Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $124,33
Dólar Ahorro/Turista $205.14
Dólar Blue $206,50
Euro $130,06
Riesgo País 1915
Fuerte e inédita movilización de policías de la Provincia

Centenares de agentes en actividad y sus familiares reclamaron mejores condiciones de trabajo

Fuerte e inédita movilización de policías de la Provincia

Policías en actividad y esposas de efectivos portando pañuelos azules participaron ayer de una movilización para reclamar mejor equipamiento para la fuerza de seguridad

19 de Marzo de 2009 | 00:00
Varios centenares de policías bonaerenses en actividad y familiares de uniformados marcharon ayer desde la Gobernación hasta el ministerio de Seguridad, para reclamar mejores condiciones de trabajo, fundamentalmente las referidas a equipamiento que -como chalecos antibalas y equipos de comunicaciones- se relaciona con el resguardo de las vidas de los agentes en enfrentamientos con delincuentes.

Se concretó así una manifestación de reclamo virtualmente inédita en la Provincia, ya que en los últimos años las movilizaciones vinculadas a demandas de los integrantes de la fuerza de seguridad fueron muy reducidas y estuvieron sólo protagonizadas por retirados o por pequeños grupos de esposas, madres e hijos de efectivos. La movida de ayer, en cambio, estuvo poblada de policías en actividad, vestidos con sus uniformes.

PAÑUELOS AZULES

Desconsolado, el padre del agente penitenciario Morinigo, que murió durante <br />un accidente que habría sido provocado por un preso, asistió a la marcha policialLa marcha de ayer mostró, además, por primera vez a varias mujeres familiares de efectivos que, en paralelo con los pañuelos blancos de las madres de desaparecidos durante la última dictadura, expresaron su reclamo llevando en sus cabezas pañuelos azules.

El único antecedente de esta manifestación se dio la semana pasada, cuando, durante el entierro del subteniente Miguel Martínez -asesinado por delincuentes-, se produjo una protesta de varias decenas de uniformados que participaron del cortejo fúnebre aplaudiendo o haciendo sonar las sirenas de los patrulleros y varios de ellos plantearon luego públicamente reclamos vinculados a las carencia de equipamiento.

La movilización de ayer mostró, por lo demás, dos grupos bien diferenciados.

Por un lado, un grupo de unos 50 hombres que se identificaron como pertenecientes a un centro de efectivos heridos en servicio, se instaló directamente frente al ministerio de Seguridad, con dos ataúdes, en uno de los cuales se metió uno de los manifestantes durante unos minutos, para colocar finalmente los féretros junto a las columnas de entrada de ese edificio.

Por otro lado, el grueso de la movilización estuvo conformado por efectivos en actividad uniformados y familiares tanto de agentes en actividad como de hombres muertos en actos de servicio, entre ellos parientes de los tres policías asesinados en el 2007 en la planta transmisora de la fuerza en nuestra ciudad. Esa columna, integrada por unas 500 personas, se reunió en la Plaza San Martín, frente a la Gobernación, y marchó hasta el ministerio de Seguridad.

En ese marco, los policías en actividad no hicieron declaraciones a los medios y la marcha se realizó sin consignas, con la sola entonación del Himno nacional.

RECLAMO Y PROMESA

Sí hicieron declaraciones los familiares que, en su mayoría, plantearon reclamos al ministerio de Seguridad por deficiencias en el equipamiento de los integrantes de la fuerza, aunque también se alzó alguna voz para cuestionar la política del anterior titular de esa cartera, León Arslanián.

Los reclamos pasaron centralmente por "chalecos que no alcanzan para todos los efectivos y están vencidos; patrulleros sin blindaje suficiente; armamento antiguo; falta de equipos de comunicación en algunos vehículos; insuficiencia de personal para cubrir todos los patrullajes".

Cuando la movilización llegó a Seguridad, varios uniformados y familiares de efectivos asesinados fueron recibidos por el ministro, Carlos Stornelli; el subsecretario Paul Starc y el jefe de la Policía, Juan Carlos Paggi, a quienes les entregaron un petitorio.

Algunos de los participantes calificaron la reunión como "positiva" aunque, dijeron, si no hay respuestas inmediatas volverán a movilizarse la semana que viene.

Según trascendió, en el encuentro los funcionarios dijeron que "ya hay 27 mil chalecos para repartir" y prometieron "aumento inmediato de las horas Cores y ascensos para los muertos y heridos en servicio".

Esas mejoras, así como un aumento salarial "luego de que se resuelva el tema de los docentes", se habían expresado en una circular que se envió a todos los efectivos de comisarías un día antes de la movilización, "aconsejándoles" también no asistir a la marcha.

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla