Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buenas voces de hollywood

Además de actuar, cantan (y muy bien)

Triunfan en la pantalla grande, pero también han sorprendido a más de uno cuando les tocó ser parte de alguna historia musical

Bradley Cooper cautivó al público con su papel en “Nace una estrella”

Nicole Kidman sorprendió cantando en el musical “Moulin Rouge!”

Son unos pocos los actores que pueden presumir de saber cantar realmente y demostrarlo en películas que se convierte en éxitos de taquilla: Elle Fanning, Bradley Cooper o Meryl Streep son algunos de los artistas que han demostrando que son capaces de cantar con sus propias voces y sin doblajes de por medio.

Pero aunque parece que cantar lo puede hacer cualquiera, la cuestión está en si se tiene una buena voz: es el caso de la actriz Elle Fanning, que acaba de estrenar la película “Alcanzado tu sueño”, en donde la joven sueña con convertirse en estrella del pop para alejarse del drama familiar.

Con un potente timbre de voz, cantando melodías que mezclan el pop con la electrónica, Fanning conquista al público juvenil dentro y fuera de las salas, ya que en YouTube una de las canciones que versiona lleva ya más de un millón de reproducciones.

Cantar no es solo cosa de actrices, muestra de ello es Jeff Bridges, cuyo talento era conocido pero no fue hasta que protagonizó la película “Corazón rebelde” (2009) cuando alcanzó el reconocimiento por su voz. Su actuación le valió el Oscar a Mejor Actor interpretando a un cantante de country cuya carrera está a la deriva.

La caracterización de Bridges en el filme y la facilidad con la que consigue “meterse de lleno” en el papel, cantando con una voz rasgada y grave mientras sus dedos bailan sobre la guitarra, hacen que parezca realmente un auténtico cantante de country con experiencia.

“Tell me something, girl, are you happy in this modern world?”, son las primeras notas con las que Bradley Cooper, considerado como uno de los hombres más atractivos, cautivó al público en su papel de cantante indie con problemas familiares y de alcoholismo.

Pero este talento musical que tenía oculto no es de nacimiento, ya que tuvo que ir durante 18 meses a clases de canto para conseguir sacar al auténtico cantante que llevaba dentro y estar a la altura de la diva Lady Gaga.

Quien también ha sabido estar a la altura es Anna Kendrick: hace siete años una canción con mucho ritmo acompañada de una “simple y sencilla” coreografía con un vaso de plástico interpretada por ella se hizo viral, en “Dando la nota”, era una chica que buscaba hacerse un hueco en la música y lo consigue pasando a formar parte de un coro.

Pero antes ya había demostrado su talento, sin tanta repercusión, en el musical “Into The Woods” (2014) junto a la gran Meryl Streep.

Streep, que ya es toda una “actriz 360” con una larga trayectoria en todos los géneros y formatos posibles, enamoró a la crítica demostrando que puede cantar y hacer comedia a lo grande en la película “Mamma Mia” (2008).

Un lado completamente diferente y nunca antes conocido, fue ver a Meryl Streep caracterizada como una estrella de rock, con rastras, piercings, tatuajes y cazadora de cuero, mientras tocaba la guitarra eléctrica con “Ricki And The Flash” (2015).

Otra de las películas que se han convertido en un clásico y un imprescindible del género musical es “Moulin Rouge!” (2001), donde Nicole Kidman versionaba canciones de Nirvana o Madonna, pero que sin lugar a dudas mostraban la gran voz que tenía la actriz, y que volvería a demostrarlo en “Nine”, junto a Penélope Cruz.

¿Cómo ganar un Oscar por una escena de menos de 5 minutos? Una respuesta que solo tiene Anne Hathaway, quien con el pelo rapado, sus grandes ojos inundados de lágrimas y una potente voz al borde del llanto dejó con la boca abierta a la crítica con “I dreamed a dream”.

Sin duda, “Los Miserables” (2012) fue uno de las películas musicales en las que todo su reparto demostraba que eran capaces de cantar, desde Hugh Jackman hasta Amanda Seyfried. Apunto estuvo también Ryan Gosling de hacerse con la estatuilla de la Academia: frente a un piano, mientras sus dedos bailaban sobre las teclas, cantaba “City of Stars” en “La La Land”, una pieza que robó el corazón del público y que provocó tantos suspiros por el bonito y romántico tándem que formaba junto a Emma Stone.

Anne Hathaway sorprendió a la crítica cantando “I dreamed a dream” y se ganó un Oscar

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla