendo las posibilidades para ascender terminó descendiendo a los infiernos, murió de tuberculosis en La Plata en 1885 y fue enterrado en el cementerio de Tolosa. Años después, los cuerpos comenzaron a ser trasladados al flamante predio de 131 y 72 y, en ese proceso, restos sin identificar se disponían a ser colocados en un osario común cuando un gran acontecimiento llegó a imprimirse en letras de molde.

“Uno de los ataúdes contenía una momia de un cuerpo entero y máscara intactas, de ojos semicerrados, con su dentadura superior al descubierto en una mueca risueña; atada con cabeza con un pañuelo cuyas puntas fingíanle la mariposa de una corbata de moño, la cabellera larga y descolorida, las ropas interiores y exteriores en perfecto estado”, se leía en una crónica de la época, en donde nacía, a principios del siglo XX, el mito de la momia de Tolosa.

Tal fue la fascinación por este cuerpo que se lo llegó a exhibir en una capilla del cementerio, generando reacciones desmedidas de la gente -que lo creía santo y le adjudicaba milagros-, lo que llevó a terminar con el espectáculo ante las críticas recibidas por esa momia todavía sin nombre que, recién años después, fue identificada por quien fuera su cuñado y amigo, Antonino Lamberti. Por encargo de su familia se construyó un mausoleo de mármol y granito alrededor del cual, ahora, se teje “Pequeño Gran Muerto”.

Con dramaturgia y dirección de Nelson Mallach, esta experiencia teatral coproducida por Mula Cultura cuenta con la participación de artistas de larga trayectoria como Juan Pablo Thomas, Elke Aymonino y Gerardo “Cuco” Guzmán, pianista y actual director del Conservatorio de La Plata.

Dramaturgo, director teatral y narrador, Mallach contó en diálogo con EL DIA que más allá de la figura de Behety lo que le interesó fue el vínculo que él mantuvo con nuestra ciudad, “una relación que no se limita solo a su vida, sino a la historia que se desarrolla con su cuerpo luego de haber fallecido en 1885”.

Según admitió, el mito de la momia de Tolosa “abre la posibilidad de poder ver aquellos primeros años de nuestra ciudad de manera diferente, bajo la lente del universo decadente, bien lejos de la intención positivista que la forjó. Behety es un poco de oscuridad en la ciudad luz, un contrapunto necesario para pensar la identidad como un claroscuro”.

Para Mallach, Behety de alguna manera “inaugura post mortem la ficción en nuestra ciudad”, en tanto este poeta que estuvo vinculado con el Colegio Nacional de Buenos Aires y que hasta aparece mencionado en el libro “Juvenilia” fue protagonista de un drama de película. “Es muy interesante ver cómo un miembro de esa generación político-literaria que se considera articuladora de un proyecto de Nación moderna, elige el camino de la bohemia. Nada menos que Sarmiento había dicho que Behety era el joven más sobresaliente de su generación. La historia del caído siempre es atractiva, pero la historia del caído transformado en momia sin identidad es ya en sí un hecho artístico”, admitió el director.

Con “Pequeño Gran Muerto”, Mallach vuelve a apostar por la creación site specific, es decir, puestas pensadas para espacios determinados como fueron sus elogiados proyectos en la casa Curutchet, en el Conservatorio Gilardo Gilardi o en la casa-museo Almafuerte, lo que le permite generar “un diálogo abierto hacia nuevos espectadores”, rompiendo con “la endogamia de la actividad teatral”.

En este caso, se apropia del Cementerio de La Plata, un espacio “con innumerables perspectivas y estilos que genera una teatralidad inmediata” que no le resulta extraño y en el que mira para atrás y se ve de niño acompañando a su abuela limpiando la bóveda familiar, siendo parte de “un culto a los muertos de generaciones que ya han fallecido, que son, justamente, las que dejaron su huella arquitectónica en ese lugar”.

Para Mallach, “poner la lupa en un hecho histórico que se despliega ahí mismo es insistir en esta cuestión de la identidad sobre las que versan la mayoría de mis trabajos. Es darle a los platenses un poco de su historia a través del presente que propone la teatralidad”.

Y aunque la muerte es protagonista en este proyecto teatral, también está la vida. “Hay música, hay canciones, hay movimiento, se respira, se ríe, se bebe. No hay quietud ni silencio. Tenemos muy claro que actuamos para los vivos y para los muertos. En ese lugar donde nadie respira, la obra es de una gran vitalidad”, avanzó el director en relación al “hilo sensible” sobre la muerte que también les interesó abordar con este proyecto, más allá del horror y del sufrimiento con los que la solemos asociar.

“Pequeño Gran Muerto” se presenta como un recorrido por un espacio específico para el cual, aconsejó el director, habrá que ir preparados: “A aflojar los cuellos, a agilizar la mirada y la escucha: la acción y las perspectivas serán múltiples”.

Dadas las circunstancias tan inciertas de este presente viral, haber podido llegar a la instancia de estreno ha sido todo un logro y Mallach lo celebró. “Somos un montón los que, con lluvia, viento, sol rajante estamos ahí con una fuerza que maravilla, arriesgando tanto en este panorama delicado. Estamos emocionados, encendidos. De esa fibra está hecho PGM”.

La obra, que tendrá hoy su estreno con dos funciones agotadas, ofrecerá presentaciones los sábados de abril a las 17 y 18 (puntual, con acceso por 131 y 74). Las entradas están disponibles por Alternativa Teatral.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

Multimedia

Alrededor del mausoleo donde descansan los restos de matías behety, conocido popularmente como la momia de tolosa, se desarrolla “pequeño gran muerto” / mula cultura

“pequeño gran muerto” tendrá funciones los sábados de abril a las 17 y 18 / mula cultura

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico Promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$60.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $490.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla