Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
PRIMERA SENTENCIA FIRME EN CONTRA DEL EX SÚPER MINISTRO K: 5 AÑOS Y 8 MESES DE PRISIÓN

De Vido fue condenado por corrupción y no por las muertes en la estación Once

La decisión, del Tribunal Oral Federal 4, igual fue recibida con satisfacción por parte de los familiares de las víctimas. El ex funcionario no concurrió pero habló antes del fallo; le apuntó a Macri y se comparó con Jesucristo

De Vido fue condenado por corrupción y no por las muertes en la estación Once

Paolo Menghini, padre de una de las víctimas: “La Argentina es un país mejor luego de este fallo”/Twitter

El suspendido diputado y ex ministro de Planificación Federal del kirchnerismo, Julio De Vido, fue condenado ayer a 5 años y ocho meses de prisión e inhabilitado en forma perpetua para ejercer cargos públicos por el delito de “defraudación contra la administración pública”, en el marco del segundo juicio por la tragedia de Once.

La sentencia, dispuesta por el Tribunal Oral Federal 4 y la primera firme en su contra, fue recibida con satisfacción por los familiares de las víctimas que la calificaron como “una condena histórica y absolutamente ejemplar”.

Los jueces del tribunal federal condenaron al ex funcionario a 5 años y ocho meses como responsable de “defraudación contra la administración pública”, por el manejo fraudulento de los subsidios que recibía la concesionaria TBA, que tenía a su cargo el tren Sarmiento.

Asimismo, el Tribunal decidió absolver al ex ministro de Planificación por el delito de estrago culposo, es decir, por el descarrilamiento del tren en la estación terminal de Once, el 22 de febrero de 2012, que causó 51 muertos y más de setecientos heridos.

Los familiares de las 51 víctimas de la tragedia de Once anticiparon que van a apelar esta última decisión.

El tribunal pidió además el desafuero de De Vido al Congreso Nacional por esta causa, a fin de que se haga efectivo el cumplimiento de la condena de prisión, aunque el diputado ya fue desaforado en otro caso por aparente corrupción que lo mantenía detenido en el penal de Marcos Paz.

Los jueces Pablo Bertuzzi, Guillermo Costabel, María Gabriela López Iñíguez y Ana María D’Alessio, integrantes del Tribunal Oral Federal 4, también dispusieron la absolución del segundo acusado, el ex director de la Unidad de Renegociación y Análisis de Contratos de Servicios Públicos (UNIREN), Gustavo Simeonoff.

De Vido está detenido desde octubre de 2017 por otra causa de corrupción y este fallo se convirtió en el primero con condena firme contra el ex funcionario, que no estuvo ayer en la sala de audiencias de los tribunales de Comodoro Py, ya que a pedido de su defensa escuchó el veredicto desde la cárcel por video conferencia. El Tribunal anunció que los fundamentos del fallo se conocerán el 10 de diciembre próximo.

Tras la lectura de la sentencia, en las escalinatas de los tribunales, Paolo Menghini, padre del último joven en ser rescatado fallecido del tren, dijo que el fallo hacía “que Argentina ahora sea un país mejor”.

DE VIDO CULPÓ A MACRI

Julio De Vido argumentó ayer, al brindar su último testimonio antes de conocerse el fallo, que era “objeto de una perversa persecución judicial, política y mediática” que, consideró, comenzó el 10 de diciembre de 2015 cuando terminó el gobierno de Cristina Kirchner.

De Vido culpó directamente al presidente Mauricio Macri por considerar que había pedido su detención “en forma pública”.

Durante 20 minutos De Vido leyó su defensa, señalando que cuenta con su fe religiosa, comparó su situación con la de Jesucristo cuando fue detenido en el Monte de los Olivos.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...